Muchísimas gracias.

Muy buenas tardes a todas y a todos ustedes.

Quiero saludar con especial afecto y reconocimiento por esta muy honrosa invitación nuevamente, que nos han hecho a mi esposa y a un servidor para participar en el inicio de esta Colecta Anual de Cruz Roja.

A Fernando Suinaga.

A su muy distinguida esposa.

Al señor Jefe de Gobierno del Distrito Federal.

A todas las autoridades del Gobierno de la República, de gobiernos estatales, aquí presentes.

Especialmente saludo a las voluntarias, a benefactores de esta gran institución internacional y que los mexicanos han hecho suya.

Quiero saludar a muy distinguidas personalidades de distintos ámbitos: del ámbito religioso, del ámbito público, del ámbito privado.

A presidentes de distintas fundaciones, organizaciones, de sociedad civil, que se suman y se adhieren a este esfuerzo de la Colecta Anual de Cruz Roja y que han apoyado y siguen apoyando esta gran labor altruista en beneficio de los mexicanos.

Saludo de manera muy particular a médicos, paramédicos, socorristas, a los Niños Juventinos que están aquí presentes, que es una gran representación de todos quienes integran y forman parte de la Cruz Roja de nuestro país.

Les saludo con respeto.

Señores representantes de los medios de comunicación.

Señoras y señores:

Durante 105 años, Cruz Roja ha estado al lado de los mexicanos en los momentos de mayor angustia y necesidad, brindándonos auxilio, respaldo y esperanza.

Sin importar la hora, el lugar o las condiciones adversas, todos los días del año sus rescatistas, médicos, paramédicos, enfermeras y voluntarios están preparados para ayudar y salvar vidas.

Quienes forman parte de la gran familia que es la Cruz Roja, son mexicanas y mexicanos con vocación de servicio; son mujeres y hombres valientes, solidarios y generosos, que han hecho de la ayuda al prójimo una misión de vida.

Para nuestro país es un orgullo contar con ciudadanos ejemplares, como ustedes, que están siempre dispuestos a socorrer a todo el que lo necesite.

Como Presidente de la República reconozco su entrega y su diaria dedicación, y en nombre de México les expreso nuestra mayor gratitud por la labor humanitaria que realizan en favor de nuestra población.

Hoy, en el marco de la Colecta Anual 2015, es importante recordar que la Cruz Roja somos todos; que su acción se mantiene viva gracias al respaldo de todos los mexicanos.

Y como bien lo expresa su lema, el que les guía: Juntos, salvamos vidas.

Detrás de cada rescate, brigada social, servicio médico o traslado en ambulancia, está el respaldo de miles de mexicanos, de todas las edades, que año con año hacen una donación.

Con orgullo, podemos decir que la Cruz Roja es una institución que surge de la sociedad para servir a la sociedad misma.

Como aquí se ha visto, tan sólo en 2014 brindó 5.8 millones de servicios médicos. Se dice fácil, pero vale la pena darle dimensión a lo que significa 5.8 millones de servicios.

Realizó 1.4 millones de traslados en ambulancia y entregó más de 900 toneladas de ayuda humanitaria en las partes de nuestro territorio en donde tuvimos algún desastre, y la ayuda de Cruz Roja Mexicana estuvo, invariablemente, presente.

Cada una de estas acciones ha permitido atender heridos, sanar enfermos, llevar alimentos y, lo más importante: salvaguardar la vida de millones de mexicanos.

Al hacer nuestro donativo, el que hacemos todos los mexicanos a la Cruz Roja, tenemos la oportunidad de retribuir lo mucho que nos ha entregado esta benemérita institución.

Con nuestra aportación, contribuimos a que la Cruz Roja esté mejor equipada y preparada para seguir sirviendo a México con la calidad y calidez que la distinguen.

Así como nosotros llamamos a la Cruz Roja en caso de emergencia, hoy, la Cruz Roja nos llama a nosotros para ser solidarios con esta gran causa social.

Recordemos que la generosidad es dar antes de que se nos pida.

La Colecta Nacional de la Cruz Roja nos convoca a todos. Lo mismo a grandes instituciones, como las que ha referido ya Fernando en su mensaje: Nacional Monte de Piedad, Fundación Gonzalo Río Arronte o Fundación Azteca, sólo por citar algunas de las varias fundaciones que están sumadas a esta gran causa y noble labor de Cruz Roja; que a millones de mexicanos que participan en lo individual, en solidaridad con la causa de Cruz Roja de nuestro país.

De cada uno de nosotros depende que la Cruz Roja siga siendo un símbolo de ayuda y una luz de esperanza en todo el territorio nacional.

Este año la meta que tenemos como país, la que tiene Cruz Roja, la que se ha fijado, es de recaudar 345 millones de pesos. Es una cifra importante, pero estoy seguro que entre todos habremos de alcanzarla.

Yo felicito al Jefe de Gobierno por poner un buen ejemplo, comprometer aquí a incrementar el apoyo y la aportación que el Distrito Federal hará a esta importante recaudación, y que estoy seguro será secundada por los gobernadores de las otras entidades federativas y de muchas instituciones que podrán participar, a efecto de lograr la meta y eventualmente superarla.

Señoras y señores:

La Cruz Roja Mexicana es un ejemplo de unidad, de valor y de determinación.

Unidad que se demuestra cada año cuando todos los mexicanos nos unimos para respaldarla.

De valor, porque sus voluntarios y rescatistas están dispuestos a arriesgarse con tal de salvar la vida de sus hermanos mexicanos; y de determinación para superar los obstáculos y acudir sin demora al auxilio de quien lo necesita.

Unidad, valor y determinación son, también, los principios que México ha hecho suyos en esta etapa de transformación nacional.

Unidad para superar diferencias, para anteponer el interés de la Nación y alcanzar acuerdos esenciales.

Valor para actuar con visión de largo plazo, para atrevernos a cambiar y concretar transformaciones de fondo.

Y determinación para dar pasos firmes y seguir adelante para vencer las resistencias y alcanzar los objetivos trazados.

Con unidad, valor y determinación, en el Gobierno de la República seguiremos trabajando para lograr el México de paz, incluyente, con una educación de calidad y, sobre todo, un México de prosperidad y bienestar para todas las familias mexicanas.

Así lo haremos, porque al igual que la Cruz Roja, nuestro único propósito es servir a los mexicanos.

Muchas gracias, nuevamente, Fernando, por esta oportunidad de estar en el inicio de esta Colecta Anual.

Y deseo que realmente se alcance y se supere la meta trazada.

Muchísimas gracias.