La Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) y el gobierno estatal realizan un trabajo a detalle, cercano, constante, consistente, para restaurar el tejido social en Michoacán, afirmó Víctor Manuel Tapia Castañeda al tomar posesión como delegado de la Secretaría de Desarrollo Social en Michoacán.

Al asumir el cargo, Tapia Castañeda reconoció el trabajo de su antecesor, Víctor Silva Tejeda, para luego señalar que Michoacán “es uno de los estados que mejor supo enfrentar las contingencias e instrumentar la política social de nueva generación impulsada por el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto.

El ahora delegado agradeció a la secretaria Rosario Robles Berlanga la oportunidad de desempeñarse como director de Desarrollo Comunitario en la Subsecretaría de Desarrollo Comunitario y Participación Social, “donde se construyó toda una perspectiva de lo que tiene que ser la participación social para el desarrollo comunitario.”

Invitó al personal de la Delegación a hacer un “esfuerzo sobrehumano para cumplir los compromisos y las metas con total transparencia, siempre apegados a Derecho, para lo cual se aplicarán herramientas tales como cercanía, empatía, transparencia, administración eficiente y, sobre todo, cooperación y coordinación entre la delegación, los organismos sectorizados, los gobiernos municipales y el estatal.”

HAY QUE AUMENTAR LAS ACCIONES

En representación de la Secretaria Robles Berlanga, el Coordinador de Delegaciones de la Sedesol, Pedro de León Mojarro, destacó los avances logrados con la Cruzada Nacional Contra el Hambre, pero como es mucho lo que falta por hacer, la primera instrucción al nuevo delegado en Michoacán es hacer el mayor de los esfuerzos para aumentar la mezcla de recursos que permita enfrentar con éxito las carencias alimentaria, de calidad en los espacios de la vivienda, y de servicios como agua, luz y drenaje.

En la toma de posesión estuvieron Arturo Ávalos Navarrete, encargado hasta hoy de la delegación; el secretario de Política Social estatal, Horacio Díaz, en representación del gobernador Salvador Jara Guerrero; el subgerente regional de Diconsa, Francisco Javier Espinosa Mújica; el gerente estatal de Liconsa, Jerónimo Colón, y los presidentes municipales de La Huacana y Zitácuaro, Alfonso Méndez Chávez y Juan Carlos Campos Ponce, respectivamente.