El Servicio Profesional de Carrera (SPC) sitúa a los mejores hombres y mujeres al servicio de México, para dar mejor respuesta a las demandas de la sociedad, y es uno de los cambios estructurales que han contribuido a darle a México competitividad y eficiencia en el manejo de las políticas y finanzas públicas.

Respecto al SPC la SFP tiene el compromiso de consolidar un cuerpo de servidores públicos profesionales, conscientes de que cada uno debe atender a los principios de legalidad, honradez, lealtad, imparcialidad, eficiencia, eficacia y transparencia.

Este proceso inició desde el año 2003, con la creación del Servicio Profesional de Carrera en la Administración Pública Federal, derivada de la aprobación de la ley correspondiente, que busca reivindicar la imagen del servicio público, fortalecer su dimensión ética, su compromiso con la sociedad, y su calidad de instrumento del Estado para promover el bien común.