-MODERADOR: Escuchemos las palabas del maestro Enrique de la Madrid Cordero, Secretario de Turismo.

-SECRETARIO ENRIQUE DE LA MADRID CORDERO: Muy buenos días.

Señor Presidente, licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente de los Estados Unidos Mexicanos.

Saludo, también, al Gobernador Constitucional del estado de Quintana Roo; a mi amigo Carlos Joaquín González. Saludo, también, a Enrique Solana Sentíes; al ingeniero Carlos Peralta Quintero, a Alejandro Sosaya.

A los miembros; a los Diputados y a los Senadores aquí, presentes; a los demás miembros del Gabinete, compañeros; líderes empresariales de cámaras y, sobre todo, también a los medios de comunicación.

Muchas gracias por acompañarnos aquí, esta mañana.

El turismo en México está pasando por el mejor momento de su historia. Somos el octavo país más visitado del mundo, con 35 millones de turistas internacionales en el año 2016; 50 por ciento más que en el año 2012.

También, alcanzamos el año pasado un nuevo máximo histórico en términos de divisas: 19 mil 648 millones de dólares; también 54 por ciento más que en el 2012.

En los primeros siete meses de este año, hemos ya recibido casi 23 millones de turistas internacionales y alrededor de 13 mil millones de dólares, lo que es 12.1 y 9.0 por ciento más que el año pasado. De continuar con esta tendencia, podríamos convertirnos este año, o el que viene, en el séptimo país más visitado del mundo.

El turismo doméstico también va muy bien y registra un buen desempeño durante los primeros siete meses de este año. La llegada de turistas nacionales se incrementó 6.12 por ciento y el número de cuartos ocupados creció 6.9 por ciento también.

La oferta hotelera sigue creciendo. El año pasado se registraron 769 mil cuartos de hotel; 16 por ciento más que en el 2012. Y esto se traduce, por ejemplo, en 109 mil cuartos adicionales, que son todos los que tiene Chile o los Países Bajos, todos reunidos.

Gracias a estos buenos resultados, el turismo se ha consolidado como uno de los principales motores de la economía, y actualmente representa el 8.7 del PIB; el tercer generador neto de divisas, y es generador de 10 millones de empleos en nuestro país.

Señor Presidente:

Seguimos construyendo y avanzando.

Apenas en enero pasado, estuvimos aquí, precisamente en este salón, reunidos para ver las conclusiones sobre la política turística que realizó la OCDE para nuestro país, en la que en ese entonces nos recomendó, por ejemplo, mejorar la conectividad, diversificar más nuestra oferta turística, coordinar mejor los esfuerzos para impulsar al sector y mejorar el financiamiento a las pequeñas y a las medianas empresas.

Y por sus instrucciones, es que hemos llevado a cabo, en coordinación con otras dependencias del Gobierno Federal y también de los estados, algunas de las siguientes acciones:

Hemos, por ejemplo, aumentado nuestra conectividad aérea, al haber registrado 371 rutas aéreas nacionales en el año 2016, 41 por ciento más que en el 2012; 453 rutas internacionales, 27 por ciento más en lo que va de esta Administración.

Y también, hemos mejorado la conectividad terrestre, al haber incrementado el parque vehicular de autobuses foráneos y de turismo en un 17 por ciento con respecto al 2012. De igual manera, incrementamos la diversificación de nuestra oferta al fortalecer el turismo de negocios, el médico, el cultural, entre otros.

Por ejemplo, recientemente, San Miguel de Allende ha sido clasificada como la mejor ciudad del mundo por la Revista Traveling Leisure, lo cual implicó 66 por ciento más de visitantes en los últimos cuatro años.

Y también, creamos recientemente, el Consejo Consultivo de Turismo Médico, y apenas la semana pasada, lanzamos una Cruzada Nacional por la Capacitación Turística para incrementar el capital humano del sector. Además, seguimos impulsando la infraestructura de Pueblos Mágicos, y esta semana, este viernes, tendremos la Cuarta Feria Nacional en la Ciudad de Monterrey.

