• El gobierno federal apoyará a las comunidades afectadas por el huracán Patricia

El paso del huracán Patricia puso a prueba la capacidad del gobierno federal, de los estados y de la sociedad en su conjunto para trabajar de manera coordinada, expresó hoy en Jalisco el secretario de Desarrollo Social, José Antonio Meade.

En una visita a las plantas regionales de Diconsa y Liconsa, en Guadalajara, Meade Kuribreña dijo que, pese a que en las últimas horas la alerta fue levantada, aún existen poblaciones siniestradas en diversas regiones de Jalisco, Colima y Nayarit.

Expuso que en estos días difíciles, las comunidades que han sufrido los estragos del huracán Patricia sentirán la presencia y el apoyo de las autoridades federales y estatales, tal y como lo instruyó ayer el presidente Enrique Peña Nieto durante una gira realizada por Colima.

En un mensaje dirigido a los trabajadores de Diconsa y Liconsa, Meade sostuvo que el huracán Patricia demostró que el Estado mexicano tiene una amplia capacidad para la prevención y atención en casos de desastres naturales. Recordó los esfuerzos realizados en las zonas afectadas para la evacuación oportuna de la población, la apertura de refugios y la distribución de ayuda.

El titular de la Sedesol hizo un reconocimiento a los trabajadores que laboran en los centros de distribución de Diconsa y Liconsa en el estado de Jalisco por el esfuerzo realizado en las últimas horas para garantizar el abasto de despensas, leche y agua potable.

El almacén Diconsa situado en la capital de Jalisco tiene una capacidad para elaborar al menos 10 mil despensas diarias que pueden ser distribuidas en las zonas afectadas por los remanentes del huracán Patricia.

Por su parte, la planta Liconsa de Jalisco tiene capacidad para producir al menos 283 mil litros de leche fortificada al día. En casos de contingencia, esta capacidad puede elevarse hasta 400 mil litros. Asimismo, se pueden producir 18 mil litros de agua potable por hora.


24315 4jpg

24315 5jpg

24315 3jpg

24315 2jpg