Señoras y señores.

Muy buenas tardes a todas y todas ustedes.

Me da mucho gusto saludarles en esta celebración que hacemos, del Día Internacional de los Pueblos Indígenas.

Me da mucho gusto regresar a Chiapas, y particularmente aquí, a San Juan Chamula, a esta comunidad que visité, o a este municipio que visité siendo candidato en los primeros días de haber iniciado mi campaña para la Presidencia de la República.

Quiero saludar a todas las autoridades que hoy concurren en este acto.

Al señor Gobernador del Estado de Chiapas, a quien le agradezco, no sólo su mensaje de felicitación, su apoyo y solidaridad con el esfuerzo del Gobierno de la República, sino la buena coordinación que estamos teniendo para realmente lograr más y mejores resultados en beneficio de los habitantes de este gran Estado de Chiapas.

Muchas gracias, Gobernador.

Saludo aquí, a los titulares de los Poderes Legislativo y Judicial de la entidad.

A los mandos militares de esta entidad.

Saludo a los legisladores Federales que nos acompañan; del Senado de la República, de la Cámara de Diputados; a legisladores locales.

Autoridades de todos los órdenes de Gobierno.

De manera muy particular, quiero saludar a todas las autoridades tradicionales de los pueblos indígenas. Aquí están presentes representando a sus pueblos.

Muchas gracias por su presencia en esta celebración que hoy hace el Gobierno de la República de reconocimiento a los pueblos indígenas de nuestro país.

Al saludar a los señores legisladores, como aquí ya se ha comentado, permítanme expresarles amplio reconocimiento al Congreso de la Unión, al Senado de la República y a la Cámara de Diputados, porque recientemente ha concluido un proceso de transformación de una agenda de reformas que, sin duda, vendrán a impulsar el desarrollo y el progreso de nuestra Nación.

Y quiero hacer amplio reconocimiento a todas las fuerzas políticas, a quienes coinciden con el proyecto que hemos impulsado, a quienes tienen diferencias con él, pero a todas, porque posibilitaron un espacio de amplio debate, acreditaron la madurez democrática y política de nuestro país, e hicieron posible que México observara, al igual que el mundo, el avance político y democrático que tenemos como Nación, y, sobre todo, enriquecieron con su participación el debate sobre grandes reformas que vendrán a impulsar desarrollo, progreso, generación de empleos y bienestar para todos los habitantes de nuestro país.

Felicidades al Congreso por este gran avance e impulso que han dado a esta agenda transformadora de nuestro país.

Quiero saludar a toda esta congregación que aquí se da, en San Juan Chamula.

Aquí, está la representación de los 68 pueblos indígenas de nuestro país, que vienen de distintos lugares del territorio nacional.

Y a San Juan Chamula le quiero agradecer su hospitalidad y, sobre todo, a sus autoridades, que encabeza el Alcalde, Regidores y demás autoridades, el que hoy posibiliten que desde aquí, desde San Juan Chamula, estemos haciendo reconocimiento a todos los pueblos indígenas de nuestro país.

México, como lo reconoce nuestra propia Constitución, es un pueblo pluricultural.

Esto significa que está conformado por distintos pueblos, distintas expresiones, con distintas visiones, y que nuestra Constitución reconoce esta condición que tiene nuestro país.

En México, se estima, 14 por ciento de nuestra población es de orden indígena. Esto significa que son más de 15 millones de mexicanos que tienen un origen en los pueblos originarios de nuestra Nación.

Y es por ello que el Gobierno de la República ha querido honrar y, sobre todo, hacer reconocimiento en esta festividad, en esta celebración que la ONU hace 20 años dispusiera fuera en reconocimiento a todos los pueblos indígenas del mundo.

México hace suyo este reconocimiento.

Y desde aquí, expreso felicitación y reconocimiento a los 68 pueblos indígenas que hay en México.

En quienes me han antecedido, escuchando a quien preside la Comisión Nacional para el Apoyo a los Pueblos Indígenas, al Presidente del Consejo Consultivo de esta Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, hemos escuchado aquí, sin duda, la fuerza que tienen los pueblos indígenas.

El ser precursores de cambios y de transformaciones, y que hoy nos vienen a recordar, en esta celebración que hacemos, el compromiso que tenemos con toda claridad de apoyar y respaldar desde acciones, desde reformas transformadoras a las que habré de referirme, desde las distintas acciones de política pública que el Gobierno Federal y los gobiernos estatales estamos impulsando para lograr condiciones de mayor bienestar.

Una condición que tenemos que combatir de raíz es que en muchas de las poblaciones indígenas, también uno de los rostros es, precisamente, el de la pobreza y el de la marginación.

Y, por eso, junto con las comunidades indígenas, definiendo con ellos acciones, es como queremos, realmente, lograr escalar y mejorar la condición que hoy tienen nuestros pueblos indígenas.

