México, D.F., a 30 de julio de 2013

VERSIÓN ESTENOGRÁFICA DE LA ENTREVISTA QUE CONCEDIÓ LA SECRETARIA DE DESARROLLO SOCIAL, ROSARIO ROBLES BERLANGA, A LEONARDO CURZIO, DE NÚCLEO RADIO MIL.

Leonardo Curzio (LC), conductor: En el siglo XIX "El Nigromante" se preguntó: "¿Qué hacemos con los pobres? Allá, a finales del siglo XX, Julieta Campos, esta gran escritora de origen cubano y esposa de don Enrique González Pedrero, escribió un libro muy notable que se llamaba: "¿Qué hacemos con los pobres?" Ella planteaba el tema de la dimensión cultural como un elemento fundamental, el gran trabajo realizado en laboratorios de teatro con campesinos e indígenas. Muchos de los grupos que salían de la pobreza encontraban elementos en la cultura. Me pareció muy sugerente, en estos momentos, el experimento. Ahora le pregunto a la Secretaria de Desarrollo Social, la maestra Rosario Robles ¿Qué hacemos con los pobres? Maestra, Secretaria, bienvenida a Enfoque, buenos días.
Rosario Robles (RR), secretaría de Desarrollo Social: Muy buenos días, Leonardo, me da mucho gusto saludarte. Pues bueno, lo que planteamos ayer tanto el Secretario de Hacienda como una servidora: la pobreza tiene que trabajarse en varias dimensiones. Las cifras de Coneval, en efecto, hacen un trabajo espléndido y qué bueno que tenemos una instancia como ésta en México, que nos permita evaluar para mejorar y reflexionar como país, no para juzgar. Lo que ayer decíamos es que, en primer lugar, si analizamos la cifra histórica, la tendencia histórica entre 1992-2012, nos damos cuenta que no ha cambiado sustancialmente. Ha tenido altas y bajas, pero a final de cuentas, en 1992 empezamos con el 46 por ciento de personas en pobreza y en 2012 teníamos un 45 por ciento. Y entonces, pues la reflexión tiene que ser que, como país, hemos puesto en marcha programas y estrategias valiosas y exitosas, pero insuficientes para cambiar esa condición estructural. ¿Qué es lo que dijimos? Primero hacer crecer la economía.
LC: Sí, he perdido a Rosario Robles. Decía crecer… En un momento más nos enlazamos nuevamente con ella. Decía crecer, la economía debe crecer y, efectivamente, para que ésta crezca algunas de las reformas más importantes que se han planteado deben aprobarse y empezar a aplicarse en una dimensión amplia, de tal manera que se empiece a notar en el número de empleos y permita a más mexicanos acceder a un salario digno. Está el tema de la productividad, el gobierno hablaba de la democratización de la productividad como una (inaudible) fundamental. Tengo nuevamente en la línea a la Secretaria Robles. Secretaria, ¿Me escucha?
RR: Sí, perdón, se cortó la llamada.
 LC: Decía usted que hay que crecer.  
RR: Estaba diciendo que primero hay que crecer en la economía para que esto permita la generación de empleos, ingresos y distribuirlos adecuadamente. Con esto, una buena parte de mexicanos saldría de la línea de bienestar mínimo y estaría engrosando la clase media. Por eso hay que tomar decisiones, ir hacia adelante para acceder a tasas de alrededor del 5 por ciento, que nos permitan ir cambiando esta condición estructural. Lo segundo, un rediseño de los programas sociales. Las transferencias monetarias condicionadas han sido importantes, pero insuficientes. Han logrado contener la pobreza, pero no disminuirla. La pregunta es ¿Cuántos pobres habría sin las transferencias monetarias? Tenemos 53.3 millones de mexicanos pobres con transferencias monetarias, sin éstas, la suma sería de 55.5 millones.
LC: Tendríamos dos millones y pico más.
RR: Es decir, dos millones más que, comparado con los recursos que invertiremos, el cambio no es radical. Entonces ¿Qué quiere decir? Que las transferencia han contenido, han impedido que nos vayamos todavía a una condición de mayor pobreza, han frenado la desigualdad, han logrado una paz social y eso es importante mencionarlo, sin embargo, no han roto con este círculo de la pobreza.
LC: Ayúdeme a ubicar conceptualmente esto y usted me corrige. Recuerdo el día que tuvimos la fortuna de recibirla aquí, usted me explicaba que hay una parte, un componente, una vertiente de la política social que es de atención inmediata, que hay grupos vulnerables que requieren de protección, transferencias inmediatas de recursos para poder sobrevivir y que el número de pobres no aumente. Pero hay otra que es la que rompe el círculo de la pobreza, es decir, cuando la gente desarrolla su capacidad productiva para salir de este círculo. ¿Esa es la que nos está faltando?
