NUM. 243 / México, D.F. 

  • De acuerdo con el INEGI, con base en estadísticas de la SAGARPA, en el lapso enero – febrero de 2015 fueron comercializados bienes por dos mil 387 millones de dólares. 

  • Los aumentos anuales más importantes se registraron en camarón congelado, 52 por ciento; melón, sandía y papaya, 51.5 por ciento;  frutas y frutos comestibles, 32 por ciento; ganado vacuno, 27.5 por ciento, y  aguacates, 26.2 por ciento, entre otros. 

    Las exportaciones mexicanas de bienes agropecuarios aumentaron 9.8 por ciento durante el primer bimestre de 2015, en comparación con el mismo periodo de 2014, reportó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). 

    El INEGI indicó que con base en estadísticas de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA), en el lapso enero – febrero de 2015 fueron comercializados bienes por dos mil 387 millones de dólares.

    A nivel mensual, detalló, en el mes de febrero las exportaciones alcanzaron los mil 154 millones de dólares, lo que reflejó un incremento a tasa anual de 4.8 por ciento.

    Los aumentos anuales más importantes se registraron en camarón congelado, 52 por ciento; melón, sandía y papaya, 51.5 por ciento;  frutas y frutos comestibles, 32 por ciento; ganado vacuno, 27.5 por ciento; aguacates, 26.2 por ciento; cebollas y ajos, 22 por ciento; café, 20.9 por ciento; cítricos, 14.5 por ciento,  y legumbres y hortalizas, 6.5 por ciento.

    Cabe señalar que el INEGI informó también que el sector agroindustrial fue impulsor de las ventas manufactureras del país, al registrarse en el mes de febrero alzas significativas en las exportaciones de alimentos, bebidas y tabaco.

    El Banco de México reportó además, con cifras revisadas, que durante el primer mes del año las ventas de productos agroalimentarios (que incluyen a los sectores agropecuario y agroindustrial) alcanzaron los dos mil 160 millones de dólares, lo que representa un incremento a tasa anual de 8.8 por ciento.

    A nivel de subsector, la agroindustria consolidó ventas por alrededor de 927 millones de dólares, en tanto que el agropecuario superó los mil 232 millones de dólares, lo que se traduce en incrementos anuales de 1.6 y 14.9 por ciento, respectivamente.