La Procuraduría General de la República (PGR) a través de la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo (SCRPPA), en su Delegación en Guerrero, incineró 289 kilos 709 gramos 600 miligramos de drogas, relacionadas con 10 averiguaciones previas y causas penales. 

Lo incinerado incluyó 237 kilos 733 gramos 300 miligramos de opio, 49 kilos 411 gramos 500 miligramos de marihuana, 274 gramos 300 miligramos de semilla de amapola y 2 kilos 290 gramos 500 miligramos de Inositol. 

La diligencia ministerial se realizó en coordinación con elementos del Ejército Mexicano, de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) y Policía Estatal Ministerial, en cumplimiento al Programa de Destrucción de Narcóticos y a lo dispuesto en el Código Federal de Procedimientos Penales, el cual prevé la incineración de drogas aseguradas y los objetos que son instrumentos del delito.