Con el objetivo de concientizar a estudiantes sobre el daño que ocasiona el consumo de enervantes en el organismo y las repercusiones que éstas tiene en el núcleo familiar, la Procuraduría General de la República en su Delegación en Tlaxcala, participó en la Semana de Prevención del Delito, realizada en el municipio de Tlalcuapan.

Con la asistencia de autoridades federales, estatales y municipales, se difundieron diversos mensajes a la población estudiantil, inherentes a la prevención, y se conminó a los jóvenes a la práctica de actividades recreativas y deportivas.

Las autoridades subrayaron la importancia de mantener una vida sana y enfocarse a los estudios y con ello, lograr un mejor desarrollo en el ámbito profesional.

Se enfatizó que para alcanzar tales objetivos, es necesaria la participación de los padres y los maestros, quienes juegan una parte fundamental en el desarrollo de los estudiantes y en estar pendientes de la conducta de los jóvenes, para evitar que éste caiga en el mundo de las drogas. 

La representación de la PGR en el evento corrió a cargo de personal responsable del área de Prevención del Delito y Servicios a la Comunidad de la Delegación, mediante un stand informativo, donde se entregaron diversos trípticos para que los jóvenes se informen acerca de los peligros que conlleva el consumo de drogas, subrayando la importancia de fortalecer los vínculos entre la familia y mantener una constante comunicación entre maestros y alumnos.