-MODERADOR: Hace uso de la palabra el Presidente Municipal de Pachuca de Soto, ingeniero Eleazar Eduardo García Sánchez.

-ING. ELEAZAR EDUARDO GARCÍA SÁNCHEZ: Muy buenas tardes.

Es un honor saludar y dar la más cordial bienvenida a Pachuca, a nuestro Presidente, licenciado Enrique Peña Nieto. Bienvenido, Presidente.

Saludo, con gusto, al licenciado José Francisco Olvera Ruiz, Gobernador Constitucional de nuestro querido Estado de Hidalgo. Bienvenido, Gobernador.

Saludo a los distinguidos integrantes del presídium e invitados que hoy nos acompañan. Sean todos bienvenidos.

Señor Presidente:

Esta tierra de trabajo se siente muy honrada con su presencia tan significativa, al inicio de su Administración. Los pachuqueños y los hidalguenses reconocemos en usted al líder que transformará la vida de los mexicanos, pues desde los primeros días de su mandato, hemos visto iniciativas y acciones que demuestran su nueva visión de Gobierno y que, estamos seguros, marcará un nuevo rumbo de bienestar para nuestro país.

Son tiempos de cambio, tiempos de renovación que los hidalguenses asumimos con responsabilidad, porque compartimos la esperanza de que es posible construir un México donde cada quien puede escribir su propia historia de éxito.

La misma esperanza tenemos en Hidalgo, que se ha desarrollado de manera notable en los últimos años, rescatando sus fortalezas para transitar a un rumbo con desarrollo, guiados por nuestro Gobernador, el licenciado José Francisco Olvera Ruiz. Y es que, el desarrollo de nuestro país requiere que los tres órdenes de Gobierno trabajen con responsabilidad, con metas y objetivos comunes.

Estoy convencido de su visión municipalista, porque reconoce que los gobiernos municipales contribuimos, de manera determinante, en el desarrollo político, económico y social de México.

De manera personal, le agradezco todo el respaldo que recibí de su parte cuando fui candidato a Presidente Municipal. Coincidentemente, el día de ayer, cumplimos un año en la Administración y con orgullo, puedo decirle que trabajamos con total entrega para nuestro municipio.

Hoy, Pachuca, la Bella Airosa, tiene un rostro más humano. Estamos emprendiendo importantes acciones para la capital y en comunión con los Presidentes Municipales de la Zona Metropolitana, avanzamos juntos con proyectos de gran visión como es la Ciudad del Conocimiento y la Cultura que, sin duda, mejorarán la calidad de vida de nuestra región.

Desde Hidalgo y, particularmente, desde Pachuca, asumimos nuestro compromiso de movernos y mover a México, porque, como lo dijera el Benemérito de las Américas, Benito Juárez: El triunfo de la Patria que ha sido el objeto de sus nobles aspiraciones, será siempre su mayor título de gloria y el mejor premio de sus heroicos esfuerzos.

Señor Presidente:

Sabemos que Pachuca cuenta con usted y tenga la plena certeza de que usted, cuenta con Pachuca.

Muchas gracias.

-MODERADOR: Toma la palabra la Directora General del Instituto Politécnico Nacional, doctora Yoloxóchitl Bustamante Díez.

-DRA. YOLOXÓCHITL BUSTAMENTE DÍEZ: Muy buenas tardes. Es un verdadero placer estar en Pachuca, en Hidalgo.

Señor Presidente:

Qué gusto volverlo a encontrar.

Señor Gobernador; señores Secretarios; estimados miembros de este presídium.

Las instituciones de educación superior de México y, particularmente, el Instituto Politécnico Nacional, en su calidad de organismo público del Estado, rector de la educación superior tecnológica, tenemos ante sí, muchos y muy grandes retos, entre ellos, tres que son fundamentales:

Uno. Consiste en responder con oportunidad y eficiencia a los requerimientos derivados de la sociedad del conocimiento y de un mundo cada vez más interrelacionado y exigente.

Otro. Está en la obligación que tenemos de contribuir a la satisfacción de las demandas educativas para reducir las profundas desigualdades sociales del país.

Y un desafío más. Lo tenemos en la mejora continua de nuestro desempeño institucional.

En atención a estos grandes retos y en respuesta a la invitación que recibimos del Gobierno del Estado de Hidalgo, respaldada por todos los sectores sociales de esta emprendedora y bella entidad, el Instituto Politécnico participa activamente en el desarrollo económico y social de los hidalguenses, a través de un ambicioso proyecto para brindar múltiples actividades de docencia, investigación, educación continua, capacitación y difusión cultural y científica.