En el marco del Año del Turismo Sustentable, señor Presidente, usted nos instruyó a coordinar mejor los esfuerzos que realizamos en materia turística y contar con una visión de futuro y de sustentabilidad.

Muestra de ello, es, por ejemplo, la creación de los lineamientos para el desarrollo de los destinos turísticos sustentables, así como la realización de dos foros, de tres que serán en su totalidad, a fin de conformar una nueva política de Estado con perspectivas al año 2040.

A pesar de todos estos buenos resultados, no podemos perder de vista que el turismo no es un fin en sí mismo; es un medio. Y como usted lo ha dicho, no podemos aceptar que tengamos zonas hoteleras de primera y comunidades de tercera, y tampoco se trata de llenar hoteles, restaurantes o cruceros por llenarlos. De lo que se trata, y usted lo ha dicho, es llenar los bolsillos de los mexicanos, de promover un desarrollo integral e integrante del país y de generar un país más parejo y con mayores oportunidades para todos.

De lo que se trata, en suma, es de elevar la calidad de vida de las familias mexicanas.

Por sus instrucciones, usted nos pidió atender la semana pasada la emergencia derivada de los sismos en los estados de Oaxaca y de Chiapas. Particularmente, a mí me tocó atender los municipios oaxaqueños de San Francisco Ixhuatán y San Francisco del Maro, donde pude observar de primera mano los desafíos apremiantes, pero también todo el potencial que tiene la región para lograr su plena inclusión y desarrollo.

La región Sur-Sureste del país cuenta con ciertas condiciones estructurales que han limitado su potencial y su integración al modelo económico del país. A diferencia del resto de México, la población se encuentra dispersa en zonas rurales; 48 por ciento de los habitantes de la región vive en localidades menores de dos mil 500 habitantes, mientras que en el resto del país solamente lo hace el 28 por ciento.
La región Sur-Sureste, también, concentra las mayores proporciones de población en condiciones de pobreza, de acceso a servicios de salud, de vivienda, infraestructura, así como bajos ingresos y niveles de escolaridad.

Pero, también, es cierto que esta región cuenta con el inventario de atractivos turísticos más ricos del país; una combinación única de naturaleza y cultura, con una población vasta que ofrece calidad y calidez, que le confiere un enorme potencial como producto turístico. Además, cuenta con la mayor biodiversidad, una gran cantidad de áreas naturales de gran relevancia ecológica que se encuentran en esta región.

La riqueza de esta región es incuantificable, y no cabe duda que después de atener la emergencia, que hoy nos ocupa en Oaxaca y Chiapas, deberemos seguir detonando todo su potencial, el cual ya ha dado un gran primer paso, con la incorporación de estos estados a las Zonas Económicas Especiales, lo que permitirá aumentar su competitividad y desarrollar sus industrias locales, al integrarse a diversas cadenas de valor comercial en México y en el mundo. No obstante, es fundamental seguir impulsando su vocación natural: el turismo.

El impacto del turismo es evidente en las entidades con vocación turística, que fueron las que mejor desempeño económico, en general, tuvieron en el año 2016. Casos destacados como Quintana Roo, que fue la entidad con mejor desempeño, con un crecimiento anual del siete por ciento. Además, Baja California Sur, Colima y Guanajuato, crecieron más del cuatro por ciento anual.

El turismo es sinónimo de generación de empleos, los cuales siguen creciendo a un ritmo constante y por encima del resto de los empleos de la economía en su conjunto, y representa la primera oportunidad laboral para los jóvenes y se convierte en un medio para integrar a las mujeres en la vida productiva y laboral, contribuyendo, así, a su empoderamiento.

En este sentido, el Proyecto AMIKOO, que hoy nos convoca, se erige como un proyecto innovador, cuya creación se lleva a cabo con talento cien por ciento mexicano y con tecnologías de última generación, y contribuirá, con su temática, a difundir la cultura, la historia, la biodiversidad y la gastronomía de México.

Por su magnitud, AMIKOO se proyecta como el destino temático más importante de América Latina y se convierte en una gran ventana para mostrar al mundo, con imaginación y originalidad, la gran diversidad de atractivos que conforman los diferentes destinos de nuestro país.

