Carlos Loret de Mola (CLM), conductor: Está en esa transmisión especial de "Primero Noticias" desde Acapulco, Guerrero, la secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles. Muchísimas gracias por venir, muy buenos días.

La gente  está desesperada, desesperados los acapulqueños  que vieron sus casas inundadas,  que no ha bajado el agua, que no tienen qué comer, desesperados los turistas que ya quieren salir de aquí. ¿No está rebasada la autoridad?

Rosario Robles Berlanga (RRB),  Secretaria de Desarrollo Social: Carlos  buenos días, te  agradezco mucho esta posibilidad.
Estamos  trabajando. Tenemos  que entender  que es una situación  extraordinaria  la que  hemos vivido, estamos, como tú mismo lo has reseñado, con Acapulco aislado, sólo podemos entrar por la vía aérea. Entonces  estamos entrando  por la vía aérea con alimentos, porque nuestra prioridad, en primer lugar, con lo que teníamos aquí en Acapulco, era rescatar vidas, rescatar a la gente, llevarla a los albergues y, en segundo lugar, traer víveres ¿a quiénes? A los que están atorados en sus casas, que no pueden salir y que son la prioridad.

En la medida en que van llegando los víveres, que van llegando las despensas, nuestra prioridad fue ir a la Colosio, a la Vicente Guerrero, a las colonias a las que tenemos que llevar despensas y agua.

CLM: Nosotros nos metimos ayer a algunas de estas colonias y veíamos a la gente en los techos de sus casas y francamente  todos nos decían "Aquí no ha llegado la autoridad" "Aquí no ha llegado la ayuda" "Aquí no ha llegado el agua". ¿Qué les dicen a ellos? ¿Ya llegaron?

RRB: Tenemos diez helicópteros trabajando, hemos  rescatado  más de mil personas, las tenemos en los albergues;  estamos  en  una situación de  emergencia, no  sólo  en  Acapulco,  Carlos,  sino  en  todo  el estado...

CLM: En  todo el país ¿no?

RRB: Bueno,  y además  el país, pero  particularmente aquí  en  Guerrero, en  todo  el estado. Entonces, tenemos que establecer  dos estrategias  e ir paso a paso. Anoche ya nos llegaron  más efectivos para ayudarnos  a trabajar  todavía con más intensidad, estamos  ya con operativos  en todas las colonias que salieron, a partir  de las (inaudible) de la mañana  para llevar las despensas  en la medida  que nos ha llegado ya muchas  más despensas. Pero  llega  un  avión  con  despensas  y ese avión  se  va con  la gente,  y así  tenemos que  poco  a  poco. Tenemos que entender la dimensión de este problema.

Tenemos 40  mil  turistas,  ya  menos,  varados   aquí  en  Acapulco,  que  muchos   llegan  por  transporte terrestre y que hoy los tenemos que sacar por vía aérea. Tenemos que atender a la gente  que  está en sus casas y tenemos que atender  a la gente  que está en los albergues   y, al  mismo   tiempo   patrullar   la  ciudad,  para   evitar  situaciones  conflictivas   y  entonces priorizamos.

CLM: ¿No se dan  abasto?

RRB: Tenemos ahora  ya más efectivos que llegaron  durante la noche, en la medida  que hemos  podido tener más acceso.
Viene un barco con despensas  desde Colima, desde Manzanillo, que va llegar en el transcurso  del día. Estamos trabajando duramente para abrir la carretera; tú sabes que el Presidente volvió a estar ayer, van dos  días seguidos  que  está  aquí en  Acapulco,  vino  con  el secretario de  Defensa,  con  el secretario  de Marina para poder tener los efectivos necesarios  que nos permitan garantizar más fluidez pero...

CLM: ¿Cuánto tiempo  van a tardar  en sacar a todos los turistas  y cuánto  tiempo  van a tardar en abrir, por lo menos un carril de la México-Acapulco?

RRB:  El  secretario   de  Comunicaciones y Transportes está  hablando de  que  por  lo  menos  hasta  el viernes  seguirá  cerrada  la autopista y la posibilidad  de vincular, de vincular  la carretera  federal  con  la autopista...

CLM: ¿Y entonces  los turistas, por aire?

