Puebla, Pue., a 23 de junio de 2014.- Al entregar recursos al Banco de Alimentos de Puebla para aumentar su capacidad operativa, la Secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles Berlanga, afirmó que las alianzas formalizadas con organizaciones de la sociedad civil han permitido derribar muros burocráticos para lograr el avance de estrategias como la Cruzada Nacional Contra el Hambre para superar la pobreza.

En el Centro Integral de Servicios del gobierno estatal, acompañada por el Gobernador Rafael Moreno Valle; el presidente municipal Antonio Gali; el arzobispo Víctor Sánchez Espinosa; el presidente del Banco de Alimentos de Puebla, Alejandro Lozano Torres, la Titular de la Sedesol destacó la necesidad reducir las pérdidas de alimentos, cuarto objetivo de la Cruzada Nacional Contra el Hambre.

Informó que en México se desperdicia el 30 por ciento de los alimentos, desde el proceso de cosecha hasta su comercialización, razón por la cual la Cruzada Nacional Contra el Hambre plantea la reducción de las pérdidas postcosecha y en todos los procesos hasta su culminación en el almacenamiento. “Para conseguir este objetivo hemos encontrado aliados fundamentales, principalmente en los 61 bancos de alimentos que funcionan en todo el país y se agrupan en torno a Banco de Alimentos de México, entidad con la cual recientemente se firmó un convenio marco de colaboración”.

Ya en 2013, continuó la Secretaria Robles Berlanga, se rescataron 14 mil toneladas de alimentos, en beneficio de más de un millón de mexicanos, gracias al trabajo realizado en los campos agrícolas por jornaleros incorporados al Programa de Empleo Temporal (PET), quienes recolectaron productos que por su tamaño no son adecuados para su comercialización en el mercado tradicional, y en las centrales de abasto se seleccionaron los alimentos maduros aptos para el consumo.

Para fortalecer esas acciones, la Secretaria de Desarrollo Social entregó 4.6 millones de pesos del Programa de Empleo Temporal para rescatar en Puebla esa comida, al tiempo de anunciar más recursos para apoyar la creación de mayor y mejor infraestructura para el Banco de Alimentos, por parte de la propia Sedesol, la Secretaría de Agricultura (Sagarpa) y los gobiernos estatal y municipal.

Destacó el importante esfuerzo realizado por la Sedesol y la Sagarpa, a través de programas sociales como el de Empleo Temporal y el de Desarrollo de Zonas Prioritarias, para apoyar la labor de los bancos de alimentos y, en específico, al de Puebla, el cual atiende a 45 mil familias para su alimentación.

El Subsecretario de Prospectiva, Planeación y Evaluación de la Sedesol, Juan Carlos Lastiri Quirós, resaltó el impacto fundamental de las organizaciones de la sociedad civil en el objetivo de la Cruzada Nacional Contra el Hambre para reducir las pérdidas de alimentos, al tiempo que destacó el trabajo realizado en Puebla por el Banco de Alimentos durante 18 años y al cual el Gobierno de la República fortalece para que siga siendo uno de los que tienen mejores logros.

Alejandro Lozano Torres, presidente del Banco de Alimentos de Puebla, mencionó que alrededor de 30 millones de personas en el país se encuentran en condiciones de pobreza alimentaria, por lo que instituciones como ésta nacieron para responder a tales necesidades, al grado de integrar la segunda red social más importante de México, con 61 bancos en el territorio nacional.

El objetivo coincide con el de la Cruzada Nacional Contra el Hambre: aliviar el hambre y rescatar alimentos, en beneficio de 45 mil personas, a quienes se entregan más de 26 mil despensas a un precio menor al 10 por ciento del costo de los productos, y al modernizar la infraestructura, la cifra de destinatarios llegará a 70 mil familias.

El Gobernador Rafael Moreno Valle destacó el esfuerzo de la Secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles, para cumplir los objetivos de la estrategia ordenada por el Presidente Enrique Peña Nieto y romper la paradoja de, por un lado, desperdiciar los alimentos y necesitados por el otro lado.

Aquí en Puebla, señaló, tenemos 217 municipios y 6,600 localidades. Hoy entregaremos en San Andrés Azumiatla y en San Pedro Cholula más de siete mil fogones y casi seis mil techos, con una inversión de 98 millones de pesos.

DEJAR DE LADO LAS DIFERENCIAS POLÍTICAS

El Gobernador Moreno Valle pidió dejar de lado las diferencias políticas, pues no podemos permitir se conviertan en obstáculo para el desarrollo del país. Aquí estamos dando muestra de que el trabajo unido permite garantizar un piso mínimo de derechos para que la población más necesitada tenga acceso a los servicios básicos en materia de alimentación, vivienda, salud y educación.

La Titular de la Sedesol puntualizó: a los tres niveles de gobierno y a la sociedad civil organizada nos une la causa de superar la pobreza y combatir el hambre, objetivo en el cual hemos avanzado debido a los cambios realizados en las reglas de operación de los programas sociales, para ajustarlos a los objetivos de la Cruzada Nacional Contra el Hambre.

“Hemos derribado muros, hemos acabado con las trabas burocráticas para adaptar las reglas de operación a la realidad social del país, a fin de poder impulsar el crecimiento de los Bancos de Alimentos y nos permitan, en los 1,012 municipios atendidos por la Cruzada Nacional Contra el Hambre, alcanzar la meta de 5.5 millones de mexicanos con mejores condiciones de vida”, concluyó.

De ahí, la Secretaria Robles Berlanga se trasladó a San Andrés Azumiatla y a San Pedro Cholula, donde otorgó apoyos a destinatarios de los programas sociales de la Sedesol y dio a conocer las modificaciones realizadas a las reglas de operación de programas como Oportunidades, Pensión para Adultos Mayores, Empleo Temporal y Liconsa, entre otros, así como la creación del Seguro de Vida para Jefas de Familia.

INVERSIÓN TRIPARTITA DE 400 MILLONES DE PESOS
EN INFRAESTRUCTURA SOCIAL, EN 71 MUNICIPIOS

En el tercer punto de su recorrido, en San Pedro Cholula, dio a conocer que con la mezcla de recursos entre la Sedesol y los gobiernos de 71 municipios se realizarán obras de agua potable, drenaje, techos, baños y huertos de traspatio, con una inversión conjunta de alrededor de 400 millones de pesos.

Esta inversión en infraestructura social, explicó, es posible gracias a los cambios realizados en las leyes de Coordinación Fiscal y la de Desarrollo Social, los cuales posibilitan la mezcla de recursos peso a peso entre la Federación y los municipios.

24814 2jpg