La importante inversión que hoy se anuncia, es una muestra adicional de la confianza de empresarios e inversionistas en nuestro país y en el futuro del sector turístico. Y, sin duda, proyectos como éstos ponen a México como un destino turístico de clase mundial, al tiempo que se convierten en palanca de desarrollo, a fin de cumplir con el fin último de la industria turística nacional: generar más empleos y promover mayores niveles de bienestar para las familias mexicanas.

Señor Presidente.

Señoras y señores:

En su último informe, señor Presidente, usted señaló que México puede convertirse en un país desarrollado en las siguientes dos décadas; o sea, en esta generación.

El México que usted nos ha convocado a formar, y por el cual estamos trabajando, es un país que está transformando exitosamente sus estructuras económicas para aprovechar todas sus fortalezas y ventajas, y crecer a su verdadero potencial.

En un entorno internacional complejo y desafiante, México está creciendo, atrayendo inversiones y generando empleos como nunca antes.

De manera amplia, en nuestro país hoy, en día, contamos con mejores niveles de educación, con una población más saludable y con mayor expectativa de vida, con más y mejores viviendas, con una mejor cobertura y provisión de servicios públicos y con una democracia fortalecida.

En igual manera, las reformas transformadoras, impulsadas en su Administración, han contribuido a seguir consolidando el modelo de desarrollo de México para aprovechar mejor nuestro potencial, al realizar ajustes al marco jurídico e institucional donde más se necesitaba. Gracias a éstas, ya se han comprometido en México inversiones privadas por más de 80 mil millones de dólares en materia energética.

El financiamiento interno al sector privado pasó del 27 por ciento del PIB, en el 2012, al 35 por ciento en el año 2017. Se redujeron los costos de la telefonía móvil, 43 por ciento y 40 por ciento los de la larga distancia internacional, al tiempo que se eliminaron los cobros por larga distancia nacional. Se creó un nuevo modelo educativo, que pone el centro de los esfuerzos a los alumnos y a los maestros.

Y en materia laboral, se han generado casi tres millones de empleos formales en esta Administración; un desempeño superior a cada una de las cinco administraciones anteriores completas.

Estas fortalezas internas y externas nos han convertido en un país altamente competitivo, y están construyendo las bases sólidas del México desarrollado al que aspiramos.

Ese México integrado, en constante progreso y con miras al desarrollo en esta generación, es posible, y por ello, debemos de seguir consolidando nuestro modelo económico y ratificar nuestros valores ciudadanos, éstos últimos, piedra angular de nuestra identidad nacional. Porque creemos en una democracia donde gobiernen las mayorías, donde no haya cabida para caudillos y liderazgos unipersonales que mucho nos ha costado dejar atrás, y donde sean la diversidad de ideas, la voluntad de los mexicanos y las instituciones fortalecidas las que rijan la vida pública del país.

Porque, también, estamos convencidos del México de libertades, que nos permita desarrollarnos plenamente y donde cada quien puede escribir su propia historia de éxito. Porque sabemos que la igualdad de derechos y oportunidades, el piso parejo y el mérito de cada persona, es la única vía para crecer a nivel personal, comunitario y nacional.

Porque comprendemos que, en la solidaridad, en el bienestar de todos, está el progreso individual, y porque estamos convencidos que, en la unidad, está la principal fortaleza de México que, sustentada en su gran diversidad, nos permita comprender que somos parte de una colectividad, y que nos une, sí, un pasado; sí, un presente, pero, sobre todo, un futuro común y próspero para todos.

Muchas gracias.

-MODERADOR: Les invitamos a ocupar su lugar para escuchar la intervención del contador público Carlos Manuel Joaquín González, Gobernador del Estado de Quintana Roo.

-GOBERNADOR CARLOS MANUEL JOAQUÍN GONZÁLEZ: Buenos días.

Licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente de nuestro país.

Maestro Enrique de la Madrid, Secretario de Turismo; y señora Secretaria y señores Secretarios del Gobierno de la República.

