Señoras y señores.

Muy buenas tardes a todas y a todos ustedes.

Señor Gobernador del Estado de Puebla.

Muchas gracias por su hospitalidad.

Y nuevamente, mi reiterado reconocimiento a la disposición de su gobierno para que sumemos esfuerzos, voluntades y recursos para la concreción de mayores objetivos y logros en beneficio de la población de esta gran entidad.

Al saludarle, también saludo a los titulares de los poderes Legislativo y Judicial de esta entidad.

A los integrantes del Gabinete del Gobierno de la República, que tienen, dentro de sus responsabilidades, instituciones del Sector Salud o que forman parte del Sector Salud de nuestro país, y quienes hoy venimos, precisamente, a rendir tributo y reconocimiento a enfermeras y enfermeros de México.

Saludo a los distinguidos integrantes del presídium.

Al dirigente nacional de la FSTSE.

A Senadoras y Senadores de la República que están hoy aquí presentes.

A Legisladores Federales.

A Legisladores locales.

A Presidentes Municipales.

A nuestros Delegados, que están representando al Gobierno de la República aquí, en esta entidad.

Y de manera muy particular, y después de haber escuchado a la maestra Juana Jiménez, quien es la Coordinadora Nacional de Enfermería, quiero saludarle a ella, expresarle reconocimiento en su mensaje, precisamente, porque habla en nombre de enfermeras y enfermeros de México, que están comprometidos con la salud de los mexicanos.

Y al saludarle a ella, quiero saludar de manera muy particular a todas las enfermeras y enfermeros, que de distintas entidades del país se dan cita en este evento, que tiene por principal objetivo, como lo he señalado, rendir tributo, reconocimiento y felicitación a las enfermeras y enfermeros del país: 300 mil de distintas instituciones del Sector Salud de nuestro país, que sirven a todos los mexicanos.

Para ustedes, nuestro reconocimiento y nuestra felicitación.

El día de ayer se celebró en México el Día de la Enfermera y del Enfermero, que son mujeres y hombres dedicados a cuidar de la salud de los mexicanos.

Al escuchar hace un momento el Himno al Enfermero o a la Enfermera, una letra muy bella que, además, describe lo que es la vocación de las enfermeras y enfermeros del país, quienes se ocupan de la prevención, quienes están, precisamente, el día que nace un mexicano, y lamentablemente también lo están cuidando cuando alguien pasa a otra vida, cuando alguien deja este mundo.

Las enfermeras y enfermeros de México tienen la vocación de estar al servicio, precisamente, de la salud de los mexicanos, de cuidar lo más preciado, lo más importante en todo ser humano, que le permita realizar cualquier anhelo, cualquier sueño, cualquier meta que se proponga.

Ustedes, precisamente, están ahí cuando algún mexicano ha necesitado o ha requerido de la atención médica, y quienes, además de la atención especializada que recibe cualquier paciente, quienes cuidan, quienes ven minuto a minuto el desempeño, la evolución en la salud de cualquier paciente, son las enfermeras y los enfermeros de México.

Puedo testimoniarlo de manera personal, porque aquí quiero, también, en este tributo que hoy hacemos a las enfermeras y enfermeros de México, llevo yo muy presente la atención esmerada que tuve de enfermeras, muy recientemente, cuando fui o cuando me fue practicada una intervención quirúrgica, el año pasado, enfermeras del Sector Salud, de nuestras Fuerzas Armadas estuvieron muy al pendiente de la salud del Presidente de la República, como lo están de todas y todos los mexicanos.

Por ello, aquí no hago más que un testimonio, o rindo un testimonio personal, como seguro estoy hay millones de mexicanos que llevan presente en su memoria y en su corazón, la atención y el cuidado que han tenido de alguna enfermera o enfermero de nuestro país.

Por eso es que el 6 de enero es un día que en México reconocemos su labor. El 6 de enero es un día que hacemos reconocimiento a su trabajo, a su entrega, a su dedicación esmerada, apasionada y comprometida, insisto, con la salud de los mexicanos.

El Sector Salud tiene 300 mil enfermeras y enfermeros en todo el país. Y hoy hemos reconocido o hemos entregado diplomas de reconocimiento a quienes han destacado en su desempeño; a quienes, sin duda, son ejemplo para sus demás compañeras y compañeros de servicio y de trabajo.

Y que, nuevamente, quiero desde aquí expresarles reconocimiento a quienes han sido merecedores de estos diplomas, de estos galardones, que recogen y reconocen, precisamente, su desempeño diario, el que han tenido en los últimos años y que les hacen merecedores a este reconocimiento.

Y de igual forma, a Rosa María Carrillo Dorantes, a Valentina Rivas Acuña y a Lucio Rodríguez Aguilar, quienes han recibido premios especiales que otorga el Consejo Nacional de Salubridad de nuestro país.

Para todas y todos ustedes, nuevamente nuestro mayor reconocimiento, y gracias por ser ejemplo para sus compañeras y compañeros de servicio dentro de la enfermería.

En el Gobierno de la República, lo he señalado en distintos espacios, estamos comprometidos con la salud de los mexicanos.

Y estamos trabajando para crear el Sistema Nacional de Salud Universal, el que garantice y el que asegure que el derecho consagrado en nuestra Constitución, el derecho a la salud, realmente se materialice y sea letra vigente y letra viva en cada mexicano.

Por eso es que en el marco de la celebración de este Día de la Enfermera y del Enfermero, o un día después, pero haciendo reconocimiento precisamente a su trabajo, es que quisimos enmarcar este día con la entrega o la inauguración de dos hospitales que se ponen en operación.

