Señoras y señores:

Muy buenas tardes a todas y a todos ustedes.

Señor Gobernador del Estado de Aguascalientes:

Muchas gracias por su hospitalidad y por sus palabras de bienvenida, y mi reconocimiento por su importante contribución a hacer realidad la inauguración de este proyecto, que hoy está teniendo lugar.

Señor Carlos Ghosn:

Muchas gracias por esta muy honrosa invitación para participar en la inauguración de esta segunda planta, la planta más moderna que Nissan tendrá en nuestro país.

Quiero saludar a las muy distinguidas personalidades del presídium, a miembros de los Poderes del Estado de Aguascalientes, a autoridades civiles; al Comandante de la Zona Militar.

A muy distinguidas personalidades que hoy están aquí presentes.

A dirigentes sindicales; a líderes de los trabajadores, que trabajan en esta empresa; a proveedores de esta empresa también.

Y de manera muy especial, quiero saludar con reconocimiento al alma, a lo más importante de ésta y de todas las empresas de nuestro país, a los trabajadores de Nissan, con quienes he tenido oportunidad, con algunos de ellos, de tener hace un momento algún diálogo.

Pero desde aquí, quiero saludar a los miles de trabajadores de esta importante empresa automotriz, que están algunos presentes en este acto y la gran mayoría ausentes, trabajando. Pero para todos ellos, mi reconocimiento por su entrega diaria, su trabajo cotidiano y el compromiso que tienen para que cada producto que se fabrica en nuestro país sea proyección al mundo de lo que somos capaces de hacer en México.

Muchísimas felicidades.

Señor Embajador de Japón; muy distinguidos Embajadores que también están presentes, les saludo con respeto.

Señores representantes de los medios de comunicación.

Para mí es motivo de gran satisfacción acompañar a esta gran empresa automotriz en la inauguración de esta planta que, sin duda, desde nuestro arribo a este lugar, resulta verdaderamente sorprendente lo que se ha construido en apenas 19 meses. Tiempo récord para la construcción de una planta de este tamaño, de esta magnitud y, sobre todo, de la gran proyección que se prevé tenga en la fabricación de automóviles.

Esto, sin duda, viene a acreditar, en primer lugar, que México es un país confiable a la inversión nacional y extranjera. Que México se sigue acreditando ante el mundo como un país donde su fuerza laboral, donde los trabajadores mexicanos tienen acreditada capacidad, preparación, habilidades, precisamente para hacer de esta condición una fuerza de competitividad de nuestro país.

Un elemento de valoración para los inversionistas que buscan destinos a los cuales llevar sus inversiones y que esto viene a favorecer, también, la generación, y esto es lo más importante, de oportunidades y de empleo para los mexicanos.

Yo me congratulo, realmente, de atestiguar que México sigue siendo, y queremos contribuir a que sea todavía más, un país que genere certidumbre a la inversión que viene a nuestro país; que sea México una plataforma de crecimiento y expansión a las inversiones que deciden llegar a nuestro país; y que todo lo que hemos venido impulsando a través de cambios estructurales, de reformas, tiene por propósito que México sea un país más competitivo y más productivo.

Y que esto, a final de cuentas, se traduzca en condiciones de mayor bienestar para los mexicanos, a partir de dar espacio a más mexicanos de tener un empleo formal.

Un empleo que esté sujeto y que tenga los beneficios de la seguridad social. Un empleo que además, tenga oportunidad de desarrollarse, de escalar en otros espacios dentro de las empresas que aquí se vienen estableciendo.

Yo felicito a Nissan por haber decidido hacer esta importante inversión. Las cifras que hemos conocido son relevantes. Con esta inversión se generan tres mil empleos directos, casi 10 mil empleos de manera indirecta en las empresas proveedoras que habrán de abastecer, precisamente, de insumos a esta empresa. Pero que además viene a acreditarnos frente al mundo como un espacio y como un país donde llevar inversiones.

A la fecha y al corte del primer semestre de este año, las cifras son muy alentadoras: La inversión acumulada extranjera directa es de prácticamente 24 mil millones de dólares. Es una cifra de inversión récord en la historia de México.

Y estamos haciendo, insisto, los ajustes necesarios para que más inversión llegue a nuestro país.

Esto, a final de cuentas, significa beneficios para los mexicanos, porque alientan el desarrollo, alientan la generación de riqueza; promueven el empleo y promueven espacios de oportunidad, insisto, para más mexicanos.

Esa es la relevancia que tiene el que México sea atractivo para las inversiones, tanto nacionales como extranjeras.

Hoy, al inaugurar esta planta de esta empresa automotriz, sin duda, venimos a consolidarnos como un país que tiene dentro del sector automotriz importantes fortalezas.

Ya, hoy, somos el octavo productor de vehículos a nivel mundial.

Somos el país que ocupa el cuarto lugar como país exportador de vehículos. Y dentro de las políticas que tiene el Gobierno de la República para acrecentar esta industria dentro de nuestro país, esperamos que podamos mejorar, incluso, la condición que hoy tenemos, que pasemos de ser el octavo al séptimo productor de vehículos en los próximos años.

Esta empresa, como aquí ya se ha señalado, está en la ruta de producir hoy en día poco más de 600 mil vehículos en los proyectos que tiene considerados tanto en el que hoy estamos inaugurando, como en las futuras inversiones que habrá de llevar a cabo en expansión de este proyecto.