RR: Esa es la inclusión productiva, es decir, permite pasar del subsidio a una visión productiva. Por ejemplo, en Oportunidades tenemos algo muy importante: ya logramos que tengan primaria, secundaria, que no deserten a consecuencia de la pobreza, que incluso lleguen a la educación media; y después tenemos que vincularlos a un nivel mayor de educación o al mercado laboral. Ahí hay que hacer un gran esfuerzo para que este fortalecimiento de la capacidad educativa se traduzca en una inserción en el mercado laboral y para eso hay que generar las opciones. Esta es una parte de rediseño, de apostarle a que estas comunidades no sólo vivan del subsidio, sino también de su capacidad productiva, que la tienen. En Mártir de Cuilapan yo le decía al Presidente que esa comunidad vive del 90 por ciento de transferencias monetarias y que aun así, sigue en pobreza extrema. ¿Qué hacer? Pues ir invirtiendo en la lógica del peso de esas transferencias y fortaleciendo la que tiene que ver con su capacidad productiva: maíz, mezcal, artesanías y otros productos. 
LC: Servicios ambientales.
RR: Exactamente, asistencia técnica, crédito con bajo interés para los campesinos, insumos baratos. Todo eso permitirá que en un mediano plazo, en lugar de que el subsidio sea la parte más importante del ingreso, sea la capacidad productiva. Entonces, tenemos que apostarle a que estos programas tengan este componente productivo; es decir, que la transferencia sea como una base o financiamiento para que la gente monte su propio proyecto, tenga una etapa de maduración y después se pueda quedar con su proyecto productivo o su actividad productiva. Yo creo que hay que apostarle a eso, para que podamos hablar de mejoramiento de la condición de vida. Otro punto de los indicadores que presentó ayer el Coneval habla de mejoría, y hay qué decirlo porque es importante. Hay un mejoramiento en el plano educativo y en salud, gracias al Seguro Popular.
LC: ¿Y vivienda también disminuye o no?
RR: La vivienda mejora un poco. El que mantiene signos negativos es el de la Seguridad Social. De ahí otra gran propuesta del presidente Enrique Peña Nieto: el Sistema de Seguridad Social Universal. En lo que se refiere a la carencia alimentaria, ésta mejora un poco. Si tomamos como referencia el periodo 2008-2012 nos damos cuenta que tres millones más de mexicanos han ido a engrosar las filas de la carencia alimentaria, pues nos demuestra que la parte más lacerante sigue siendo el hambre, y por eso la Cruzada Contra el Hambre tiene esta visión integral, porque para que la gente sea productiva, tiene que comer. LC: La carencia entonces por acceso a Seguridad Social pasa de 69.6 millones a 71.8 millones y decía usted que es una propuesta del presidente Peña Nieto. Yo le pregunto a la secretaria de Desarrollo Social ¿No sería conveniente, y por supuesto no sé cómo esté el calendario del Pacto por México y las negociaciones políticas en esa instancia, que una buena parte de la discusión sobre el petróleo y los ingresos estuviera ligada a este gran propósito, que todos lo mexicanos tuvieran este paraguas, mínimo el sistema social, de seguridad social?
RR: Absolutamente, absolutamente. De hecho, el presidente Enrique Peña ha planteado que esta propuesta se hará junto con la reforma fiscal y la reforma hacendaria. El objetivo es que realmente se resuelva el problema de la pobreza en que se encuentran 53.3 millones de mexicanos. Por eso ayer ofrecimos una conferencia conjunta el secretario de Hacienda y la secretaria de Desarrollo Social. Vamos a hacer los cambios que el país necesita, ahí no hay regateos. La discusión está en ese terreno, Leonardo.
LC: Ya.
RR: Vamos a cambiar esa condición a partir de dar los pasos que permitan que este país crezca, genere mayor riqueza y por supuesto, la distribuyamos adecuadamente. LC: Otra parte, digamos, otro de los componentes es esta idea de la democratización de la productividad; sonaba un poco arcano el tema, pero poco a poco vamos viendo la importancia o relevancia que tiene, secretaria Robles.
RR: Así es, por eso necesitamos una economía competitiva y, por otro lado, en donde los excluidos de siempre puedan ser parte del proyecto. Por ejemplo, incluir no sólo a los grandes productores, sino a millones de personas que aún viven del medio rural, que son pequeños productores, campesinos y que con los apoyos suficientes -técnicamente hablando- podrían salir adelante y ser parte de este esfuerzo productivo.
LC: Pues un tema efectivamente muy grande en tarea nacional que, por supuesto, no podemos eludir. Secretaria, le agradezco mucho que haya conversado esta mañana con nosotros.
RR: Al contrario Leonardo, un abrazo grande.
LC: Igualmente, la Secretaria Robles esta mañana en Enfoque.
(Enfoque Matutino, Leonardo Curzio, Núcleo Radio Mil)
ooOoo