B0349/México, D.F.
  • ​El Servicio Nacional de Inspección y Certificación de Semillas (SNICS) fue distinguido en la categoría de Innovación Institucional, a través del proyecto “Modelo para el fortalecimiento agroalimentario de México”.
  • La titular del SNICS, Enriqueta Molina Macías, señaló que una de las principales tareas es impulsar la innovación como un elemento estratégico para la productividad, competitividad, sustentabilidad y equidad del sector agropecuario.
El Servicio Nacional de Inspección y Certificación de Semillas (SNICS) fue distinguido en la categoría de Innovación Institucional, a través del proyecto “Modelo para el fortalecimiento agroalimentario de México” con el premio de la Red de Gestión de la Innovación del Sector Agroalimentario (Red INNOVAGRO), entregado  en la Universidad de Córdoba, España.

La directora general del SNICS, organismo de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, Enriqueta Molina Macías, recibió este premio con el que también se reconoce su trayectoria en el campo de la investigación. 

Durante una ceremonia realizada en la Universidad de Córdoba, Enriqueta Molina Macías, señaló que una de las principales tareas es impulsar la innovación como un elemento estratégico para la productividad, competitividad, sustentabilidad y equidad del sector agropecuario.

Destacó que para el SNICS esto ha sido un gran logro y un reconocimiento a su labor, esfuerzo y compromiso por brindar un mejor servicio al sector agroalimentario, por lo que se comprometió a reforzar esfuerzos para continuar con la labor de este organismo.

El proyecto estratégico presentado, detalló, consiste en un modelo de gestión que contribuye a la seguridad alimentaria del país, a la conservación de especies nativas y al fortalecimiento de las capacidades nacionales.

Explicó que cuenta con una descripción de los cambios en la forma tradicional de organización y considera un esquema integrador, con asignación presupuestal destinada a los recursos fitogenéticos, lo cual representa la consolidación del Sistema Nacional de Recursos Fitogenéticos para la Alimentación y la Agricultura (SINAREFI).

Abundó que el proyecto, del cual forma parte el SINAREFI, ha funcionado como un modelo asociativo y agente catalizador con la participación de más de 60 instancias, 400 investigadores y más de 500 productores de todo el país, dentro de sus aportaciones destacan el diagnóstico a 42 cultivos, la identificación de nuevas especies y la recuperación de otras ya existentes.

Cabe señalar que en 2013, el SNICS se adhiere a la Red INNOVAGRO, conformada por 62 miembros de 15 países y organizaciones internacionales, actualmente se extiende por Iberoamérica, España, Holanda e Israel, contando con la colaboración de 75 miembros de 16 países participantes.