Por: Enrique Peña Nieto

Esta mañana, tuve la gran distinción y el honor de reconocer a militares y marinos que, durante su trayectoria profesional y diario vivir, han contribuido a forjar a las actuales Fuerzas Armadas.

Como Presidente de la República y Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas, reconozco y agradezco la lealtad, el patriotismo y trabajo incansable por nuestra Nación de los generales y almirantes retirados.

Su labor ha sido esencial para preservar la integridad de la Nación, así como para garantizar la estabilidad de un México cada vez más democrático y de leyes.

Los generales y almirantes retirados saben que no hay mayor honor que servir a la Patria porque, con valor, cumplieron a cabalidad su encomienda.

México sigue necesitando de ellos, que son guía y ejemplo para las nuevas generaciones de militares y marinos.