Num.633/México, D.F.
  • Con la representación del titular de la SAGARPA, Enrique Martínez y Martínez, la directora general del INCA Rural, Ligia Osorno Magaña, participó en la presentación del libro “El Servicio de Extensión Rural en México” del INIFAP.

En el acompañamiento de la nueva visión de transformación del campo, se instrumenta un innovador servicio de extensionismo que vaya más allá de la producción primaria, ya que los aspectos de acopio, transformación, mercado y organización son fundamentales para el desarrollo del sector agroalimentario del país, aseguró la directora general del Instituto Nacional para el Desarrollo de Capacidades del Sector Rural (INCA Rural), Ligia Osorno Magaña.


En representación del secretario de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, Enrique Martínez y Martínez, la titular del INCA Rural señaló que el sistema de extensionismo debe estar estrechamente vinculado con la ciencia y el conocimiento, bajo una amplia colaboración entre profesionistas, técnicos e instituciones superiores, centros de investigación y desarrollo tecnológico. 


Durante la presentación del libro “El Servicio de Extensión Rural en México”, el investigador del Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (INIFAP), Sergio Reyes Osorio, la funcionaria federal subrayó que en este nuevo enfoque se busca atender las necesidades de información, asistencia e innovación de tecnologías para satisfacer las necesidades de los productores y mejorar su productividad y competitividad.


Subrayó que el sistema de extensión deberá ser sustentable en planes regionales que focalicen sus esfuerzos en torno a objetivos comunes de los productores, organizaciones y empresas, además de establecerse de forma permanente para asegurar su práctica y generar resultados.


El autor de la publicación, Sergio Reyes Osorio, propuso que México necesita un servicio de extensión institucional, el cual establezca instrumentos de fomento para la creación de un mercado de extensión privado en todo el país, que apoye la ejecución de los programas de gobierno con reglas de operación definidas.


Declaró que la mujer juega un papel fundamental para el extensionismo, ya que cada vez es mayor la participación femenina en las labores en el campo, por lo que deben estar a su alcance los instrumentos de investigación y capacitación.


El investigador del INIFAP -órgano desconcentrado de la SAGARPA- detalló que los servicios de extensión deben fortalecerse con financiamiento, comercialización, sustentabilidad ambiental, así como con programas de transferencia que se apoyen en prestadores de servicios capacitados.


Por su parte, el coordinador de Investigación, Innovación y Vinculación del INIFAP, Manuel Villa Issa, argumentó que el extensionismo debe impactar también en el sistema de inocuidad, transformación y exportación en alimentos, lo que puede generar nuevas políticas agroalimentarias.


Para el INIFAP el tema del extensionismo es fundamental, por ello contribuye  a la capacitación de prestadores de servicios profesionales, ya que los logros tecnológicos deben tener un canal de salida adecuado, expresó.


En el evento participaron también el director general de Desarrollo de Capacidades y Extensionismo Rural de la SAGARPA, Jorge Galo Medina, y el investigador emérito del Colegio de Posgraduados (COLPOS), Leobardo Jiménez Sánchez.