Saludo a don Carlos Peralta y a los señores inversionistas del Proyecto AMIKOO; saludo al señor Alejandro Zozaya y a los Presidentes de cámaras empresariales.

Señores Senadores; señores Diputados; señores empresarios.

Señoras y señores.

Me es muy grato estar con todos ustedes, en este anuncio de una muy importante inversión turística, en el desarrollo Amikoo; inversión que representa un proyecto de infraestructura moderna, innovadora y con un monto récord.

Para el Caribe mexicano es una gran noticia. Un nuevo y extraordinario producto turístico que, sin duda, enriquecerá la oferta que nuestros destinos ofrecen en este muy competido mercado internacional.

México y Quintana Roo, requerimos mejorar y mantener el gran nivel de nuestros destinos turísticos, mantenerlos a nivel de clase mundial, competitivos y atractivos. Y para ello, la llegada de inversión privada es fundamental.

Como Gobierno, debemos facilitar y agilizar la inversión de nuestros empresarios. Juntos, asegurar que estos proyectos sean enriquecedores, comprometidos con el cuidado y preservación del medio ambiente y de nuestras maravillas naturales y, al mismo tiempo, generadores de empleo bien pagado, para garantizar un desarrollo social equilibrado.

Quintana Roo, con una población de casi dos millones de habitantes, se constituye como uno de los estados con el índice per cápita de ingreso más alto del país. Ello, gracias a su magnífica infraestructura hotelera, que hace un papel esencial, a empresarios comprometidos que invierten de forma inteligente y al talento, el profesionalismo y la calidez de nuestra gente, que ofrece sus excelentes servicios.

Todo ello, contribuye a satisfacer y superar la expectativa de visita de nuestros turistas, brindándoles una experiencia de viaje inolvidable.
Ahí está la clave: satisfacer y superar la expectativa prevista y brindar una experiencia inolvidable, porque esa es la base de nuestro crecimiento.

Quintana Roo representa el 13 por ciento de la oferta hotelera del país, con casi 100 mil habitaciones distribuidas en poco menos de mil hoteles. Y en este momento se están construyendo, más o menos, 10 mil nuevas habitaciones para el mercado hotelero. Es, por lo tanto, la entidad con el primer lugar en infraestructura hotelera de nuestro país, con el mayor número de establecimientos de hospedaje de categoría cinco estrellas y gran turismo.

Con el apoyo de la Secretaría de Turismo del Gobierno de la República, tan sólo de octubre del 2016 a julio de este año, recibimos más de nueve millones de turistas internacionales. Ello nos permite pronosticar que superaremos la meta de 2016, en la que nuestro turismo representó más de una tercera parte del total que recibió el país.

Cabe señalar que en este año 2017, la tasa promedio de ocupación de nuestros destinos es del 82 por ciento, la satisfacción de los turistas del 95 y una tasa de repetición del 52 por ciento. Esto da cuenta de la fortaleza y potencialidad que la actividad turística tiene, y que ha sido construida con trabajo diario y comprometido.
Quintana Roo es uno de los mejores ejemplos del México trabajador innovador, del México donde los Gobiernos Federal, estatal y municipal, trabajan coordinadamente. Por eso, es un fuerte generador de divisas que por turismo recibe nuestro país.

Es de estacar que todas estas cifras, también, se deben en gran parte a la excelente infraestructura que el Gobierno de la República impulsa y mantiene en nuestro estado. Tres aeropuertos internacionales: Cancún, Cozumel y Chetumal, con conectividad a más de 125 ciudades en todo el mundo; dos destinos de cruceros: Majahaul y Cozumel, siendo este último, el primer puerto del mundo en arribo de cruceros.

El año pasado, Quintana Roo aportó al país el 67 por ciento del turismo de cruceros, y para este año esperamos cerca de cuatro millones de cruceristas en más de mil 300 barcos.