RRB: Tenemos que ir  poco a poco. Lo  que  pasa es que  tú ves que  nada  más  tenemos esta  pista  y la terminal aérea, la terminal militar,  y entonces  llega  un  avión,  tiene  que  descargarse  de la  comida  y después llevarnos a los turistas...

CLM: Al ritmo  que van ¿cuántos  días más les va tomar sacar a los turistas?

RRB: El viernes la mayoría se podrá regresar  por automóvil. CLM: ¡Ah!

RRB: Ojalá el viernes la mayoría se pueda regresar por automóvil. Ayer  sacamos  a más  de dos  mil  500  personas,  hoy seguramente incrementaremos esta  cantidad, pero tenemos que tener todos paciencia.
Estamos  trabajando también   para  abastecer  hoteles  y para  abastecer  tiendas  de  autoservicio,  que  tú sabes que se están  quedando sin abasto.

CLM: ¿Hay un problema  de escasez de alimentos, hay un problema  de desabasto  ya?

RRB: Ya nos están  llegando  alimentos, lo  que  pasa  es que  las tiendas  privadas  no  tienen  manera  de pasar a Acapulco  porque  Acapulco está cerrado,  entonces  se les está terminando evidentemente lo que tienen. Entonces ayer lo que quedamos es que a las personas  también
les pudiéramos, a los turistas,  proveer de alimentos y de despensas  para poder garantizar que tengan  también una alimentación adecuada.

CLM:
¿Es decir ya hay desabasto  en los supermercados y están tratando de suplantarlo?

RRB: Nosotros estamos  trabajando para que la gente  tenga de comer, que esa es nuestra  responsabilidad como Gobierno Federal...

CLM: ¿Lo están  logrando?

RRB: Estamos ya... llegamos ayer ya a las colonias, Carlos. Lo que pasa es que en la medida  que nos van llegando... anoche  nos llegaron  muchísimas despensas.

A partir  de hoy estuvimos  trabajando, tú fuiste  testigo, toda la noche. Es, evidentemente, trabajar  hasta cómo lograr a partir  de muy temprano llegar a las viviendas, llegar a la gente, llegar con despensas, llegar con los albergues, que también  los hemos  estado visitando, y le hemos dicho  a la gente  en los albergues que ahí ya están guarecidos, ahí están con alimento. 
Tenemos que ir donde la gente  no ha podido  ni salir y ahí es donde  estamos  nosotros  en este momento priorizados.

CLM: Ahora ¿qué hay de las otras  partes del estado? No todo es Acapulco.

RRB: Así es. Hemos estado en Chilpancingo, hoy vamos a vamos a ir a la montaña, si el tiempo  nos lo permite;  no habíamos podido  llegar a la montaña.

CLM: Está  por cumplir  24 horas sin que llueva.

RRB: Sí, pero  de  todos  modos  hacia la montaña, hacia  aquella  región, están  muy cargadas  las nubes, entonces tenemos  que hoy queremos  salir a la montaña, pero hemos  estado desplegados  en la costa. Estamos desplegados  en todo  el estado,  es más, tenemos ya puntos  neurálgicos  en  todo  el estado  para distribución de alimentos y agua, porque  también es cierto  lo que  están  diciendo aquí los señores,  el tema  del  agua  es  un  tema  muy importante, porque  Acapulco  se quedó  sin  agua  en  una  parte  muy importante y tenemos que rehabilitar las vías porque  no hay luz, no había luz, no había funcionamiento de las bombas.
Hoy   esperamos   en  el  transcurso del  día  tener  estas  fuentes   de  abastecimiento  de  agua,  al  menos parcialmente rehabilitadas, y mientras tanto proveer de agua en todos los lugares en los que podamos.

CLM: Es decir, diríamos que las dos principales  emergencias que se ven en el camino son: uno, el tema del agua y dos, el tema del desabasto, de la comida.

RRB: El tema de abastecer  la comida, el tema  de que la gente  tenga  comida. Vamos a empezar  en los albergues  a levantar  el censo  casa por  casa, gente  por gente,  familia  por  familia  para  poder  poner  en marcha  el programa  que nos instruyó el Presidente de habilitar  a la gente con enseres.

Vamos  a poner  en  marcha  un  programa de empleo  temporal muy importante para  que  con  la gente podamos  limpiar  calles, limpiar  sus casas; llega hoy  a las 10:00  de la  mañana  la Secretaría de  Salud porque  ahorita va a bajar el agua y ya nos viene el tema  de evitar epidemias  y evitar situaciones  de salud importantes. 

