Uno de los primeros compromisos que asumí como Presidente de la República fue trabajar por un México sin Hambre, comprometiéndome a respaldar a los 7 millones de mexicanos que viven en condición de pobreza alimentaria.

Para ello pusimos en marcha la Cruzada Nacional Contra el Hambre que hoy beneficia a 3.1 millones de mexicanos, respaldando en el Estado de México a más de 800 mil personas.

Además, a través de sus 26 mil 899 tiendas, 2 mil 384 puestas en operación durante esta administración, DICONSA apoya la economía familiar ofreciendo productos básicos a precios preferenciales. Para asegurar esto, estamos construyendo 11 almacenes graneleros para contar con una reserva estratégica de maíz y frijol a nivel nacional.

Con el Almacén Granelero de Atlacomulco se comprarán, al menos, 40 mil toneladas de maíz blanco a productores mexiquenses fortaleciendo la vocación productiva del Estado de México, especialmente en esta región. Estoy seguro que 2015, será un gran año para México y para todos los mexicanos.