México está en movimiento, avanza por la ruta de la transformación, por ello el objetivo de este 2014 es convertirlo en un año de implementación y de eficacia gubernamental, a fin de elevar la calidad de vida de todos los mexicanos.

Actualmente nuestro país cuenta con un nuevo andamiaje institucional que permitirá elevar el potencial económico del país; con la Reforma Laboral, la Educativa, en materia de Competencia Económica, en Telecomunicaciones, la Reforma Financiera, la Hacendaria y la Reforma Energética tienen el propósito de elevar y democratizar la productividad en todo el país.

Las Reformas no son metas en sí mismas, son instrumentos para elevar la calidad de vida de las familias mexicanas. Con ello, México está enviando señales positivas  al exterior que hoy se ven reflejadas en las evaluaciones de las calificadoras más relevantes.

En 2014, el Gobierno de la República trabaja, en la implementación eficaz de las reformas transformadoras y en el impulso a la inversión pública.