La Secretaría de Desarrollo Social y el Gobierno de la Ciudad de México firmaron el Convenio por una Ciudad de México sin Pobreza, mediante el cual ambas partes sumarán esfuerzos y alinearán estrategias para reducir las carencias en esta ciudad capital.

El secretario de Desarrollo Social, José Antonio Meade, anunció que se destinarán a la Ciudad de México recursos por 4 mil 500 millones de pesos para el despliegue de programas sociales destinados a familias con carencias alimentarias, de salud, educación, seguridad social y vivienda.

Durante la firma de este convenio que se llevó a cabo en el Museo de la Ciudad de México, Meade dijo que de los 700 mil estudiantes de educación media y superior que tienen derecho al Seguro Social en esta ciudad, sólo 168 mil saben que están inscritos a ese sistema de salud gratuita.

Acompañado por el jefe de gobierno, Miguel Ángel Mancera, con quien firmó el Convenio por una Ciudad de México sin Pobreza, el funcionario federal señaló que en esta ciudad hay 760 mil personas beneficiarias del Seguro Popular, cifra que se pretende incrementar en beneficio de quienes más necesidades tienen.

El titular de la Sedesol comentó que la vigencia e innovación de programas en la Ciudad de México es una experiencia valiosa para el trabajo de la Secretaría a su cargo, sobre todo cuando se conjugan programas como el de “Médico en Casa” con el de servicios a la vivienda, cuyo impacto en el beneficiario es importante en la lucha por abatir la pobreza.

La Sedesol, dijo, se despliega en la ciudad con más de 4 mil 500 millones de pesos que incluyen los Fondos de Aportación de Infraestructura Social (FAIS), pero sobre todo “hay que destacar el compromiso que asume el jefe de gobierno para que trabajemos juntos, a fin de permitir que nazca una Ciudad de México donde no exista la pobreza”.

Luego de la firma del Acuerdo, el secretario Meade y el jefe de gobierno Mancera se dirigieron al patio central del Museo de la Ciudad de México, donde encabezaron la inauguración de los trabajos de la Primera Sesión Ordinaria de la Comisión Nacional de Desarrollo Social.

El titular de la Sedesol agradeció la disposición del jefe de gobierno para trabajar juntos, sobre todo en el marco de esta Comisión, para que la ciudad aporte como siempre lo ha hecho en materia de desarrollo social, en algunos casos de manera pionera y en muchos otros con resultados extraordinarios.

Ante delegados y secretarios de Desarrollo Social de todo el país, Meade Kuribreña pidió a los integrantes de esta comisión aportar todo su esfuerzo, pues “no vamos a poder lograr un México incluyente si no convergemos en los diagnósticos, si no compartimos nuestras bases de datos y si no identificamos y acordamos dónde tenemos qué hacer”.

En su oportunidad, el jefe de gobierno dijo que en la ciudad todos se sumarán al llamado de la Sedesol, sobre todo en el tema de la medición del impacto positivo de los programas sociales, de los cuales resaltó el de salud para estudiantes de educación media y superior y el de captación de agua de lluvia. “Estamos preparados para apoyar estos programas y trabajar por una ciudad incluyente y sin pobreza”, dijo

Los trabajos de la Comisión Nacional de Desarrollo Social, que por primera vez sesiona en la Ciudad de México, abordó los temas del desarrollo social en el país y su análisis en materia de innovaciones para mejorar los resultados en el combate a las carencias.


Ciudad de México, 11 de marzo de 2016