Muy buenos días a todos, sean ustedes bienvenidos a esta que es su casa, México. A nombre del secretario de Relaciones Exteriores, José Antonio Meade Kuribreña les doy la más cordial bienvenida y su saludo afectuoso.

Licenciado Julián Oliva, subsecretario de responsabilidades Administrativas y Contrataciones Públicas y encargado del despacho en la Secretaría de la Función Pública, gracias por su gentil invitación; doctora Olga Sánchez, ministra de Planificación Nacional y Política Económica de Costa Rica, y a quien debo felicitar como recién designada presidenta del consejo directivo del Centro Latinoamericano de Administración para el Desarrollo; maestro Gregorio Montero, secretario general del Centro Latinoamericano de Administración para el Desarrollo; y maestro David Edelman, director de programas del mismo centro.

Distinguidos ministros y ministras de los países latinoamericanos, embajadores, queridos amigos que veo presentes acá, a los amigos de la prensa, señoras y señores, muchas gracias.

Es un honor para mí acompañarlos en el inicio de los trabajos de la 16 Conferencia Iberoamericana de Ministras y Ministros de Administración Pública y Reforma del Estado.

Esta reunión reviste particular importancia por tratarse de la primera reunión ministerial de todo el proceso de eventos ministeriales preparatorios hacia la XXIV Cumbre Iberoamericana que habrá de celebrarse en México ahora en diciembre en Veracruz, en donde además, insisto, la atenta invitación del presidente Enrique Peña Nieto para todos los presidentes de Iberoamérica para que nos acompañen en este evento tan importante, en una coyuntura donde después de tantos años que lleva creado este foro iberoamericano y que ha tenido diferentes aristas, como la que hoy los tiene convocados en esta ocasión, que es el tema de administración pública y reforma del Estado.

Creemos que es un foro que a la luz de los años ha tenido muchas aportaciones muy productivas, pero también considero que es un foro que requería renovarse, requería actualizarse, requería modernizarse y requería revitalizarse y enfocarse hacia agendas concretas.

El presidente Enrique Peña Nieto ha destacado tres temas, que son los que van a ser los ejes de la cumbre Iberoamericana durante todo este año y los trabajos preparatorios, que son: educación, cultural e innovación.

Y el hecho de que ustedes estén tratando en sus trabajos, como lo comentaba doña Olga, el tema en particular de innovación, de cómo tener un Estado moderno, un Estado que escuche las necesidades de los ciudadanos, un Estado responsable y un Estado más vigente y más actual, pero también más cercano a la ciudadanía, creo que apunta en una perfecta dirección porque la idea de que todos los insumos, durante este proceso del año que vayan a resultar en la Cumbre Iberoamericana, es que justamente enfoquemos los trabajos hacia estos tres ejes y que después los presidentes, y jefes de Estado, y mandatarios que asistan a la Cumbre Iberoamericana, tengan la posibilidad de tener un diálogo en estas tres vertientes, muy focalizado y con entregables y con resultados muy concretos.

Lo que hemos tratado de hacer a nivel cancillerías, es justamente esto que les comento, revitalizar, fortalecer la Cumbre Iberoamericana como un espacio de diálogo. Algo que caracteriza a la política mexicana y sé que es la política también de muchos de los países de Iberoamérica, es que nos sentimos profundamente orgullosos de las pertenencias múltiples que tenemos.

En el caso de México somos orgullosamente iberoamericanos, orgullosamente centroamericanos, caribeños, latinoamericanos, norteamericanos, y todas esas pertenencias nos dan la posibilidad de insertarnos de manera efectiva en el mundo y tener agendas muy específicas con acentos particulares en cada uno de estos foros, y el acento particular de la conferencia iberoamericana, de la Cumbre iberoamericana, es justamente la cooperación.

Así es que, el intercambio de ideas que hoy se va a dar aquí, el intercambio de buenas prácticas y el hecho de que lleguen acuerdos para agendas comunes de trabajo hacia adelante sobre las materias que les competen, pero sobre todo también llevando un mensaje hacia la cumbre Iberoamericana de Veracruz en lo que a reforma del Estado se refiere, a fortalecimiento del mismo y a un Estado, como insistía yo, sensible y preocupado por las causas sociales, que ya se señalaban algunas de ellas en el caso de la equidad, de la promoción del desarrollo.

Creo que estaremos haciendo una buena contribución, ustedes serán, como digo, los primeros que a nivel ministerial hagan estas aportaciones para el resto de los trabajos del año, que culminarán con la Cumbre Iberoamericana.

Y no me queda más que desearles el mejor de los éxitos en sus trabajos. Reitero, México es su casa, y estaremos además muy gustosos de recibir a sus jefes de Estado y de gobierno, ahora en Veracruz, para continuar fortaleciendo este espacio de diálogo y de cooperación que es Iberoamérica, y que nos hace sentir orgullosamente parte de esta comunidad iberoamericana que todos hemos creado a lo largo de los años.

Así es que muchas gracias y los felicito por sus trabajos, enhorabuena.