+ El inspeccionado no acreditó la legal procedencia de los ejemplares disecados (Taxidermias).


La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) aseguró de manera precautoria dos piezas de taxidermia consistentes en 1 Coyote (Canis Latrans) y 1 Aguililla cola roja (Buteo jamaicensis) en el municipio de Omitlán de Juárez, Hidalgo, debido a que los poseedores de los mismos no acreditaron su legal procedencia.


Lo anterior derivó del resultado de las inspecciones en materia de vida silvestre, donde inspectores federales de la PROFEPA llevaron a cabo el aseguramiento precautorio de los especímenes disecados.


El aseguramiento precautorio se efectuó en un restaurante de venta de cecina, luego de que el propietario del establecimiento no presentara ninguna documentación para acreditar la legal procedencia conforme a la Ley General de Vida Silvestre (LGVS).


En este caso, las piezas de taxidermia deberían de contar con un cintillo de cobro cinegético en caso de haber sido cazados o mediante cacería, o en su defecto, con un sistema de marcaje y una remisión o factura, en la que se demuestre que los ejemplares provienen de un aprovechamiento sustentable autorizado por la SEMARNAT; razón por la que la PROFEPA iniciará el procedimiento administrativo correspondiente en contra del propietario del establecimiento ya referido.


Cabe señalar que la LGVS establece que poseer ejemplares, partes y derivados de vida silvestre sin contar con los medios para demostrar su legal procedencia, constituye una infracción que puede ser sancionada con el equivalente de 50 a 50 mil Unidades de Medida y Actualización.


00000

 

BP/743-17

Pachuca, Hidalgo, a 17 de Julio de 2017