Publicaciones Recientes
2024-07-01 08:30:00 -0600
2024-02-01 09:47:00 -0600
2024-01-01 09:00:00 -0600
2024-01-01 08:00:00 -0600

Leche materna hoy, salud y bienestar en el futuro

La lactancia materna es la forma ideal de aportar a los niños pequeños los nutrientes que necesitan para un crecimiento y desarrollo saludables. Prácticamente todas las mujeres pueden amamantar, siempre que dispongan de buena información y del apoyo de su familia y del sistema de atención en salud.

Procuraduría Federal del Consumidor | 21 de abril de 2020
Leche materna hoy, salud y bienestar en el futuro Leche materna hoy, salud y bienestar en el futuro

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) los primeros dos años de vida del niño son cruciales, toda vez que la nutrición óptima proporcionada por la leche materna durante ese periodo reduce la cantidad muertes y enfermedades.

En esta entrega te hablaremos del mejor alimento que existe para los bebés: la leche materna, además de los beneficios para la madre y el bebé en el corto y largo plazo.

La lactancia y la supervivencia de los bebés

“Si todos los niños de 0 a 23 meses estuvieran amamantados de forma óptima, cada año se salvarían más de 820 mil niños de menos de 5 años” Organización Mundial de la Salud (OMS).

No obstante que la lactancia materna es una de las formas más eficaces de asegurar la salud y la supervivencia de los niños a escala mundial, solo 40% de los lactantes menores de seis meses reciben leche materna como alimentación exclusiva. Las razones varían, pero mucho tiene que ver la falta de consejos y apoyo que necesitan las madres por parte de los especialistas.

La OMS y el UNICEF recomiendan el inicio inmediato de la lactancia materna en la primera hora de vida y exclusiva durante los primeros seis años.

Lo anterior obedece a que la leche materna es una fuente importante de energía y nutrientes para los niños de 6 a 23 meses. Puede aportar más de la mitad de las necesidades energéticas del niño entre los 6 y los 12 meses, y un tercio entre los 12 y los 24 meses.

Reduce la muerte por malnutrición e incluso los bebés amamantados presentan bajos índices de enfermedades infantiles como otitis, bronquiolitis, gastroenteritis, leucemia, diabetes, además sus estancias hospitalarias son más breves.

De acuerdo con el documento “La alimentación del lactante y del niño pequeño” de la OMS se enlistan los siguientes componentes principales en la leche materna:

/cms/uploads/image/file/578228/Captura_de_Pantalla_2020-04-21_a_la_s__9.21.56.png

En el largo plazo los niños y adolescentes que fueron amamantados tienen menos probabilidades de padecer enfermedades coronarias, sobrepeso u obesidad, obtienen mejores resultados en las pruebas de inteligencia y tienen mayor asistencia a la escuela, incluso la lactancia materna se asocia a mayores ingresos en la vida adulta.

Además, existe una amplia evidencia científica que demuestra que una buena práctica de lactancia también protege la salud de las madres tanto a corto como a largo plazo. El riesgo de sufrir enfermedades como hipertensión, sobrepeso y obesidad, diabetes, al igual que cáncer de mama y otros, se reduce en las mujeres de manera considerable gracias a la lactancia, sobre todo cuando ésta dura más de 12 meses.

Y si todavía no estas convencido ¿Sabías que con lactancia materna exclusiva ahorras dinero? La compra de mamila, accesorios y leches artificiales, supone un desembolso considerable para las familias, por lo que es una fuente de ahorro y, sobre todo, en el tratamiento de enfermedades futuras para el bebé y la madre.

México y la lactancia materna

De acuerdo con la Encuesta Nacional de la Dinámica Demográfica (ENADID) 2018, en México la duración media de la lactancia materna es de 9.7 meses a nivel nacional, un incremento  respecto a 2014 (8.8 meses), ver cuadro.

/cms/uploads/image/file/578227/Captura_de_Pantalla_2020-04-21_a_la_s__9.22.16.png

Al considerar que recibir leche materna, acorde con la información de la ENADID, aunque sea una vez, implica que el menos el infante  tuvo lactancia materna. Por entidad federativa, Oaxaca (96.2%), Guerrero (96.0%) y Estado de México (94.2), son los que reportan los porcentajes más altos de lactancia materna; en contraste, Tamaulipas (87.8%), Coahuila (88.1%) y Chihuahua (88.6%) tienen los más bajos (ver cuadro).

/cms/uploads/image/file/578229/Captura_de_Pantalla_2020-04-21_a_la_s__9.22.28.png

El caso de Elga

Con dos niñas, una adolescente y una menor de un año siete meses y a la que le ha proporcionado leche matera de forma exclusiva desde su nacimiento, Elga es una madre que reconoce los beneficios tanto económicos como de salud que su leche le proporciona a su hija menor y a su economía familiar.

“Yo me he informado, a través de la Organización Mundial de la Salud, descubrí los beneficios que la lactancia materna le podía proporcionar a mis hijas, proceso que actualmente puedo determinar cómo exitoso y prolongado, pues tengo hijas sanas y, con la menor un bajo desembolso económico para su lactancia.

Pero no lo hizo sola, a través de organizaciones sin fines de lucro que fomentan la lactancia materna, Elga decidió buscar ayuda para poder prepararse sobre el proceso que conllevaría desde un inicio estimular sus senos para generar leche, hasta entender que la cantidad de leche generada va de la mano con la edad de su bebé.

El acompañamiento de la madre en esta etapa es de vital importancia. De acuerdo con  el Documento Lactancia Materna en México de la Academia Nacional de Medicina de México a lo largo del tiempo la lactancia materna se ha visto afectada de modo negativo por diferentes causas como la integración de la mujer al ámbito laboral, asesoramientos inadecuados por parte de proveedores de salud, así como familiares y amigos con buenas intenciones, pero con información errónea u obsoleta. Incluso, es común el “síndrome de leche insuficiente” lo que lleva a muchas madres a interrumpir la lactancia exclusiva.

