En el marco del Programa Nacional de Infraestructura (PNI), la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) tiene el compromiso de construir el nuevo Puerto de Veracruz, que será la obra portuaria más importante de los últimos 100 años en la historia de nuestro país y en su etapa final será más grande que los Puertos de Manzanillo y Lázaro Cárdenas juntos.

Este maxi puerto, es considerado uno de los más importantes del Continente, y será piedra angular para concretar el objetivo de convertir a México en un centro logístico de talla mundial, ya que una vez concluida su primera etapa en 2018, tendrá una capacidad de manejo de carga del orden de los 66 millones de toneladas y al llegar a 2024, deberá alcanzar 90 millones de toneladas.

El nuevo Puerto de Veracruz se construye con una inversión de 30 mil millones de pesos, de los cuales el 80 por ciento pertenece al capital privado que proviene de las Asociaciones Público-Privadas (APP), lo que significa la confianza de los inversionistas nacionales e internacionales en nuestro país y en su gobierno.

La meta de la presente administración en el sector portuario, es duplicar la capacidad operativa para pasar de 260 millones de toneladas a más de 520, lo que significará hacer en sólo seis años más que en toda la historia de nuestro país.

La nueva terminal portuaria, le dará un impulso a la economía nacional e incrementará el empleo en la región, tendrá cuatro veces mayor capacidad que el actual puerto, y se espera que inicie operaciones en su primera etapa a finales de 2018.

La SCT tiene tres grandes obras dentro del esquema de Gobierno Abierto: el Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México, la Red Compartida y el Puerto de Veracruz.

--o0o--