Un agente del Ministerio Público de la Federación adscrito a la Delegación de la Procuraduría General de la República en el Estado de México, obtuvo del Juzgado Séptimo de Distrito de la entidad, con sede en Naucalpan de Juárez, una sentencia de tres años de prisión contra Benito Sandoval García. 

A esta persona se le comprobó su responsabilidad penal en la comisión del delito previsto y sancionado en el Artículo 112 BIS, fracción II, de la Ley de Instituciones de Crédito, en su hipótesis de posesión de tarjetas de débito sin consentimiento de quien este facultado para ello. 

El ahora sentenciado fue detenido por elementos de la Policía Municipal de Naucalpan, a bordo de un vehículo, con placas del Distrito Federal que circulaba a exceso de velocidad sobre el Circuito Médicos, en Ciudad Satélite. 

Por ello, los policías le marcaron el alto y solicitaron al conductor se identificara; al hacerlo, los elementos observaron que traía consigo varias tarjetas expedidas por diversas instituciones bancarias, suscritas a favor de otra persona. 

Al considerar que el individuo era probable culpable de un hecho constitutivo de delito, lo aprehendieron y los pusieron a disposición del Ministerio Público del Fuero Común quien integró la averiguación previa NJ/MD/III/880/2010-08, que consignó ante el órgano jurisdiccional, también del Fuero Común, donde se inició el proceso penal. 

Más adelante, el fiscal del Fuero Común declinó la competencia a favor del Juez de Distrito, quien instruyó la causa penal 4/2012; en consecuencia, el asunto fue remitido al Fiscal de la Federación, quien continuó los trámites procesales, que concluyeron con la mencionada sentencia. 

El condenado está recluido en el Centro Preventivo y de Readaptación Social "Juan Fernández Albarrán", en espera de que cauce ejecutoria su sentencia.