El Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, informó que hoy, durante un almuerzo con los líderes de los países del G-8, compartió con ellos la posición y la experiencia de nuestro país sobre lo que se está haciendo en materia de impuestos, transparencia y comercio, y dio a conocer la adhesión de México a la Declaración emitida por los mandatarios de Alemania, Canadá, Estados Unidos, Francia, Italia, Japón, Reino Unido y Rusia, con la cual hay plena coincidencia.

En un mensaje a los medios de comunicación, el Primer Mandatario subrayó que en materia de impuestos México está a favor de que éstos sean más justos y más incluyentes, y que compartió con los mandatarios del G-8 que México se propone llevar a cabo una Reforma Hacendaria para alcanzar ese objetivo.

Además, expresó que ese es un tema que está inscrito en el Pacto por México, “un acuerdo celebrado entre las principales fuerzas políticas del país, el Gobierno de la República y más que tratarse de una mesa de negociación, se ha convertido en un instrumento para impulsar la transformación de nuestro país, y desde ahí poder impulsar reformas estructurales que permitan acelerar el crecimiento económico y el crecimiento o desarrollo social de nuestro país”.

Subrayó que en la reunión con los líderes del G-8 manifestó el interés de nuestro país por participar en una iniciativa multilateral con algunos países de Europa en materia de impuestos. “México sería el primer país que ha expresado su interés de participar en esa iniciativa multilateral de intercambio automático de información en materia fiscal con Alemania, España, Francia, Italia y Reino Unido”, precisó.

Indicó que con Estados Unidos ya se ha establecido un acuerdo de intercambio de información en materia fiscal, que entrará en vigor a partir del próximo año. Con ello, “somos junto con Estados Unidos los primeros países que logramos este acuerdo”.

El Titular del Ejecutivo Federal dijo que en materia de transparencia compartió “la convicción que tenemos de que todo gobierno democrático debe ser transparente y abierto, y que para eso en México hemos impulsado ya dos iniciativas importantes que están a discusión del Congreso, una para ampliar las atribuciones y forma de organización del IFAI, y otra para la creación de la Comisión Nacional Anticorrupción”.

Recordó que nuestro país copreside en este año, y presidirá en 2014-2015, la Alianza por el Gobierno Abierto, “un esfuerzo impulsado por varios países, del que México forma parte, para impulsar los gobiernos abiertos, a ser transparentes en su gestión y en todo lo que lleva a cabo, y las inversiones que realiza de carácter público o en gasto de inversión”.

Sobre el tema del comercio, puntualizó que al igual que los países que integran el G-8, México está claramente a favor del libre comercio. “Fue oportunidad para refrendar la posición que México guarda sobre este tema, de seguir siendo un ferviente e importante promotor del libre comercio; que México reconoce que a través del libre comercio se puede lograr mayor crecimiento económico y mayor desarrollo social”.

Informó a los líderes de las principales economías del mundo que en la década de los ochentas el mayor componente del ingreso que México tenía por la vía de las exportaciones estaba en el petróleo, en un 67 por ciento, mientras que las manufacturas representaban 22 por ciento.

Desde entonces, continuó, México empezó a abrirse al mundo y comenzó a tener mayor comercio global a partir del año 94, cuando se firmaron distintos instrumentos de libre comercio, que hoy posibilitan tener acceso al mercado consumidor de 44 países, lo que ha permitido cambiar la cifras. “Hoy, el 14 por ciento de los ingresos por exportaciones son del petróleo, y 81 por ciento son por manufacturas; hemos crecido notablemente, a través del comercio exterior”.

“Vale la pena señalar que la riqueza que hoy genera el país, el Producto Interno Bruto de nuestro país, 60 por ciento está en el comercio que hace México con el mundo. Esta es la importancia que tiene para nosotros el comercio, y por eso somos un país abierto, somos de los países más abiertos al comercio con el mundo, y seguiremos siendo promotores de este propósito y de este objetivo de alcanzar un mayor comercio con otras regiones del mundo”, manifestó.

El Presidente Peña Nieto mencionó que entre los 10 puntos suscritos en la Declaración de Lough Erne, Irlanda del Norte, donde se llevó a cabo la reunión del G-8, resaltan los siguientes:

1. Las autoridades fiscales de todo el mundo deberán compartir automáticamente la información para combatir la lacra de la evasión fiscal.

2. Las empresas multinacionales deben ser transparentes en cuanto a qué impuestos pagan y dónde.

3. Las empresas deben saber quiénes son sus verdaderos dueños. Los recaudadores de impuestos y los encargados de hacer cumplir la ley deben poder obtener fácilmente dicha información.

4. Los países en desarrollo deben contar con la información y la capacidad de recaudar los impuestos que se les adeudan y los demás países tienen la obligación de ayudarles.

El Primer Mandatario mexicano precisó que éstos son cuatro de los diez puntos que contiene la Declaración que han firmado los Presidentes o Jefes de Estado de los países que participan en el G8, “y tenemos plena coincidencia con estos temas que están en esta declaración conjunta”.

El Presidente Peña Nieto también informó que tuvo oportunidad de platicar con los mandatarios de cuatro países africanos: Liberia, Libia, Senegal y Etiopía, con el Presidente del Banco Mundial, el Secretario General de la OCDE y la Directora del Fondo Monetario Internacional.


Se anexa el documento oficial del G-8 denominado: “Declaración de Lough Erne”:

Declaración de Lough Erne

La iniciativa privada alienta el crecimiento, reduce la pobreza y crea trabajos y prosperidad par a las personas de todo el mundo.

Impuestos justos, mayor transparencia y libre comercio son factores determinantes clave de ello. Seguiremos 10 pasos concretos que puedan marcar una diferencia real:

1. Las autoridades fiscales de todo el mundo deberán compartir automáticamente la información para combatir la lacra para la evasión fiscal.

2. Las empresas multinacionales deben ser transparentes en cuanto a que impuestos pagan y donde.

3. Las empresas deben saber quiénes son sus verdaderos dueños, los recaudadores de impuestos y los encargados de hacer cumplir la ley deben poder obtener fácilmente dicha información.

4. Los países en desarrollo deben contar con la información y la capacidad de recaudar los impuestos que ese les adeudan y los demás países tienen la obligación de ayudarles.

5. Las empresas extractoras deben informar de los pagos a todos los gobiernos, y los gobiernos deberían hacer públicos los ingresos provenientes de dichas empresas.

6. Las fuentes minerales deberían ser explotadas de manera legítima y no a manera de saqueo en zonas de conflicto.

7. Las transacciones de tierras deberían de ser transparentes y darse en un marco que respete el derecho de propiedad a la tierra de las comunidades locales.

8. Los gobiernos deberían alejarse de las medidas proteccionistas y concertar nuevos acuerdos comerciales que impulsen la creación de empleos y el crecimiento a nivel mundial.

9. Los gobiernos deberían eliminar la burocracia innecesaria en las fronteras y facilitar y acelerar el tránsito de bienes entre países en desarrollo.

10. Los gobiernos deberían hacer pública la información relativa a las leyes, presupuestos, gasto, estadísticas nacionales, elecciones y contratos del gobierno de tal manera que dicha información sea fácil de leer y reutilizar, para que los ciudadanos puedan exigir que rindan cuentas por sus responsabilidades.