La SAGARPA y la Agencia de Servicios a la Comercialización y Desarrollo de Mercados Agropecuarios (ASERCA) trabajan en coordinación con el Banco Mundial y  la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) en la integración del Sistema Nacional de Almacenamiento Agroalimentario.

El objetivo es diseñar un modelo que satisfaga las necesidades del sector agropecuario y de los productores. Esto se conseguirá al incrementar la productividad por medio de técnicas eficientes y sustentables, sistemas de almacenamiento y  modelos innovadores de comercialización dirigidos al mercado interno y a las exportaciones.

A través de este proyecto se vinculará a la banca con el sector primario, ya que se contará con mejores inventarios físicos certificados que se estima servirán como generadores de garantías y detonadores de un mayor financiamiento. Asimismo, se creará una política pública de largo plazo y alcance. 

El Sistema Nacional de Almacenamiento Agroalimentario es una herramienta que permitirá el impulso del sector primario de México, país que actualmente es el décimo segundo productor de alimentos del mundo, y cuyo reto es lograr posicionarse dentro de los diez primeros.