Con el objeto de inhibir las conductas ilícitas que se presenten en las próximas elecciones, la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales y el Instituto Nacional Electoral (INE), firman convenio de colaboración para fomentar la participación ciudadana y prevenir los delitos electorales.

Durante su participación, José Agustín Ortíz Pinchetti, titular de la Fiscalía Electoral, dijo que este acuerdo consiste en disuadir más que perseguir cualquier acto que atente con los procesos electorales, garantizando así el trabajo de manera estricta y coordinada con el instituto para hacer todo lo posible por garantizar la limpieza en los comicios.

Agregó, que esto es un momento muy importante para el país, porque está apenas amaneciendo el nuevo régimen, en el cuál, una de sus banderas importantes ha sido la de consumar enteramente la transición de la democracia y arrancar de raíz y para siempre los fraudes electorales.

Ortíz Pinchetti dijo sentirse contento de formar parte de este convenio, porque asocia a dos instituciones enteramente claves para el proceso electoral, como lo son la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales y el Instituto Nacional Electoral.

Por su parte, el Consejero Presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova Vianello, explicó que el acuerdo establece las bases de colaboración de dos instituciones indispensables en la recreación del sistema democrático, por lo que determina las bases legales para intercambiar información que permita prevenir la comisión de delitos electorales, dar seguimiento a los delitos electorales, estimular la conducta de la denuncia e intercambiar experiencias en beneficio de la democracia.

Detalló que la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales de la Fiscalía General de la República trabajara siguiendo los pasos de la organización de las elecciones que hace el INE, “para que de manera conjunta podamos inhibir las conductas ilícitas que se presenten por cualquier tipo de actor: funcionarios públicos, federales, locales o municipales; actores políticos o actores privados que intentan indebidamente incidir en la política”.

Dijo que respetar las reglas del juego democrático es la mejor forma de contribuir a que las elecciones cumplan con su función civilizatoria en las sociedades modernas.

/cms/uploads/image/file/489593/169-7.jpg/cms/uploads/image/file/489594/169-10.jpg/cms/uploads/image/file/489592/169-2.jpg