Los trabajos en las zonas áridas del país registran avances por encima de las metas comprometidas para este año, como es la construcción de mil 257 obras con capacidad para captar más de 30 millones de metros cúbicos de agua para uso agropecuario, 10 millones superior a lo previsto.

Destacan también los  avances del Programa Nacional de Rehabilitación de Agostaderos (PRONARA), con 400 mil hectáreas de un objetivo, al 2018, de 1.5 millones de hectáreas.

En la 136 sesión ordinaria del Consejo Directivo de la Comisión de Zonas Áridas (CONAZA), encabezada por el titular de la SAGARPA, José Calzada Rovirosa, se informó que en el presente año se ejecutan 369 proyectos productivos de fomento ganadero, acuacultura, líneas de empaque y ecoturismo en pequeñas comunidades de 19 entidades federativas, a través del Programa Estratégico de Desarrollo de las Zonas Áridas (PRODEZA).

Asimismo, se explicó que mediante el componente de Conservación y Uso Sustentable de Suelo y Agua (COUSSA) se desarrollan 334 obras hidroagrícolas (presas de mampostería y concreto, bordos y ollas de agua) en las 31 entidades federativas y el Distrito Federal.

La reunión de trabajo se realizó en la sede principal de la CONAZA, en Coahuila, entidad que contribuye con alrededor del 11 por ciento de los alimentos que se producen en el país, y registra el primer lugar en producción de caprinos y segundo en leche; el cultivo de candelilla tiene un alto valor comercial por su demanda en países asiáticos.