Aquí, en San Juan Chamula, aquí vine, ya decía yo, hace ya casi más de dos años, en marzo de 2012, iniciaba la campaña política por la Presidencia.

Y encontré, como lo he visto en varias de las visitas que he hecho a varias comunidades indígenas, encontré apoyo y respaldo al proyecto que estaba impulsando, y que hoy, desde el Gobierno de la República, estamos haciendo realidad.

Lo estamos haciendo a través de cumplir los compromisos que asumí. Aquí concretamente, en esta población, aquí, en San Juan Chamula, firmé dos compromisos de orden nacional.

Uno de ellos era lograr apoyar o consolidar un programa de escuelas dignas. Asegurar que las escuelas del país tuvieran condiciones óptimas para que nuestros niños recibieran una educación de calidad, que tuvieran buenas instalaciones, baños, pupitres, bancas, pizarrones, condiciones óptimas.

Y es así que hemos puesto en marcha un programa al que están destinados más de 14 mil millones de pesos, que es la inversión que prevemos tenga durante esta Administración, precisamente para asegurar que al menos 20 mil escuelas en todo el país tengan condiciones dignas. A la fecha, más de tres mil escuelas han recibido este apoyo, y hoy tienen mejores condiciones.

Y desde aquí, también, desde esta comunidad, me comprometí a respaldar a los pueblos indígenas, y así lo hemos venido haciendo a través del trabajo que realiza la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, y todas las dependencias del Gobierno.

Porque la atención a los pueblos indígenas, como a la población de todo nuestro país, no puede hacerse sólo desde algunos espacios, es una tarea transversal; es decir, es una tarea en donde todas las dependencias tienen responsabilidad y tienen objetivos que alcanzar en apoyo a los pueblos indígenas.

Permítanme compartirles algunas de estas acciones que se han llevado a cabo, quizá emblemáticas, en dónde estamos apoyando a pueblos indígenas.

Dentro de la política social, el Programa de Oportunidades atiende a 1.5 millones de familias indígenas, en 24 mil localidades del país.

Por otro lado, a través del Programa LICONSA, que hemos venido ampliando para asegurar que más mexicanos, sobre todo que enfrentaban condición de pobreza y de alimentación, o de falta de alimentación, tengan acceso a este programa. Y LICONSA, hoy, brinda servicio en dos mil 700 comunidades indígenas de todo el país.

Dentro de la mejora a la infraestructura de los pueblos indígenas, hoy, 1.8 millones de habitantes de pueblos originarios, en ellos se han construido y mejorado infraestructura de agua, de electricidad, de vivienda y de caminos, con una inversión superior a los ocho mil millones de pesos.

Hoy, ustedes han atestiguado la firma de un convenio entre la Comisión Nacional para el Desarrollo de Pueblos Indígenas y la Comisión Federal de Electricidad, para electrificar más de 150 comunidades que están apartadas y aisladas en distintas partes de nuestro territorio, y al que se ha destinado una inversión que hoy la Comisión de Pueblos Indígenas está dedicando a este propósito y, en consecuencia, más pueblos indígenas, mayor población indígena, tendrá ahora electricidad llegando a sus hogares.

Se han venido apoyando proyectos productivos.

La capacidad creativa, imaginativa, de nuestros indígenas merece tener respaldo y apoyo para poner en marcha esos proyectos.

Es así como hemos creado, a través de la Reforma Financiera, distintos instrumentos que posibilitarán el acceso al crédito a toda la población de nuestro país, y de manera muy especial a los pueblos indígenas.

Se han apoyado a 91 mil 500 personas con una inversión superior de mil 600 millones de pesos, sólo en lo que tiene que ver con proyectos productivos que ha apoyado la Comisión Nacional para el Desarrollo de Pueblos Indígenas.

Por otro lado, respaldamos a niños y jóvenes indígenas para que no dejen la escuela; 76 mil reciben hospedaje y alimentación en albergues y comedores, o tienen becas de educación superior.

Igualmente, como lo hace ya y lo ha venido haciendo la Comisión para el Desarrollo de Pueblos Indígenas, ha brindado asesoría jurídica a los pueblos indígenas, sobre todo a quienes no teniendo condición para poder tener el apoyo de un abogado, se les ha prestado este auxilio.

Y se ha logrado, como aquí ya se señaló, que algunas personas que eventualmente hubiesen sido detenidas, hubiesen enfrentado procesos, hubiesen logrado el beneficio de lograr su libertad, porque injustamente estaban purgando alguna pena en algunos de los centros penitenciarios del país.

Y finalmente, en esta parte, a mí me da mucho gusto el que esta congregación, todos ustedes sean testigos de varios reconocimientos que hemos hecho a personas originarias de pueblos indígenas que han destacado en alguna actividad.