Todo esto fue clave para que México se posicionara en el octavo lugar en el ranking de los países más visitados en el mundo. Estos números pueden y deben trasladarse a la derrama económica que recibe el estado cada año. Una derrama económica, cuya prioridad para mi gobierno, es que se ramifique por toda la extensión del estado, ampliando nuestra oferta actual al turismo arqueológico, ecológico y de aventuras, tan propicio para desarrollarse en la parte Sur de Quintana Roo.

Sin embargo, estas importantes cifras dan cuenta de algo más que la fortaleza económica del sector; reflejan, también, al vasto potencial del turismo y su creciente capacidad para hacer frente a algunos de los retos más apremiantes de México, como el crecimiento socioeconómico, el desarrollo inclusivo y la conservación del medio ambiente.

Consideremos que es un sector al que se atribuye uno de cada 11 puestos de trabajo en el mundo. Por ello, el turismo es para miles de quintanarroenses, y de mexicanos que llegan de otras entidades, la valiosa fuente de su sustento, y es por eso, que debemos de cuidarlo, protegerlo y promoverlo.

El turismo es algo más que llegar a un destino; tiene un alcance global. Cada vez que viajamos, somos parte de un movimiento mundial que tiene la fuerza de impulsar cambios positivos para nuestro entorno y nuestra gente.

La globalización de la economía y la transformación tecnológica están consumando rápidos y fundamentales cambios en nuestra sociedad. Los negocios han emergido como el motor principal del crecimiento y desarrollo en el nuevo orden mundial. Esto está cambiando la percepción del rol y la responsabilidad del Gobierno, de la sociedad civil y de las empresas. Esa es la fusión y conjugación que estoy tratando de remarcar.

Nuestro turismo, nuestros productos, nuestras tecnologías, nuestros conocimientos y nuestras soluciones nos deben ayudar a desarrollar mejores condiciones de vida para la gente en nuevo contexto, porque las sociedades que vivimos del turismo promovemos una nueva cultura, impregnada de valores y encarnada en virtudes, como la del trabajo, la amabilidad, la tolerancia, el servicio a los demás, la inclusión, la cultura de la paz y de la felicidad; así lo expresamos comunitariamente en beneficio de nuestros propios intereses.

Esta autogestión social implica un pluralismo cultural y un marco que fortalece nuestra actitud cívica cotidiana.

Estoy convencido que la colaboración activa de gobierno, sociedad civil y la iniciativa privada, nos permitirán asegurar la forma más eficiente y efectiva de aplicar los principios de competitividad, responsabilidad social y corporativa.

No es mi intención que estas palabras sean solamente una suma de números y datos, ni un recorrido por nuestros orígenes e historia. Es, también, un escenario para ponernos a analizar el tiempo en que estamos viviendo y el espíritu y voluntad que estamos construyendo para consolidar a Quintana Roo como el polo turístico más importante del país y uno de los más reconocidos en el mundo.

Estamos conscientes del valor que nuestro estado representa en el turismo de todo México. Sabemos que somos una ventana abierta para asomarse a nuestro país, somos fuente generadora de divisas y de empleo que contribuye de forma sostenida y equilibrada al crecimiento de nuestra comunidad.

También, ofrecemos a nuestros visitantes estándares de calidad, con valores e identidad propia que nos distinguen de otros destinos turísticos y de otras naciones. Sabemos que nuestras marcas más reconocidas, como Cancún, Riviera Maya, Cozumel, Isla Mujeres, Tulum, Holbox. Tenemos magníficos productos, pero requerimos agregar ideas innovadoras, nuevos servicios, atraer nuevas inversiones.

Agregar a nuestro turismo de sol y playa, la opción sustentable de una oferta basada en nuestra extraordinaria cultura maya, con sus zonas arqueológicas, sus poblaciones vivas y sus fascinantes tradiciones. Con nuestra selva, cenotes, ríos subterráneos, y una flora y fauna únicos para el turismo de naturaleza y de aventura, y con la innovación de parques temáticos que ofrezcan acción, emociones, sensaciones y escenarios virtuales que te permitan ser parte de una batalla de piratas o estar en un acuario con tiburones y ballenas.