Entonces, todo eso lo estamos  trabajando, pero yo creo que es bien importante que entendamos que esta 
es una situación  extraordinaria por la característica del fenómeno que vivimos y por la condición de que Acapulco quedó  aislado, en un contexto en el que está la gente  de Acapulco, que vive en Acapulco  y los miles de turistas  que quedaron en la ciudad.

CLM:   Ahora,   no  solamente  es  Acapulco  y  no   solamente  es  Guerrero,  yo  recibo   mensajes de prácticamente todo el país diciendo "Por andar viendo  a Acapulco  nos están olvidando a nosotros"

RRB: No, el Presidente ha estado  muy al pendiente, el día de ayer incluso  en la noche él informó, igual que el secretario  de Gobernación; habemos secretarios destinados en  cada una de las entidades, que  al igual que yo estoy aquí, están  en cada una de las entidades destinados a trabajar  con la gente  a ver cuál es la circunstancia. Pero sin duda  Guerrero es el más afectado  hasta el momento, es el que más recibió este impacto  por la situación, por  la  afectación   en  la  infraestructura, por  los  puentes   que  se  cayeron  que  incomunicó comunidades, incomunicó ciudades.

CLM: ¿Ya lograron  comunicarse con todas las comunidades?

RRB: Ya  estamos   hablando, ya  habló,  el  gobernador  ha  estado   en  contacto  con  los  presidentes municipales  y lo que  hoy  queremos  es dejar  ya el operativo  aquí  en  Acapulco  e irnos  a la montaña, porque  ahí está la gente  más pobre de este país, ahí están...

CLM: Metlatonoc.

RRB: Metlatonoc,  Cochoapa, Tlacoapa, que  ayer  le  pidieron   al  Presidente  que  estaba   totalmente incomunicada; recibimos  por Twitter muchos  mensajes, queremos  ir a Tierra Caliente porque  también hay  una  circunstancia complicada. Entonces, y  pues  con  los  efectivos que  tenemos garantizando  al mismo  tiempo, yo creo que...

CLM: ¿No temen  que se salga de control ante la desesperación  de la gente?

RRB: Lo que queremos es que, más bien trabajar y ayudarnos  con la gente, y que todos entendamos que tenemos que aportar  una parte aquí; la gente, yo lo que les digo a las personas que tú has visto, he tenido contacto con muchas,  he estado  en los albergues,  he estado  en las tiendas, he estado  en las colonias, lo que les digo a las personas  es que hay gente  que no puede  salir de su casa, que no tiene de comer, que está inundada, que no puede salir y esa gente es la que tenemos que en primer lugar tratar.

La gente  que está en el albergue  está en una situación  muy desesperada, pero tiene  de comer y tiene un techo  en este momento, la gente, los turistas  trabajamos con los hoteles  para que pudieran tener  por lo menos  noches gratuitas y poco a poco los estamos llevando la Ciudad de México, pero a final de cuentas quienes  están  una condición más difícil, más difícil son estos que no han  podido  salir de sus viviendas y que para nosotros  son en este momento una gran prioridad.

Hacia   allá  están   destinándose  los  helicópteros, hacia  allá  estamos   destinando  los  instrumentos  y vehículos que tenemos del Ejército y de la Marina que están  trabajando a marchas forzadas, son los que cocinan, los que cuidan, los que organizan las despensas  y todos  nosotros tenemos que apuntarnos para ser ayudadores  de toda esta tarea humanitaria que está haciendo  el Ejército y la Marina.

CLM: Rosario  Robles, secretaria  de Desarrollo Social, muchas gracias por venir, muy buenos  días y aquí hay muchísima gente  que seguramente...

RRB: Claro, ahorita  voy a platicar  con ellos, como  hemos  estado, mira, aquí desde  el principio  fuimos los primeros  en llegar, llegamos antes que nadie aquí a Acapulco  y hemos estado  hablando con la gente, porque  nosotros  damos  la cara, porque  estamos  trabajando y porque  es la instrucción que  tenemos  el presidente Enrique Peña Nieto.

CLM: Muchísimas gracias, volvemos  con la crónica  de lo que ha estado  sucediendo en distintas partes del país, no se vaya.