Existen cursos de lactancia, añade Elga, si tú quieres una atención más personalizada mediante una pequeña cuota meramente simbólica, te asesoran sobre cómo puedes tener tu propio banco de leche y dónde conservarla, las etapas por las que atraviesa la producción de leche (lo que te ayuda a entender la cantidad adecuada para los bebés), los equipos de extracción de leche que puedes adquirir y cómo usarlo. Lo que pagas es opcional pues de todas formas la asesoría te la brindan, depende de lo que quieras y tus necesidades.

Elga añade, yo les recomendaría a las madres que están empezando y las que están próximas a tener su bebé, que se informen en organismos especializados. Pues los beneficios económicos y de salud son muy claros, además el vínculo emocional que se desarrolla con el bebé es inexplicable, algo importante para ambas si se considera que debo irme a trabajar.

La lactancia materna es trabajo de todos

Prácticamente todas las mujeres pueden amamantar, siempre que dispongan de buena información, del apoyo de su familia y del sistema de atención de salud. De acuerdo con la OMS, si se empieza a amamantar al bebé en la primera hora tras su nacimiento, dándole solo leche materna durante los primeros seis meses de vida y posteriormente como complemento a su alimentación hasta los dos años, se salvarían muchas vidas.

La UNICEF es más contundente: “el amamantamiento óptimo de los lactantes menores de dos años de edad tiene más repercusiones potenciales sobre la supervivencia de los menores que cualquier otra intervención preventiva”.

Y es que, de acuerdo con la Academia Nacional de Medicina de México la leche materna es un fluido vivo, cambiante, desarrollado a través de millones de años de evolución que se adapta en función de las necesidades de cada etapa de la vida de los lactantes, por lo que protege su salud y estimula su óptimo desarrollo físico y mental.

El  2 de abril de 2014 se publicó en el Diario Oficial de la Federación el decreto por el cual se adicionaron y reformaron seis leyes para promover la leche materna como alimento exclusivo durante los primeros seis meses de vida y complementario hasta avanzado el segundo año, mismas que te enumeramos a continuación:

  1. Ley General de Salud.
  2. Ley Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado, Reglamentaria del Apartado B) del artículo 123 Constitucional
  3. Ley del Seguro Social
  4. Ley del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado
  5. Ley para la Protección de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes
  6. Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia

Dentro de las modificaciones, se establece que las madres trabajadoras podrán decidir entre contar con dos reposos extraordinarios de media hora por día o bien, un descanso extraordinario de una hora por día para amamantar o para realizar la extracción manual de leche. Para ello deberán contar con un espacio adecuado e higiénico al interior de su centro de trabajo, además de tener acceso a capacitación y fomento para la lactancia.

En el 6to Foro Nacional de Lactancia Materna realizado en 2018 en México se destacó que leche de vaca en las fórmulas infantiles es una industria que genera 70 mil millones de dólares por año, a pesar de ser un vector del síndrome metabólico de obesidad, resistencia a la insulina, diabetes e hipertensión.

¿Y la nutrición de la mamá?

Existe confusión sobre la nutrición de la madre. La Clínica Mayo te da una respuesta para algunas interrogantes.

/cms/uploads/image/file/578238/Captura_de_Pantalla_2020-04-21_a_la_s__10.28.25.png

Recomendaciones:

  • Alimenta a tu bebé nacido según la demanda, es decir, amamántalo cada vez que él quiera. Tu bebé no comerá mucho cada vez que lo alimentes en sus primeros días de vida, debido a que su estómago es muy pequeño, pero lo hará con frecuencia. La mayoría de los recién nacidos necesita comer entre 10 y 12 veces en un período de 24 horas. En otras palabras, de una vez cada hora a una vez cada tres horas.
  • Mientras se regulariza tu producción de leche, despierta a tu bebé para amamantarlo si duerme más de tres horas seguidas durante el día o cuatro horas durante la noche.
  • Sabrás que tu bebé se está alimentando si oyes que traga a medida que mama. Además existen otros factores que te permitirán determinarlo: Moja alrededor de seis pañales al día después de comer,  produce heces blandas y de color amarillento entre dos y cinco veces al día hasta que cumple seis semanas de vida y tus pechos se sienten blandos y "vacíos" después de amamantar a tu bebé, entre otros factores.
  • Tu cuerpo demorará entre 36 y 48 horas en adaptarse a las crecientes necesidades de tu bebé, quien es el encargado de alimentarse con frecuencia para así transmitirle a tu cuerpo las señales correctas. Por eso, déjalo hacer su parte. Si le ofreces un biberón, tu bebé tendrá pocas ganas de comer y tu cuerpo no recibirá correctamente la orden de aumentar la producción.
  • Si debes regresar a tu trabajo, puedes continuar alimentando a tu bebé. Extráete leche una o dos veces al día mientras estás en tu trabajo y llévatela a tu casa para dársela a tu bebé al día siguiente. Hay dos formas de extraerte la leche, con la mano o con un sacaleches manual o eléctrico.
  • Recuerda que la limpieza es fundamental para la salud del bebé lávate las manos y esteriliza lo que uses.
  • Acude con los especialistas de salud, externa todas tus dudas y acata las recomendaciones.

Fuentes:

Contesta nuestra encuesta de satisfacción.
¿Cómo fue tu experiencia en gob.mx?

Imprime la página completa

La legalidad, veracidad y la calidad de la información es estricta responsabilidad de la dependencia, entidad o empresa productiva del Estado que la proporcionó en virtud de sus atribuciones y/o facultades normativas.