Por Enrique Peña Nieto

Es un honor acudir por primera vez en Visita de Estado a la República Federal de Alemania y dar inicio al Año Dual Alemania-México. Nuestras naciones son pueblos que valoran la innovación, la productividad y el desarrollo sostenible. Estoy convencido de que los acuerdos que lograremos ─pero también los eventos y exposiciones culturales─ serán el motor para fortalecer la cooperación bilateral y generar un mejor futuro para nuestras sociedades.

A partir de la creación de la Comisión Binacional, el año pasado, estamos identificando áreas relevantes para profundizar nuestra colaboración con una visión de largo plazo, que nos permita aprovechar el gran potencial de la relación entre Alemania y México. En este sentido, el Año Dual se enmarca en la Alianza para el Futuro que estamos consolidando, sobre tres pilares fundamentales: 1) comercio, industria y turismo; 2) educación, ciencia e innovación; y 3) cultura, arte e industrias creativas.

En lo que corresponde al comercio, la industria y el turismo, ya hay una gran relación entre ambos países y estamos seguros de que puede ser aún mejor. Alemania es el principal socio comercial de México en la Unión Europea (UE) y el quinto a nivel internacional; mientras que México es su segundo socio en América Latina. Alemania es también la cuarta fuente en mi país de inversión extranjera directa desde la UE y la sexta en el mundo. Además, ocupa el cuarto lugar por el número de turistas que visitan México entre los integrantes de la UE y el noveno a nivel mundial. Para consolidar estos intercambios, realizaremos una intensa campaña de seminarios, exhibiciones y ferias de negocios, a fin de continuar dinamizando nuestros flujos comerciales, de exportaciones e inversión en industrias como la automotriz, agrícola y de electrodomésticos; identificando nuevas oportunidades y nichos de negocios; así como fomentando el turismo.

Gracias a nuestra cooperación en educación, ciencia e innovación, y con el apoyo del gobierno alemán, México está implementando un modelo de formación dual que brinda a los jóvenes mexicanos la oportunidad de aplicar sus conocimientos en el mundo laboral y asegura que las compañías cuenten con el capital humano capacitado que necesitan. Además, la Alianza Energética México-Alemania y la Declaración Conjunta sobre Clima, Biodiversidad y Transición Energética son resultado del claro compromiso de nuestros gobiernos en favor del uso eficiente de la energía, el medio ambiente y la transición hacia fuentes renovables no contaminantes. Esta iniciativa da sustento a la participación del sector privado en el desarrollo tecnológico de nuestros países, convirtiéndonos en socios y aliados estratégicos del crecimiento económico sostenible a escala global.

Finalmente en el tercer pilar, de cultura, arte e industrias creativas, el Año Dual nos permitirá compartir diversas exposiciones de arte mexicano en Alemania, entre las que destaca “Mayas, el lenguaje de la belleza” –que se inaugura durante esta visita–, así como recibir importantes muestras del arte alemán en nuestro país. Adicionalmente, se realizarán conciertos y puestas en escena representativas de nuestras culturas y habrá participaciones especiales en festivales de cine y arte, como la presencia de Alemania en el Festival Internacional Cervantino –el más importante de América Latina–, así como la de México en la Feria del Libro de Frankfurt.

Por todas estas razones, 2016 será un gran año para Alemania y México. Estoy convencido de que el Año Dual nos permitirá continuar consolidando a nuestros países como aliados que comparten principios y valores. Es momento de que Alemania y México miremos juntos hacia el futuro. Se trata de una excelente oportunidad para mostrar lo mejor de nuestras naciones y forjar una alianza que nos permita complementarnos, para hacer frente a los retos del siglo XXI.