El cuidado de las abejas es una medida crucial para lograr la seguridad alimentaria, ya que éstas auxilian junto a otros animales a la polinización de más del 75 por ciento de los cultivos de frutas, hortalizas y semillas a nivel mundial.

En el sector apícola, el Nuevo Sistema de Financiamiento Rural Integral ha realizado acciones coordinada para su cuidado e impulso productivo.

En el caso de la Financiera Nacional de Desarrollo Agropecuario, Rural, Forestal y Pesquero (FND), en este ámbito se han dispersado 33.31 millones de pesos entre 63 clientes y acreditados finales, en lo que va de 2019.  

Por su parte, AGROASEMEX diseñó y puso en marcha el Seguro de Daños a la Apicultura con Imágenes de Satélite. Este seguro cubre, la disminución en la producción de flor de la biomasa vegetal (cantidad de materia vegetal que produce una planta, a través del proceso de fotosíntesis), en la Unidad de Riesgo, estimada a través de índices de floración.

Este nuevo esquema de aseguramiento ampara problemas de: Sequía, Exceso de Humedad, Granizo, Onda Cálida, Helada, Bajas Temperaturas, Inundación, Huracán, Ciclón, Tornado, Tromba o Vientos Fuertes.

El seguro protege contra afectaciones al inventario apícola, derivadas de la disminución en la producción de flor ante la ocurrencia de fenómenos hidrometeorológicos. La evaluación del daño se realiza por medio de índices de floración obtenidos con imágenes satelitales.

Mediante sus labores de polinización, las abejas también ayudan a los productores a mejorar sus rendimientos agrícolas. De acuerdo con un estudio de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), la gestión de la actividad de las abejas puede mejorar los rendimientos de la agricultura hasta en un 24 por ciento.

Diferentes organismos internacionales han emprendido acciones para preservar a las abejas. En el marco del Día Mundial de las Abejas, la FAO ha iniciado acciones coordinadas junto a la Plataforma Intergubernamental sobre Diversidad Biológica (IPBES, por sus siglas en inglés) para fomentar el uso sostenible de las abejas y otros insectos polinizadores.

La importancia de las abejas en México radica en sus aportaciones al sector agroalimentario. México produce anualmente un promedio de 53 mil toneladas de miel.

Adicionalmente, durante el 2018, el país se ubicó en el sexto lugar como productor de miel de abeja a nivel mundial, y en el tercer lugar como exportador de la misma.

En nuestro país, se estima que hay alrededor de 41 mil apicultores, los cuales se concentran principalmente en estados del sureste como Yucatán, Campeche, Chiapas y Veracruz.