La campaña anual es una oportunidad para crear conciencia sobre los efectos nocivos y mortales del consumo de tabaco y la exposición al humo de segunda mano, y para desalentar el uso del tabaco en cualquier forma.

Para este año las acciones conmemorativas se centrarán en las múltiples formas de impacto negativo que tiene el consumo de tabaco y la exposición a su humo con énfasis en la salud pulmonar de las personas.
 
El tabaco en cualquiera de sus formas es letal y pone en peligro la salud pulmonar de todas las personas expuestas a él. A nivel mundial el tabaco mata a 8 millones de personas anualmente, de ellas un millón se debe solo a la exposición a su humo, es decir personas que nunca fumaron pero que estuvieron expuestas al humo de tabaco.
 
El tabaco mata a una persona cada 4 segundos
 
Las enfermedades respiratorias se encuentran entre las principales causas de muerte a nivel mundial, y el tabaco es un importante factor de riesgo. Las millones de muertes causadas por las enfermedades respiratorias relacionadas con el tabaco son altamente preocupantes, pero aún más preocupante es el extraordinario sufrimiento causado por esas enfermedades, cuyos efectos debilitantes afectan la calidad de vida de las personas de todas las edades, en todas las regiones del mundo.
 
La exposición al humo de tabaco causa más de 1 millón de muertes a nivel mundial
 
La exposición al humo de tabaco se produce por el humo que se desprende del extremo ardiente de un cigarrillo o de otros productos de tabaco cuando se fuman, generalmente en combinación con el humo exhalado por el fumador. El consumo de tabaco y la exposición al humo de tabaco son importantes factores de riesgo de cáncer de pulmón, enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), tuberculosis y asma.

Con una simple inspiración, los cientos de toxinas en el humo del tabaco empiezan a lesionar los pulmones. Cuando se inhala el humo del tabaco, las estructuras que eliminan la mucosidad y la suciedad de las vías respiratorias quedan paralizadas, lo que permite que las sustancias tóxicas en el humo del tabaco penetren en los pulmones más fácilmente.
 
Los efectos nocivos del humo del tabaco sobre los pulmones son casi inmediatos. El humo del tabaco reduce la función pulmonar y causa dificultad para respirar debido a la inflamación de las vías respiratorias y la acumulación de mucosidad en los pulmones. Los síntomas respiratorios inmediatos son tan solo una parte del daño que el tabaco causa en los pulmones.
 
Cáncer de pulmón
 
El cáncer se refiere a las enfermedades en que células anormales se multiplican sin control y son capaces de invadir otros tejidos.
 
Fumar tabaco es la causa principal del cáncer de pulmón, responsable de más de dos tercios de las muertes por cáncer de pulmón en todo el mundo. El riesgo de contraer cáncer de pulmón a lo largo de la vida es hasta 22 veces más alto en las personas que fuman, en comparación con las que no fuman.
 
La exposición al humo de segunda mano en el hogar o en el lugar de trabajo también aumenta el riesgo de cáncer de pulmón.
 
Enfermedad pulmonar obstructiva crónica
 
Es una enfermedad progresiva y potencialmente mortal, causa episodios de dificultad para respirar, tos y producción mucosa, estos episodios son sumamente discapacitantes. Su principal consecuencia es que circule menos aire por las vías respiratorias.
Es también el nombre para referirse a las enfermedades de los pulmones de largo plazo incluyendo la bronquitis crónica y el enfisema. El riesgo de desarrollar EPOC es particularmente alto entre las personas que comienzan a fumar a una edad temprana, ya que el humo del tabaco disminuye significativamente el desarrollo pulmonar.
 
El consumo de tabaco es el factor de riesgo más importante de EPOC, puesto que causa inflamación y ruptura de los alvéolos pulmonares, lo que reduce la capacidad de los pulmones de absorber oxígeno y expulsar dióxido de carbono. También causa la acumulación de moco purulento en los pulmones, dando lugar a tos y dificultades respiratorias agudas.

Una de cada cinco personas que fuman desarrollarán EPOC en algún momento de su vida, y casi la mitad de las muertes por EPOC son atribuibles al consumo de tabaco.
 
Las personas adultas que estuvieron expuestas al humo de tabaco durante su niñez y que, como consecuencia, tuvieron infecciones frecuentes de las vías respiratorias inferiores corren el riesgo de desarrollar EPOC. Las personas que comenzaron a fumar en su adolescencia o juventud son especialmente susceptibles a desarrollar EPOC como resultado de la disminución del crecimiento de los pulmones y de la función pulmonar.
 