Uno, en Teziutlán, Puebla, donde originalmente íbamos a llevar a cabo este evento, y como lo expresara el Gobernador del Estado de Puebla, las condiciones climatológicas no lo permitieron, lo cual agradezco aún más, que no obstante el cambio realizado de última hora para llevar a cabo este evento y este reconocimiento aquí, en Acatlán de Osorio, pudiéramos hacerlo, y sobre todo, pudiera tener y contar con la presencia de todas y de todos ustedes.

Porque nuestras enfermeras y enfermeros, que están aquí de distintas entidades del país, de todas las entidades del país, por ser merecedores a un reconocimiento, porque representan a sus compañeras y compañeros de trabajo, han tenido que llegar hasta este lugar después de llevar varias horas de trayecto, de recorrido. Y por eso, quiero expresarles amplio reconocimiento.

Porque ustedes posibilitan que desde aquí, desde Acatlán de Osorio, tengamos la oportunidad de decirle a todas las enfermeras y enfermeros de México: Muchísimas felicidades, por su trabajo, por su empeño, por su entrega y por su dedicación a la salud de los mexicanos y que, insisto, en el marco de esta celebración, dos hospitales en el Estado de Puebla sean puestos en operación.

Qué mejor manera de hacer reconocimiento a quienes por vocación y por entrega, se dedican a la salud de los mexicanos, que hoy pongamos en operación aquí, en Puebla, dos hospitales dignos, que vienen a sustituir a algunos que ya no estaban en condiciones óptimas de prestar servicio a la población.

Y hoy también me da mucho gusto aquí, en Acatlán de Osorio, poder saludar a mucha de su población.

Desde el trayecto que hice en el lugar donde arribamos, a este punto, he tenido la oportunidad de saludar a muchos pobladores de este municipio.

Y quiero expresarles a todas y a todos los presentes, y desde aquí a todos los mexicanos, como lo he venido haciendo en estos primeros días del año, mi mayor felicitación y mis mejores deseos para todos.

Que el 2014 sea un año que depare a México logros, desarrollo, crecimiento económico. Y en materia de salud, nos permita ir concretando este Sistema Universal de Salud. Que nos permita, insisto, asegurar que todos los mexicanos, todos, sin excepción, tengan acceso a servicios eficientes de salud.

Hoy, en este día, vale la pena destacar, al reconocer el trabajo de nuestras enfermeras y enfermeros, reconocer dos acciones que el Sector Salud ha puesto ya en práctica:

El primero. El Programa de Profesionalización de Enfermería, que establece que todas las instituciones del Sector Salud, a partir de este año, cuenten con programas y cuenten con mecanismos que aseguren que quienes se dedican a esta actividad puedan concluir estudios de posgrado y tengan acceso a mejores plazas.

Y segundo. Se han incrementado los montos de las becas a pasantes de enfermería, prácticamente en un 20, 25 por ciento, lo que permitirá que más mexicanas y mexicanos con esta vocación de servicio se incorporen a esta actividad, a la de la enfermería.

Por ello, esto es parte del compromiso del Gobierno de la República, precisamente para asegurar mejores servicios de salud para todos los mexicanos.

Señor Gobernador del estado:

Muchas gracias por su hospitalidad. Le quiero felicitar por la puesta en operación de estos dos hospitales, muy dignos.

Hemos apreciado en el video que hace un momento se proyectara, la magnitud y dimensión de un nuevo hospital en Teziutlán, Puebla, en la parte Norte de esta entidad, que ahora la está azotando un frío, como toda esta región de la Costa del Golfo, pero que ahora venimos a este lugar un poquito más caliente, pero que nos permitió desde aquí inaugurar estos dos hospitales.

Te felicito ampliamente, pero más felicito a los poblanos, por contar con, ahora, nueva infraestructura de Salud, que permitirá velar de mejor manera por la salud de los poblanos.

Muchísimas felicidades.

Quiero concluir mi intervención, haciendo votos para que en este ánimo que hoy aquí nos ha contagiado, hay un clima de gran armonía, de paz, de esperanza, de buenos deseos, y cómo no ha de ser, si estamos iniciando un nuevo año, el 2014.

El Gobierno de la República tiene muy claros sus objetivos, que es la concreción de los objetivos, de las metas, que desde del inicio de esta Administración nos hemos trazado.

En ello, he de reconocer el clima de civilidad política que hay entre todas las fuerzas políticas del país, que ha posibilitado la concreción de importantes reformas en el año 2013.

2014 permitirá que, de manera gradual y creciente, vayamos instrumentando estas reformas, que deban proyectar beneficios para todas y todos los mexicanos.

También, será un espacio, 2014, para acelerar nuestro trabajo en temas y en asignaturas que están pendientes.

Ayer hacía referencia al campo mexicano y como ésta, hay otras asignaturas en las que tenemos que modernizar el marco legislativo, que permita a las instituciones del Estado mexicano ser más eficientes y entregar mejores resultados a los mexicanos.

Pero estoy seguro que 2014 debe deparar a México, a mexicanas y a mexicanos, un gran año.

Un año en el que haya mayor crecimiento económico, más empleo, mayores oportunidades para los mexicanos y, sobre todo, que entre todos, en el espacio de responsabilidad y de actuación que cada uno de nosotros tenemos, y especialmente quienes tenemos tarea pública, podamos contribuir al progreso y desarrollo de nuestra Nación.

Muchísimas felicidades.