Todo ello, nos permitirá crecer con más y mejores productos, más competitivos, porque la competitividad significa producir más y mejores bienes y servicios con calidad, que se comercialicen exitosamente entre los consumidores nacionales y extranjeros.

La competitividad conduce a trabajos mejor pagados y a la generación de recursos necesarios para crear una infraestructura adecuada de servicios públicos y apoyo a los que menos tienen. Y eso es lo que nos convoca hoy, aquí, porque no estamos anunciado sólo un gran parque temático y nuevos hoteles; estamos anunciando un gran trabajo en equipo. Es un paso más para reducir las brechas de la desigualdad social que aún padecemos y, por ende, para fortalecer un modelo de inclusión con más y mejores oportunidades para todos.

Yo celebro el encuentro al que nos convoca el señor Presidente de la República, en torno a la confianza que México y nuestro estado brindan al inversionista.

En Quintana Roo, estamos listos para hacer nuestra parte.

Muchas gracias.

-MODERADORA: Corresponde el uso de la palabra al ingeniero Carlos Peralta Quintero, Presidente y Director General de Grupo IUSA e inversionista del Proyecto AMIKOO.

-ING. CARLOS PERALTA QUINTERO: Licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente de la República.

Ingeniero Carlos Joaquín González, Gobernador del Estado de Quintana Roo; licenciado José Antonio Meade, Secretario de Hacienda; licenciado Enrique de la Madrid, Secretario de Turismo; licenciado Ildefonso Guajardo, Secretario de Economía; ingeniero Rafael Pacchiano, Secretario del Medio Ambiente; amiga María Cristina García Cepeda, Secretaria de Cultura; licenciado Francisco Guzmán, Jefe de la Oficina de la Presidencia.

Amigos todos:

Con su permiso, señor Presidente, antes de iniciar mi intervención, quiero enviar desde aquí, nuestra solidaridad y apoyo a nuestros hermanos de Oaxaca y Chiapas, que se vieron afectados por los sismos del pasado día 7.

Estamos con ustedes, y la ayuda va en camino.

Grupo IUSA ha donado 100 viviendas para la población afectada y quiero aprovechar este foro para ofrecerle otras 100, señor Presidente, y también convocar al sector privado y a la sociedad en general a sumarse para multiplicar los apoyos, que tanta falta hacen.

Estimado señor Presidente:

A nombre del grupo de inversionistas que represento, agradezco la enorme distinción de poder llevar a cabo este anuncio de inversión en la casa de todos los mexicanos: la Residencia Oficial de Los Pinos, teniendo como testigo de honor al señor Presidente de la República.

Muchas gracias.

Derivado de la visión estratégica y las acertadas políticas públicas implementadas por su Administración, México recuperó su condición de potencia turística global, al pasar del lugar número 15, en el 2013, y ser hoy el 8º país con mayor recepción de turistas internacionales, de acuerdo con la Organización Mundial del Turismo.

Este importante avance en el ranking de los países más visitados del orbe, nos ha permitido alcanzar otras cifras históricas récord, como el ingreso de divisas en el sector, los cuales ascendieron el año pasado a 19 mil 650 millones de dólares, 54 por ciento superiores a las del inicio de su Administración.

Todas las cifras e indicadores de avance carecen de sentido si sus beneficios no son transferidos a la población.

Éste no es el caso. El gran dinamismo que ha experimentado el turismo en el Gobierno del Presidente Peña Nieto se ha traducido en que hoy más de 10 millones de mexicanos trabajen diariamente en este importante sector, impulsando el desarrollo de México y el bienestar de sus familias.

En el contexto del buen momento por el que atraviesa la actividad turística en el país y la gran confianza y las buenas perspectivas que tenemos en la economía, aunado al gran amor por México y lo mexicano, un grupo de inversionistas decidimos participar, a través de una novedosa y vanguardista iniciativa de clase mundial.

Sumando la experiencia de más de 29 años en el sector de Grupo GALA, como desarrollador, operador e inversionista de proyectos turísticos y el emprendimiento empresarial de Grupo IUSA, tenemos el privilegio, el día de hoy, de anunciar la inversión del destino temático Parque de Diversiones y Resort denominado AMIKOO, en el Estado de Quintana Roo.