Nos estamos integrando a los esfuerzos que impulsan, de manera conjunta, los sectores gubernamental, empresarial y académico para hacer realidad la Ciudad del Conocimiento y la Cultura, este enorme complejo de instituciones públicas y privadas que, sin duda, habrá de potenciar significativamente el desarrollo de esta pujante región del país, al generar empleos de alto nivel, basados en la academia y en la investigación.

Conforme a su vocación nacional, el Politécnico se suma al trabajo educativo y al desarrollo científico y tecnológico que ya realizan las diversas casas de estudios de esta entidad: la Universidad Autónoma del Estado, el Instituto Tecnológico de Pachuca.

No venimos a competir o a desplazar, sino a complementar la oferta educativa existente en áreas que aún no son atendidas y en las que nosotros contamos con solidez, experiencia y logros.

Nuestra casa de estudios recibió de sus fundadores la encomienda de extender sus servicios educativos a todo el país. Así lo ha hecho a través de sus 76 años de vida en atención a la demanda que recibe de las entidades que requieren su presencia, cuidando siempre, que su crecimiento nacional esté correspondido, también, por el incremento en la calidad de sus programas y servicios académicos.

Actualmente, contamos con 94 unidades en 28 localidades de 20 entidades federativas de la República Mexicana. Se trata de recintos académicos, pero, también, de centros de investigación científica y tecnológica, de educación continua, de difusión de la cultura, de lenguas extranjeras y de apoyo a la innovación educativa.

De gran importancia son, también, nuestras unidades de apoyo a la investigación y al desarrollo y fomento tecnológico y empresarial; entre ellas, el Centro de Nanociencias y Nanotecnologías, y el Centro de Desarrollo Aeroespacial.

La apertura de cursos a nivel bachillerato en el nuevo Centro de Estudios Científicos y Tecnológicos Número 16, Hidalgo, efectuado en agosto del año anterior, marcó el inicio de la presencia politécnica en este estado.

Nuestro bachillerato está reconocido como el mejor del país, ya que durante cinco años consecutivos nuestros alumnos han obtenido los mejores promedios en comprensión lectora y habilidad matemática, según los resultados de la Prueba ENLACE, que aplica la Secretaría de Educación Pública a nivel nacional.

Además, su sistema bivalente permite que los jóvenes, al concluir sus estudios, puedan insertarse como técnicos en el mercado laboral o continuar su preparación en el nivel superior.

Se trata del primer CECyT que se instala fuera del Área Metropolitana de la Ciudad de México en los 30 años, y significa un paso muy importante para avanzar, de manera concreta, en el propósito marcado en la reciente reforma constitucional, que impone al Estado la obligación de atender, con suficiencia y calidad, la demanda de todos los mexicanos que pretendan realizar estudios en este nivel educativo.

Muy pronto, habrá de consolidarse la presencia del Instituto Politécnico en la Ciudad del Conocimiento y la Cultura, cuando concluya la construcción de sus instalaciones y se pongan en marcha los trabajos de la Unidad Académica Multidisciplinaria, que atenderá a más de cuatro mil estudiantes en el nivel medio superior y hasta tres mil, en el nivel superior.

Con programas académicos en las tres ramas del conocimiento, orientamos a la preparación de los técnicos y profesionales que requiere el desarrollo de Hidalgo y del país.

Desde luego, tendremos que alinear nuestra oferta educativa para apoyar el progreso integral de esta entidad, en áreas de crecimiento regional, desarrollo urbano y sustentabilidad.

Esta unidad contará con laboratorios para la investigación, un centro de educación continua y otro para la incubación de empresas y la generación de inteligencia de negocios.

Fomentaremos la vinculación con los sectores productivo y social, basada en la planeación estratégica de las actividades de transferencia del conocimiento y la tecnología, para atender las necesidades sociales y económicas de la región.

Entendemos muy bien que la decisión de los hidalguenses es hacer de la educación un instrumento de acceso amplio y equitativo al desarrollo científico, a las nuevas tecnologías y a la innovación, potenciando el respeto a los derechos humanos, al medio ambiente y a la diversidad cultural, que propicie la formación integral del capital humano y la vida plena de todos sus habitantes.

Junto con ustedes, y de acuerdo con su Plan Estatal de Desarrollo, impulsaremos de manera decidida el avance científico, tecnológico y de innovación; ya que según la tendencia y la experiencia internacional, el trabajo intelectual está siendo mejor valorado y remunerado, que el trabajo intensivo de mano de obra.

Por ello, debe convertirse en un importante elemento para detonar el crecimiento económico y el desarrollo regional sustentable.

