Ignacio de la Llave nació en la ciudad de Orizaba, el 26 de agosto de 1818.

La popularidad y el prestigio que De la Llave alcanzada entre los veracruzanos le valió que lo eligieran diputado al Congreso del Estado y es en esta época cuando se distingue como defensor de la Patria ante la invasión norteamericana en 1847.

Al triunfo del movimiento contra Santa Anna, Ignacio de la Llave es nombrado General y en agosto de 1855 se hace cargo del mando político como gobernador. Cuando en 1857, Ignacio Comonfort es elegido presidente de México, nombra a Ignacio de la Llave como Secretario de Gobernación, pero pronto renuncia al puesto.

Al concluir la Guerra de Reforma, De la Llave acompaña a Juárez, a principios de 1861, a la ciudad de México en calidad de Ministro de Guerra y Marina, ministerio que abandona para hacerse nuevamente cargo del gobierno de Veracruz.

Al entregarse la plaza de Puebla a los franceses, De la Llave promueve su huida junto con los generales Pattoni y González Ortega con la urgencia de alcanzar al presidente de la República, Benito Juárez; la escolta que los acompañaba se subleva e Ignacio de la Llave es gravemente herido.

Finalmente, muere el 23 de junio de 1863, el cadáver de Ignacio de la Llave es llevado a la ciudad de San Luis Potosí, donde es sepultado con las honras fúnebres que merecía su cargo.

En Veracruz, la noticia conmociona al pueblo y gobierno y, para honrar su memoria, el gobernador del Estado, C.Francisco Hernández y Hernández, promueve la expedición de un decreto que lo declara Benemérito del Estado y que prescribe que "El Estado de Veracruz se llamará en lo sucesivo Veracruz-Llave".

Fuente: Gobierno de Veracruz