Amikoo, que en lengua maya significa: amigo, de concepto y personajes desarrollados en su totalidad por talento mexicano, está concebido como un destino temático, basado en la rica cosmogonía maya.

Con una inversión estimada de 840 millones de dólares, AMIKOO está proyectado desarrollarse en un predio de 120 hectáreas en dos etapas:

La primera etapa comprenderá un hotel de 320 habitaciones, un Museo de Arqueología y Antropología Maya, un simulador de vuelo panorámico, Vuela sobre México; un simulador de expedición submarina Mares de México; la atracción Los Piratas de Bacalar; un centro de convenciones, una zona comercial, un centro gastronómico, una arena de conciertos y una gran alberca de olas, las cuales quedarán concluidas en el mes de noviembre del próximo año, y esperamos tener el honor de que sean inauguradas por usted, señor Presidente.

La segunda etapa, se completará en los siguientes 24 meses.

Durante su construcción y operación se crearán nueve mil empleos directos, y 36 mil empleos indirectos para los habitantes del Estado de Quintana Roo, convirtiéndolo en el destino temático más importante de América Latina.

Dentro de los aspectos más importantes en la visión del Proyecto AMIKOO se encuentra la sustentabilidad.

Cabe destacar que, en su conceptualización, diseño y desarrollo, se observó un estricto apego a las normas de protección ambiental.

Es importante subrayar que de las 120 hectáreas con que cuenta el predio, 85 hectáreas serán destinadas de conservación ecológica, lo que representa más del 75 por ciento.
Grupo IUSA y Grupo Gala, conscientes de los altos estándares de calidad y seguridad que demandan los millones de visitantes año con año, hemos celebrado alianzas estratégicas con las empresas más importantes del mundo de la industria del entretenimiento. Con ellos, haremos el diseño, construcción y operación de las atracciones, que formarán parte de AMIKOO.

Estas alianzas y la permanente supervisión garantizarán una operación con los más altos estándares de seguridad y confiabilidad del mundo.

No quiero dejar pasar la ocasión de expresar nuestro reconocimiento y gratitud a las autoridades del Gobierno del Estado de Quintana Roo, especialmente a mi amigo el Gobernador del estado, aquí presente; y a las dependencias Federales involucradas: Secretaría de Hacienda, Secretaría de Turismo, SEMARNAT, Cultura y BANCOMEXT por su invaluable apoyo para la materialización de este proyecto.

AMIKOO se erige como un destino temático y como una oportunidad de mostrarle al mundo y a los mexicanos que la grandeza de nuestro pasado es nuestro vínculo más fuerte con el futuro.

AMIKOO será una ventana para dejar ver la riqueza que nos antecede y lo mejor de lo que somos hoy: riqueza cultural expresada en la arqueología, gastronomía, música y arte.

AMIKOO será una nueva oportunidad de mostrar orgullosamente nuestro patrimonio natural y la gran biodiversidad con que se cuenta en nuestro país.

Será un espacio para el esparcimiento, pero también un lente para dejar ver y sentir la hospitalidad, la calidad y la calidez con que a los mexicanos nos gusta recibir a quienes nos visitan.

El anuncio de inversión que hoy damos a conocer, señor Presidente, es una muestra más de la confianza que tenemos en México y su futuro.

Confianza en las políticas públicas impulsadas por su Gobierno; confianza en la estabilidad laboral y la seguridad jurídica.

Señor Presidente:

Como lo hemos hecho en Grupo IUSA en los últimos 78 años, seguimos y seguiremos invirtiendo en México, creando empleos y oportunidades para los mexicanos.

En síntesis, señor, nos la seguiremos jugando con México.

Muchas gracias.

(A CONTINUACIÓN, HIZO USO DE LA PALABRA EL PRESIDENTE DE LOS ESTADOS UNIDOS MEXICANOS, LICENCIADO ENRIQUE PEÑA NIETO. SU DISCURSO SE TRANSCRIBE POR SEPARADO)