Por: Enrique Peña Nieto
Ankara, República de Turquía

En el segundo día de mi Visita de Estado a Turquía, acudí al Mausoleo de Atatürk para depositar una ofrenda floral, como muestra de respeto a la historia del pueblo turco.

En memoria del fundador de esta República, Mustafá Kemal Atatürk, dejé constancia de los lazos de amistad que unen a nuestros países.

Después me reuní con el Excelentísimo Presidente de la República de Turquía, Abdullah Güll, a quien agradezco su calidez y hospitalidad.

En esta reunión de trabajo, consolidamos las bases para elevar nuestra relación bilateral al nivel de una Asociación Estratégica para el Siglo XXI, que abarca temas políticos, económicos y de seguridad, así como de cooperación técnica, científica, académica y cultural.

Entre otros acuerdos, definimos acciones de cooperación en materia turística y de exportación, y suscribimos los términos de referencia para la firma de un Acuerdo de Libre Comercio entre nuestros países.

Extendí, además, una invitación al presidente Abdullah Güll  para que realice una visita a México cuando su agenda lo permita.

Turquía y México son dos países en ascenso, herederos de grandes civilizaciones, pero, sobre todo, están comprometidos a trabajar juntos por un futuro mejor