La salud reproductiva a nivel mundial se encuentra ante grandes desafíos y serios problemas por resolver. A pesar de los recursos movilizados para el logro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) y los Objetivos de Desarrollo Sustentable (ODS) vigentes, en la actualidad persisten desigualdades relacionadas con la pobreza en aspectos como la mortalidad materna y la mortalidad infantil. Esta situación convive con una carga creciente de enfermedades crónicas, que impone una fuerte presión financiera a los sistemas de salud. Adicionalmente, la violencia interpersonal en contra de las mujeres sigue en aumento y afecta diferentes esferas de la vida de quienes la padecen. Bajo la perspectiva de derechos humanos, es cada vez más evidente la necesidad de garantizar que las personas tengan un ejercicio libre y pleno de su salud sexual y reproductiva, en un marco social que favorezca la mejor toma de decisiones independientemente de su edad, sexo y origen étnico o social.

Estos retos requieren de información sobre las acciones que puedan reducir la carga social de estos problemas para asegurar una provisión eficiente y equitativa de servicios. Es necesario revisar cómo se han ejercido los recursos destinados al logro de los ODM, así como documentar cuáles han sido las consecuencias financieras de la implementación de las diversas políticas en materia de salud reproductiva, con el fin de dar cuenta de su efectividad a la sociedad e informar y retroalimentar la toma de decisiones. Teniendo esto en cuenta, desde 2004, en México se generan las Cuentas en Salud Reproductiva y Equidad de Género, esfuerzo que por más de una década ha permitido a la sociedad mexicana contar con el panorama financiero nacional y estatal del ejercicio del gasto en programas de salud reproductiva, como son salud materno-infantil, planificación familiar, cáncer cervicouterino y de mama, cáncer de próstata y violencia de género.

En esta edición, el Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva y el Centro de Investigación en Sistemas de Salud del Instituto Nacional de Salud Pública (INSP) ponen a su disposición la estimación de los gastos en salud reproductiva para 2014 y 2015. Como en años anteriores, ésta se complementa con el análisis sobre la evolución del gasto desde 2003.

La información fue generada sistemáticamente siguiendo estándares internacionales, lo que facilita la comparación entre entidades federativas, entre instituciones de salud y también entre países. Por otro lado, los resultados son fácilmente contrastables con indicadores de salud, equidad y bienestar social, para aquellos que deseen analizar los efectos que los cambios en el gasto tienen en el logro (o no) de metas nacionales e internacionales. Además, este ejercicio promueve la rendición de cuentas a la sociedad, pues identifica el origen y el destino de los fondos destinados a la salud sexual y reproductiva.

Ponemos a su disposición este trabajo, que consideramos es una herramienta de suma importancia en la actualidad.


Dr. Eduardo Pesqueira Villegas
Director General
Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva
Secretaría de Salud

Dr. Rafael Lozano Ascencio
Director Ejecutivo
Centro de Investigación en Sistemas de Salud
Instituto Nacional de Salud Reproductiva