Señor Presidente:

Usted está dando, con acciones concretas, un significativo aliento a la educación, a la cultura y al desarrollo de la ciencia y la tecnología, porque está convencido, como nosotros, que sólo de esta manera podremos ser competitivos como país en la nueva economía mundial, basada en el conocimiento.

Una de esas acciones concretas es el importante respaldo que ha dado a este proyecto del Instituto Politécnico y el Gobierno del Estado de Hidalgo, con la asignación de recursos suficientes para el avance en la construcción de los primeros edificios de la Ciudad del Conocimiento y la Cultura.

El propósito de su Gobierno para lograr que en los próximos 10 años se pueda triplicar la inversión en ciencia y tecnología, su indicación para que se articulen políticas públicas diferenciadas, de acuerdo a las vocaciones económicas y capacidades de las diversas regiones del país

El fortalecimiento que dará al Sistema Nacional de Investigadores, la concreción del Sistema Nacional de Ciencia y Tecnología e Innovación, y su empeño de vigorizar los mecanismos de vinculación entre la academia y el sector productivo, son decisiones fundamentales para hacer que el conocimiento, la innovación y la tecnología se conviertan en factores más determinantes para la competitividad, para potenciar las capacidades existentes y transformar el conocimiento en desarrollo.

Muchas gracias, señor Presidente.

Muchas gracias, señor Gobernador.

Gracias a todos ustedes por permitir que nuestra casa de estudios participe de manera tan importante, con toda su fuerza institucional en la Ciudad del Conocimiento y la Cultura, y, por lo tanto, en el desarrollo de la entidad y de la región.

Asumimos este compromiso con la más alta responsabilidad, porque sabemos que de esta manera, honramos el mandato de nuestro lema: La Técnica al Servicio de la Patria.

Muchas gracias.

-MODERADOR: En el uso de la palabra el Gobernador del Estado de Hidalgo, licenciado José Francisco Olvera Ruiz.

-GOBERNADOR JOSÉ FRANCISCO OLVERA RUIZ: Señor licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos, y entrañable amigo del Estado de Hidalgo.

Saludo, desde esta tribuna, al Presidente Magistrado Valentín Echavarría Almanza, representante del Poder Judicial. Y con él, a todas las Magistradas y Magistrados del Poder Judicial en el estado.

Saludo al Diputado Ramón Ramírez Valtierra, Presidente de la Junta de Gobierno del Congreso del estado, y a los Diputados integrantes de la LXI Legislatura.

Al ingeniero Eleazar García Sánchez, Presidente Municipal de Pachuca, y a los restantes 83 Presidentas y Presidentes Municipales, y a los integrantes de los ayuntamientos que se encuentran entre nosotros.

Permítanme saludar y dar la bienvenida a las Senadoras, Senadores y Diputados Federales por el Estado de Hidalgo.

A los señores ex Gobernadores que nos distinguen con su presencia.

A nuestro amigo y entrañable ex Gobernador, y a quien mucho le reconocemos su trayecto y su desempeño, y, desde luego, es un orgullo que hoy represente a Hidalgo en el Gobierno Federal. Recibimos con el afecto y con la amistad de siempre al Secretario de Gobernación, al licenciado Miguel Ángel Osorio Chong.

Saludo y doy la bienvenida a Hidalgo al licenciado Emilio Chuayffet, Secretario de Educación Pública.

Al doctor Enrique Cabrero Mendoza, Director General del CONACyT.

Desde luego, mucho agradezco aquí, como siempre, y por mucho tiempo, porque habremos de estar muy ligados en nuestro desempeño, a la doctora Yoloxóchitl Bustamante Díez, Directora General del Instituto Politécnico Nacional.

Mucho agradezco la presencia de la señora Guadalupe Romero, Presidenta del Patronato del Sistema DIF-Hidalgo.

A las dirigencias de todos los partidos políticos, o sus representaciones que están aquí, con nosotros. Gracias por ese sentido de pluralidad que le dan a nuestra entidad.

A los representantes de las cámaras y organizaciones empresariales; a las organizaciones políticas; a las organizaciones y organismos de la sociedad civil; a los servidores públicos Federales, hidalguenses, que, también, están realizando un gran papel y que, con orgullo, desempeñan una importante tarea al lado del Presidente de la República. Bienvenidos todos los servidores públicos Federales.

Desde luego, gracias a los servidores públicos estatales y municipales; a los representantes de las distintas organizaciones religiosas; a los representantes de los medios de comunicación.

Amigas y amigos todos:

Con su visita, señor Presidente, Hidalgo se honra. En este reencuentro con los hidalguenses, lo recibimos con muestras de júbilo y de respeto, en esta entidad donde ayer nos identificamos con su proyecto y donde hoy, se hace realidad.

