Producto de las labores de inspección fito y zoosanitaria, se han rechazado dos mil 424 embarques comerciales, y se evitó la entrada de 91 plagas de importancia cuarentenaria que no existen en México.

Entre enero y agosto de este año, la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA) inspeccionó 186 mil 685 aviones, barcos y ferrocarriles que contenían productos agroalimentarios.

Resultado de estas labores, en las Oficinas de Inspección de Sanidad Agropecuaria (OISA) se rechazaron dos mil 424 embarques comerciales y se evitó la entrada de 91 plagas de importancia cuarentenaria que no existen en México.


Con la finalidad de proteger de plagas y enfermedades la actividad agropecuaria, acuícola y pesquera del país, el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (SENASICA) lleva a cabo actividades de revisión fito y zoosanitaria en todos los puntos de entrada al territorio nacional (puertos, aeropuertos y fronteras).


Durante el presente año se han inspeccionado ocho mil 097 barcos, de los cuales seis mil 270 son comerciales, 954 cruceros y 873 yates, en los que se han retenido y destruido 303 mil 258 kilos de mercancías que significaban algún riesgo.


De igual manera, los oficiales del SENASICA inspeccionaron en el periodo mencionado 122 mil 429 aviones (99 mil 444 comerciales y 22 mil 985 privados), tras lo cual se retuvieron y se destruyeron 410 mil 690 kilogramos de mercancías de riesgo. También se revisaron 56 mil 159 carros de ferrocarril.


Hasta agosto del presente año se han revisado en barcos y aviones dos millones 605 mil 855 equipajes, labores que se realizaron con el apoyo de las unidades caninas del órgano desconcentrado de la SAGARPA.


Entre las plagas detectadas se encuentran virus, nematodos, insectos y malezas en productos vegetales como arroz, alpiste, lenteja, semilla de pasto, uva, manzana, papas y alubias, provenientes de países de Asia, Norteamérica y Sudamérica y el Caribe.


En lo que corresponde a mercancías de origen animal, se detectaron riesgos en productos como: pechuga de pollo, cortes de ovino, carne de cerdo y de ave, canales de porcino, equinos para sacrificio y despojos y pieles de cerdo procedentes de países de Oceanía y Norteamérica.


De igual manera, el personal de la SAGARPA lleva a cabo revisiones especiales, como el caso de animales de circos que vienen a presentarse a México.


En este caso, los veterinarios del SENASICA verifican el cabal cumplimiento de los requisitos zoosanitarios.