Tuberculosis
 
La tuberculosis es una enfermedad infecto-contagiosa, crónica.
 
La tuberculosis (TB) daña los pulmones y reduce la función pulmonar, que se ve agravada por el consumo de tabaco. Los componentes químicos del humo del tabaco pueden desencadenar infecciones latentes de TB.
 
La TB activa, agravada por los efectos dañinos para la salud de los pulmones por fumar tabaco, aumenta sustancialmente el riesgo de discapacidad y muerte por insuficiencia respiratoria.
 
El consumo de tabaco multiplica hasta 2.5 veces el riesgo de infectarse con la bacteria que causa la tuberculosis.
 
Asma
 
El asma es una enfermedad crónica de las vías respiratorias que causa inflamación y episodios recurrentes de disnea y sibilancia.
 
La inhalación de humo del tabaco es uno de los principales factores desencadenantes del desarrollo o empeoramiento del asma. En las personas que tienen asma, el consumo de tabaco restringe aún más su actividad, contribuye a discapacidad laboral y aumenta el riesgo de asma grave que requiere atención de urgencia. Alrededor de una de cada nueve muertes debidas a asma puede atribuirse al consumo de tabaco.
 
Riesgos durante el embarazo y primeros años de vida
 
Aún antes de que aprendan a caminar, los niños y niñas pueden empezar a sufrir los efectos de la exposición al humo de tabaco. Los bebés nacidos de madres que fuman, o de mujeres que están expuestas al humo de tabaco durante el embarazo, es probable que sufran una disminución del crecimiento de los pulmones y de la función pulmonar.
 
Durante las etapas fundamentales de desarrollo en el útero materno, las sustancias químicas en el humo del tabaco tienen efectos duraderos y nocivos sobre los pulmones. Los hijos e hijas de personas fumadoras sufren una disminución de la función pulmonar, que les seguirá afectando en forma de trastornos respiratorios crónicos en la edad adulta.
 
Los niños pequeños expuestos al humo de segunda mano corren el riesgo de la aparición y exacerbación del asma, neumonía y bronquitis, y frecuentes infecciones respiratorias bajas.
 
Riesgos durante la Adolescentes
 
La población adolescente que fuma tiene más probabilidades de padecer trastornos respiratorios crónicos y corre el riesgo de lesionar irreparablemente sus pulmones. Los pulmones siguen creciendo hasta bien avanzada la edad adulta, pero la inhalación de las toxinas contenidas en el humo del tabaco hace más lento este proceso y causa daño pulmonar potencialmente irreversible.
 
Impacto del Tabaquismo en la Salud Pulmonar en México
 
En nuestro país anualmente mueren poco más de 49 mil personas por causas atribuibles al consumo de tabaco, de las cuales más de 20 mil son por enfermedades respiratorias crónicas.
EPOC: 12,635
Cáncer de Pulmón: 5,838
Neumonía: 2,084
 
Las enfermedades respiratorias crónicas y el cáncer de pulmón son las que tienen el mayor peso en la carga global de enfermedad.
 
Los costos de la atención, por enfermedades atribuibles al consumo de tabaco, representan para el estado más de $75 mil millones de pesos.
 
Es fundamental recordar a toda la población que:
 
• No hay ningún nivel de exposición al humo del tabaco sin riesgo.
• La mejor medida para prevenir las enfermedades respiratorias y mejorar la salud pulmonar a nivel mundial es reducir el consumo de tabaco y la exposición al humo del tabaco.
• La salud pulmonar es fundamental para tener buena salud y bienestar generales, y el humo del tabaco afecta a la salud pulmonar tanto de las personas fumadoras como de las que no fuman en todo el mundo.
• El tabaquismo es la principal causa de muerte 100% prevenible y evitable en todo el mundo.
• El consumo de tabaco en TODAS sus presentaciones representa un riesgo de daño severo a la salud.
• Ningún otro producto de consumo masivo causa tanto daño desde su cultivo, producción, uso y desecho como el tabaco.
• Es el único producto legal que, cuando se utiliza según indica el fabricante, puede matar hasta a la mitad de los consumidores.
 
¡Sin tabaco, siempre, es mejor!
#SinTabaco #NoTabaco #ConadicTeEscucha