Muy pronto, esta empresa por sí sola estará produciendo un millón de vehículos, lo cual resulta alentador y, también, resulta de gran motivación para lo que nos hemos propuesto llevar a cabo desde el Gobierno de la República.

Para este sector, para la industria automotriz, debo señalar al menos cuatro políticas que claramente el Gobierno tiene definidas para impulsar el desarrollo y crecimiento de la industria automotriz de nuestro país.

Recordemos que además de ocupar los lugares que ya he compartido con ustedes, que también el señor Ghosn los expusiera en su intervención, además de ello, la industria automotriz hoy en nuestro país, genera más de 600 mil empleos directos y promete generar más, a partir de mayores inversiones.

Y cuáles son las políticas que estamos alentando y promoviendo desde el Gobierno de la República para consolidar la industria automotriz de nuestro país.

Primero. Necesitamos fortalecer nuestro mercado interno. Para eso hemos impulsado una Reforma Financiera que busca acercar el crédito entre los mexicanos, que el crédito sea mayor, sea más barato y les posibilite tener acceso a más productos que se producen en nuestro país.

Por eso, queremos fortalecer el mercado interno de consumo de vehículos. Y también, hemos establecido una regulación a la importación de autos usados que no tengan las condiciones mecánicas óptimas para estar en el mercado nacional.

Segundo. Estamos trabajando en la construcción de un entorno de negocios que aliente aún más la productividad automotora.

Estamos alineando los esfuerzos para que pequeñas y medianas empresas ahora tengan también mayor acceso al crédito y estén alineados a la proveeduría que deberán hacer a las grandes industrias, y con ello, a través del Programa ProAuto Integral, buscamos generar cadenas de valor agregado y una cadena de proveeduría que realmente venga a fortalecer la industria automotriz de nuestro país.

Tercero. Estamos impulsando para esta industria y para las otras del país, el desarrollo tecnológico y el de innovación, apuntando que ésta es una asignatura en la que México se ha rezagado.

Uno de los compromisos contraídos por el Gobierno de la República es asegurar que en esta Administración, con la participación del sector privado y la decidida y firme determinación del Gobierno de la República, podamos al menos destinar uno por ciento del Producto Interno Bruto a innovación, a ciencia y a tecnología que, aplicada precisamente a la industria de nuestro país, hará que ésta sea más competitiva y más productiva.

Y un cuarto punto. Estamos buscando un mayor acceso a otros mercados.

Ya Nissan, por sí sola, participa en el mercado de 100 países. Pero buscamos que muchas más empresas, pequeñas, medianas, que están en todo el territorio nacional, puedan accesar con sus productos a distintos mercados.

Consolidar su participación en destinos como el de Norteamérica, pero también a través de la Alianza del Pacífico y del TPP, que son acuerdos que tenemos con países de América del Sur y con países de América y de la región asiática, donde buscamos ampliar la presencia de la producción nacional en esos mercados, en mercados que además están teniendo un importante crecimiento en los últimos años.

Éstas son al menos cuatro líneas de acción que quiero compartirles, el Gobierno de la República está impulsando para apoyar, consolidar y acrecentar el sector automotriz de nuestro país.

Yo insisto, me da una gran satisfacción estar esta media tarde con todos ustedes. Esta inauguración de esta planta, sin duda, significa una historia de éxito, no sólo para la empresa, sino para quienes son parte de esta comunidad de Nissan: para sus trabajadores, para sus directivos.

Porque significa que en muy pocos meses están echando a andar un gran proyecto, de gran alcance, de gran envergadura y que habrá de producir vehículos para el mercado nacional y para el mundo entero.

Y como escribí en este testimonio de reconocimiento, en este vehículo, que será producido desde esta planta: éste es un producto, y los productos o los vehículos que aquí se fabriquen, son hechos por mexicanos para el mundo entero. Y por ello, son motivo de orgullo para todos los mexicanos.

Al haber pintado en el Daruma, el otro ojo, que significa la concreción de un proyecto. De acuerdo a esta tradición japonesa, en este Daruma, recordando a un monje religioso, al maestro Daruma, y que hoy se le recuerda precisamente en esta figura, como me lo compartieron, que se pinte un ojo cuando se inicia un proyecto y se pinte el otro cuando se concluye.

En México, si quisiéramos establecer una analogía con lo que hoy hemos hecho, el día de hoy, en este espacio, en México ya hemos pintado el primer ojo de un Daruma, precisamente, lo que queremos lograr para todo el país.

Estamos trabajando, como lo hicieron para la construcción de esta planta, en modelar un México que sirva y beneficie a todos los mexicanos; que genere expectativas de desarrollo individual y de crecimiento personal y familiar para todos los mexicanos.

Y estoy optimista y hago votos porque los esfuerzos que estamos desplegando nos permitan, al término de esta Administración, pintar otro ojo en un Daruma, que signifique que hemos alcanzado el proyecto trazado para nuestro país.

Felicidades a Nissan por la inauguración de esta planta.

Muchas gracias por esta honrosa invitación.

Y deseo el mayor de los éxitos en los proyectos de crecimiento y de expansión que Nissan se ha trazado para México y desde México para todo el mundo.

Muchísimas gracias.