Fuente: SRE - SEP

México, a través del Instituto Nacional del Derecho de Autor (INDAUTOR) suscribió el Tratado de Marrakeck con la intención de facilitar el acceso a las obras publicadas a las personas invidentes, con discapacidad visual o con otras dificultades para acceder al texto impreso.

Con este tratado, los países se comprometen a adoptar o adaptar en su legislación nacional las disposiciones que permitan la reproducción, distribución y puesta a disposición del público de obras publicadas en formatos accesibles.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), en el mundo existen 285 millones de personas con discapacidad visual, de las cuales 39 millones son ciegas y 246 millones sufren de baja visión. En México, de acuerdo con datos del INEGI, de los 5 millones de personas con discapacidad, el 27.2% sufre de una discapacidad visual.

El Tratado de Marrakech beneficiará a más de un millón de mexicanos con dificultades para disponer de material de lectura, ya que les garantizará el acceso a un mayor volumen de obras en formatos tales como el lenguaje braille, el audio y el macrotipo, tanto de autores nacionales como extranjeros.

México se convierte en el 68º miembro en suscribir el Tratado de Marrakech, el cual fue adoptado el 27 de junio de 2013 en la Conferencia Diplomática convocada en Marrakech, Marruecos.