Como Gobernador, usted compartió con Hidalgo no sólo preocupaciones comunes, sino, también, anhelos y sueños. Desde entonces, los hidalguenses compartimos la visión de Estado y las tesis que para la República se planteó como necesarias y urgentes.

Por ello, recibimos con orgullo, en esta tierra generosa y de trabajo, que, también, es su tierra, al Presidente de México, licenciado Enrique Peña Nieto.

Señor Presidente:

Aquí está Hidalgo, representado por habitantes de todos los municipios, de comunidades, de colonias y barrios. Aquí están personificados los obreros, los campesinos, los estudiantes, los empresarios, quienes desde siempre, hemos manifestado nuestra confianza en su proyecto de Nación.

Lo recibimos en esta simbólica plaza, levantada por los hidalguenses en honor del Benemérito Juárez, quien al impulsar la creación de esta entidad, nos incorporó al contexto Federal.

Hidalgo es, en consecuencia, una entidad joven. Apenas ayer, 16 de enero, conmemoramos el 144 Aniversario de su creación.

Es tierra de profundos contrastes geográficos que caracterizan a sus distintas regiones. Tierra en la que conviven mujeres y hombres que día con día aceptan el reto de enfrentar con trabajo, tesón y esperanza, a la adversidad y, también, a la diversidad.

En esta corta historia, se han logrado importantes avances, mayormente en la región Sur del estado, influenciada positivamente por la Zona Metropolitana del Valle de México.

Pero es necesario señalar que aún son muchos los hidalguenses en las zonas áridas, en la sierra, en La Huasteca, sobre todo, entre la población indígena que esperan un principio de justicia que les permita superar los rezagos que, por siglos, han estado sumidos.

Un principio de justicia y solidaridad con el que se reconozca la fortaleza de este pueblo, que más allá de sentarse a lamentar su pobreza, se levanta todos los días para enfrentar, con trabajo y decisión, su destino aquí mismo, donde la adversidad ha sido ancestralmente su compañera.

Quienes nos antecedieron, nos enseñaron que los retos se encaran con éxito, cuando en unidad vemos el futuro y definimos juntos el camino. Entendiendo nuestra realidad, en su momento, ideamos proyectos de gran alcance que solidariamente fueron asumidos por usted como un compromiso personal, en un acto sin precedente, que los hidalguenses habremos de inscribir en la historia de esta tierra por el gran valor que para nosotros representa.

Por ello, al ver su determinación, es que nos atrevemos a pensar en grande, a plantear los proyectos estratégicos, como el que hoy, aquí nos convoca: Pachuca, Ciudad del Conocimiento y la Cultura.

Estrategia que no se reduce a un conjunto de escuelas, centros de investigación o a la mera generación de tecnología. Va más allá de la concentración de instituciones o empresas.

Se trata de darle a Pachuca, a su Zona Metropolitana, a la región Centro del país, una nueva vocación económica basada en la generación y transferencia del conocimiento.

Así es como pensamos crear empleos mejor remunerado. A partir de la tarea educativa, de la investigación y de la innovación científica, se generarán patentes que alientan a la competitividad de las empresas y éstas, a su vez, incrementarán su productividad y fortalecerán las actividades económicas de la región. Éste es el círculo virtuoso al que aspiramos y en el que creemos.

Por nuestra ubicación geográfica y por la conectividad con la que contamos, Hidalgo es la opción viable y natural del crecimiento de la región Norte de la zona conurbada del Centro del país. Y en ese horizonte, estamos nosotros.

Tenemos claro que nuestra obligación, entonces, es prepararnos con planeación estratégica, con desarrollo urbano ordenado y con políticas públicas de sustentabilidad.

Hoy, nos adelantamos a lo inminente, para que el día de mañana, ese crecimiento se convierta en beneficios.

Por ello, la necesidad de plantearnos grandes metas, como la Ciudad del Conocimiento y la Cultura, y mucho valoramos el que una institución de máximo prestigio nacional haya compartido, con nosotros, esta visión.

El punto de arranque, la piedra angular de este gran proyecto es el establecimiento del campus más extenso que se construye fuera del Distrito Federal del Instituto Politécnico Nacional.

Gracias a esta institución. Muchas gracias a esta institución por haber confiado y creído en los hidalguenses, por jugársela con nosotros.

Y, en particular, el reconocimiento más amplio a su Directora General, la doctora Yoloxóchitl Bustamante Díez. Muchas gracias, doctora.

