La canciller Alicia Bárcena participó este martes 21 de noviembre en la inauguración del XXIX Congreso del Comercio Exterior Mexicano, organizado por el Consejo Empresarial Mexicano de Comercio Exterior, Inversión y Tecnología A.C. (COMCE), asociación del sector privado mexicano dedicada a la promoción del comercio exterior, la inversión extranjera y el desarrollo tecnológico.

El Congreso fue presidido por el presidente del COMCE, Valentín Díez Morodo; el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Francisco Cervantes Díaz; y el presidente del Consejo Mexicano de Negocios (CMN), Rolando Vega Sáenz. Asimismo, contó con la presencia del cuerpo diplomático acreditado en México, miembros de las asociaciones empresariales y bancarias, así como representantes de instituciones y de gobiernos estatales.

Durante su intervención, la canciller Bárcena destacó la importancia del comercio exterior como motor de crecimiento económico y desarrollo social en México, así como los avances que ha experimentado México en los últimos años gracias a nuestros intercambios comerciales. Además, hizo hincapié en los desafíos nacionales y globales que gobiernos y empresas deben enfrentar para fomentar un comercio más inclusivo que propicie la generación de empleos dignos, reducción de las brechas de desigualdad y la participación de grupos en situación de vulnerabilidad.

Asimismo, la secretaria enfatizó que México encuentra grandes oportunidades y desafíos en un contexto de transformaciones globales y del surgimiento de nuevas tendencias internacionales del comercio, como el nearshoring, ante lo cual es necesaria una integración regional con América del Norte más fuerte, equilibrada y armónica, así como hacer frente a discursos divisorios provenientes de distintas latitudes.

La canciller Bárcena señaló que uno de los principales retos es la diversificación de nuestro comercio exterior, pues nuestros intercambios se han limitado a pocos destinos, productos y empresas. Abrir nuestro comercio a una mayor cantidad de socios comerciales de todos los bloques regionales representaría la multiplicación de beneficios que impacten en nuestra sociedad, como la creación de más empleos, mayor acceso a productos y la inclusión de todos los sectores sociales.

Finalmente, la secretaria de Relaciones Exteriores refrendó su compromiso para trabajar con el sector privado y así forjar alianzas estratégicas que impulsen el comercio y la internacionalización de empresas mexicanas en el extranjero, priorizando un enfoque de equidad de género e inclusión en todos los niveles de la industria que permita eliminar brechas salariales y barreras socioeconómicas para las emprendedoras mexicanas, pequeñas y medianas empresas y pueblos originarios.

/cms/uploads/image/file/846468/eb24cdd4-3863-412e-8e37-5af2c91eff93.jpg

/cms/uploads/image/file/846467/c16181b6-9cb2-43be-8dcb-7c953155430b.jpg

/cms/uploads/image/file/846466/08f1df09-fdf6-4fd4-b6b4-668185574e8c.jpg

/cms/uploads/image/file/846465/1a960551-13cf-4c47-bea7-dd2538fac975.jpg

/cms/uploads/image/file/846464/7dd59ffb-0927-40c2-bfa5-8a6abe7e8335.jpg