Yo quiero refrendarles mi reconocimiento, mi felicitación, mi apoyo, a quienes han destacado en distintas tareas, lo mismo que como parteras, prestando apoyo para dar vida, y que lo hacen en coordinación con las instituciones de salud que tiene el Estado mexicano.

Para quienes han destacado en la actividad artística, en la actividad cultural; en la actividad deportiva, como los niños triquis, que han sido modelo y ejemplo en el mundo, y que han puesto muy en alto el nombre de México en distintas justas deportivas.

Para quienes son nuestros grandes corredores de la región tarahumara. Correr un maratón de 100 kilómetros en tres días se dice fácil, pero a ver quién se anima a hacer esta prueba que nuestros indígenas rarámuris han logrado acreditar con gran éxito en distintas partes del mundo.

Felicitación a todos ustedes.

Y felicitación también a muchos indígenas que, de manera anónima, callada y silenciosa, contribuyen al desarrollo de sus comunidades, desde la gestión que encabezan para que sus pueblos y comunidades tengan mejores condiciones, y en el apoyo que prestan para que las autoridades puedan cumplir con la tarea que tienen: la de servir y lograr condiciones de mayor bienestar para toda su población.

Yo aquí vengo a decirles que el Gobierno de la República está dedicando acciones específicas para apoyar a los pueblos indígenas.

Como lo ha señalado el Presidente del Consejo Consultivo, éste es un Gobierno aliado de los pueblos indígenas, que reconoce su condición, que respeta sus tradiciones y que apoya las tareas para que tengan mejores condiciones.

El punto con ustedes, definimos qué hacer, cómo hacerlo y aseguramos que, en respeto a sus tradiciones, puedan ustedes tener mejores condiciones y mayor calidad de vida.

Y quiero concluir con lo siguiente.

Lo que hemos venido haciendo en estos 20 meses de esta Administración es impulsar la transformación del país. Y lo hemos hecho impulsando reformas que, ustedes han escuchado, son de orden transformador o de carácter estructural.

Han escuchado las reformas estructurales y, también, se han de preguntar: Sí, qué bueno que se hagan estas reformas, y entonces dónde están los beneficios que tendremos.

Estos, lo he señalado, los vamos a ir acreditando en el tiempo.

Ya desde ahora, y creo que en otros momentos, tendré espacio para compartir los varios beneficios que ya se tienen a partir de las reformas que se han impulsado.

Déjenme decirles que en materia educativa hicimos una reforma para asegurar que los mexicanos tuvieran una educación de mayor calidad. Y es una reforma que estamos instrumentando con la decidida participación de las maestras y maestros de México.

Hicimos una reforma de carácter Fiscal para asegurar que el Estado tenga mayores recursos que está invirtiendo en educación, en salud, en mejorar la infraestructura de comunicación de todo el país.

No podíamos quedarnos rezagados y por eso impulsamos esta reforma.

Una reforma en Telecomunicaciones que posibilitará que las regiones más apartadas y recónditas, alejadas del territorio nacional cuenten con los servicios de Internet, que no sólo las ciudades tengan este servicio, sino que todas las poblaciones, por apartadas que estén, cuenten con el servicio de Internet y eso se les conecte con el resto del país.

Y recientemente, hemos impulsado la Reforma Energética, porque tenemos que dar pasos que el mundo ya hizo anteriormente y México se venía rezagando.

Cómo explotar de mejor manera, en beneficio de los mexicanos, nuestra riqueza natural, nuestra riqueza energética.

Y esto permitirá que tengamos electricidad producida a menor costo y, en consecuencia, el costo de la luz será más barato.

Que tengamos también gas más barato y esto posibilitará que las familias y las pequeñas y medianas empresas que consumen gas, tengan un elemento más barato y puedan reducir los costos de producción de todo lo que generan en beneficio del país.

Todos los bienes que producen, puedan tener costos de producción más baratos.

Esto es lo que hemos venido haciendo.

Yo estoy convencido y, por ello, expreso reconocimiento y felicitación a quienes comparten esta visión.

Esta visión y esta convicción de que a través de estos cambios estructurales, México tendrá de dónde asirse, tendrá una mejor plataforma para crecer económicamente, para impulsar el dinamismo económico, para generar mayor derrama económica y para asegurar que todos los mexicanos tengan condiciones de mayor bienestar.

Hoy, ante los pueblos indígenas, ante la representación que asiste a este evento de los 68 pueblos indígenas de nuestro país, quiero decirles que el Presidente de la República está comprometido con todas y con todos ustedes; que tienen en el Presidente de la República a un firme aliado que habrá de acompañarles para que tengan mayor desarrollo y mayor bienestar.

Y que en este esfuerzo estamos trabajando de forma unida y conjunta con todos los órdenes de Gobierno para asegurar un México próspero, un nuevo México de mayor desarrollo y de mayores beneficios para todos los mexicanos.

Felicidades comunidades indígenas de todo el país.

Desde aquí un abrazo fraterno y mi mayor reconocimiento.