Llegamos a este histórico momento con un plan maestro, elaborado en un espacio de 178 hectáreas, y con un presupuesto inicial de 130 millones de pesos, que ya se ejercen en infraestructura básica en la primera etapa del Instituto Politécnico.

Sin embargo, el avance actual va más allá. Se contempla un parque tecnológico, como segundo componente esencial, que está diseñado y será operado por nuestra máxima casa de estudios; por lo que quiero agradecer la adhesión a este proyecto de la comunidad universitaria y, en especial, agradecer la participación del maestro Humberto Veras Godoy, Rector de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo.

Bajo la misma visión de convertir al conocimiento en el insumo básico para la creación de valor y empleos de calidad, dentro de la Ciudad del Conocimiento, se habrá de construir el Centro Nacional de Innovación de la Industria Textil Vestido, que tendrá la finalidad de impulsar la competitividad de una de las cadenas productivas más importantes para el desarrollo de nuestro estado y de México.

Con este hecho, el Presidente Enrique Peña cumple, de manera simultánea, otro de los compromisos contraídos con la Nación y suscritos en Hidalgo. Este Centro Nacional de Innovación es la respuesta a la propuesta conjunta de las Cámaras Nacionales de la Industria Textil y la del Vestido.

A sus Presidentes, también, les reconozco y agradezco la decisión de realizar este importante plan en Hidalgo, con el que se complementa la Ciudad del Conocimiento y la Cultura como tercer componente de arranque.

Gracias a Moisés Kalach y Sergio López de la Cerda, Presidentes de las Cámaras, empresarios que ya establecidos en Hidalgo, han encontrado la tierra fértil para concretar sus grandes proyectos.

En el plan maestro se define, además, la vocación de los centros de investigación. Contaremos con especialidades en agrobiotecnología alimentaria que nos permita mejorar el potencial de las 600 mil hectáreas existentes con capacidad productiva en Hidalgo. En industria metalmecánica que detone, con mayor intensidad, el crecimiento de las zonas industriales como es el caso de Ciudad Sahagún.

En energías renovables para el desarrollo sustentable, y como eje transversal, el desarrollo de tecnologías de la información y de la comunicación. Todo ello, teniendo como punto de partida, la formación de talentos en diferentes niveles académicos.

Este sueño se enmarca en la visión de usted, señor Presidente, cuando propone y cito: Promover el desarrollo a través de la ciencia, la tecnología y la innovación para mover a México con una economía del conocimiento, destinando para ello, el 1 por ciento del Producto Interno Bruto a la ciencia y tecnología, incentivando la participación de los sectores productivos. Fin de la cita.

Este proyecto permite sumarnos a sus compromisos de definir las prioridades nacionales y regionales, aumentar el número de investigadores y centros dedicados a la ciencia, la tecnología y la innovación y, como consecuencia, incrementar, significativamente, el número de patentes.

Con estas afortunadas coincidencias y a tan sólo 48 días del inicio de su gestión, hoy nos demuestra la decisión para cumplir sus compromisos, y es la oportunidad, en nombre del pueblo de Hidalgo, de agradecer su reciente anuncio para que en el Presupuesto de Egresos de los años subsecuentes, incluyendo el presente, el proyecto: Pachuca, Ciudad del Conocimiento y la Cultura, cuente con una partida presupuestal de mil 500 millones de pesos.

Muchas gracias, señor Presidente.

Amigas y amigos:

Conocemos la dimensión de nuestros desafíos y sabemos que para vencerlos, contamos con la gran capacidad de trabajo y el amor por su tierra de los hidalguenses.

Pero, además, hoy sentimos cómo el Presidente abraza con nosotros, nuestros sueños y nuestras esperanzas. A partir de este gran apoyo, vamos a construir las bases para un desarrollo sustentable de largo plazo, que permita alcanzar beneficios reales y permanentes para nuestra gente y sus familias, y aquí mismo, en su propia tierra.

Los hidalguenses vivimos en paz social y en la armonía laboral que construimos día a día. Vivimos en niveles probados de seguridad pública que nos motivan a pensar en las grandes tareas que nos impulsan a movernos con rumbo hacia mejores niveles de vida para todos.

Pachuca, Ciudad del Conocimiento y la Cultura, nos permite reafirmar que la educación es el pilar de nuestro desarrollo. Y nos hace pensar en grande, creer en nosotros mismos, saber que avanzamos como estado, y que vamos a contribuir para mover a México.

Y esto lo tenemos a nuestro alcance, a partir de la confianza que hoy nos brinda el Presidente de México, el guía de todos los mexicanos, y a quien los hidalguenses, le aseguramos y comprometemos, que no habremos de fallarle.

Muchas gracias, Presidente Enrique Peña Nieto.