• En 2017 se ha mostrado una tendencia hacia la igualdad de género con el incremento de subsidios para vivienda a mujeres.
  • El empleo en la industria de la construcción obtuvo un nuevo récord histórico en julio de 2017 con más de 1.6 millones de trabajadores afiliados al IMSS.

La Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (SEDATU), a través de la Comisión Nacional de Vivienda, ha ejercido 357.9 millones de pesos en subsidios para la autoproducción de vivienda entre enero y agosto de 2017, 98.4 por ciento más que el mismo periodo de 2016 y el mayor nivel en los últimos cuatro años.

Bajo el Programa de Acceso al Financiamiento para Soluciones Habitacionales se han realizado  5 mil 400 acciones bajo la modalidad de autoproducción entre enero y agosto de 2017, en comparación con las 2 mil 800 del mismo periodo de 2016, según el Reporte Mensual del Sector de la Vivienda de Septiembre 2017.

La modalidad de autoproducción de vivienda atiende principalmente a la población no afiliada por los institutos de seguridad social federales, para la construcción de una solución habitacional en terreno propio, mediante la contratación de terceros o por medio de procesos de autoconstrucción.

Además de generar más apoyos a la población sin seguridad social, la actividad del año muestra una tendencia hacia la igualdad de género, pues se incrementó 1.2 por ciento la entrega de subsidios a mujeres, respecto a lo observado en 2016.

Entre enero y agosto del presente año, el 41.6 por ciento de los subsidios se destinaron a mujeres, tan solo en agosto de 2017 su participación fue del 42.9 por ciento.

En total, el Gobierno de la República ha beneficiado a 66 mil 700 personas y sus familias, con un subsidio para la obtención de una solución habitacional entre enero y agosto de 2017, a través de una inversión de 3 mil 456 millones de pesos, a través del Programa de Acceso al Financiamiento para Soluciones Habitacionales.

El Reporte Mensual de septiembre 2017 también informa sobre el crecimiento en el empleo en la industria de la construcción, obteniendo un nuevo récord histórico en julio de 2017 con un millón 620 mil trabajadores afiliados al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

En comparación al nivel observado en 2016, el empleo para julio de 2017 en la industria de la construcción significó un incremento de 4.5 por ciento, equivalente a 69 mil 100 puestos de trabajo.

Por otro lado, en los últimos doce meses a julio, el financiamiento individual a la vivienda otorgado en el mercado tradicional (Infonavit, Fovissste, y banca comercial) acumuló una inversión de 317 mil 600 millones de pesos, lo que significó 1.4 por ciento más a la observada en el mismo periodo de 2016.

El Infonavit se mantiene como la principal entidad ejecutora. A pesar de los cambios implementados en las Reglas de Operación del Programa de Acceso al Financiamiento para Soluciones Habitacionales donde se eliminó la atención a personas con ingresos entre 4 y 5 UMAs (9 mil 179.58 y 11 mil 474.48 pesos al mes, respectivamente), la participación del Instituto mostró un aumento de 3.2 por ciento en comparación con el resultado de 2016.

Con respecto al comportamiento de la colocación de crédito individual a la vivienda durante el mes de junio, el Índice de Inversión Fija Bruta tuvo un crecimiento interanual de 3.5 por ciento en el componente de Edificación Residencial. Con este resultado, el sector de la vivienda alcanzó un crecimiento promedio del 1 por ciento en el primer semestre, superior al conjunto de la construcción y la economía en general, manteniendo así su contribución a la inversión en el país.