La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) expresa su profunda preocupación y condena ante el incidente ocurrido esta madrugada en Austin, Texas, en la que un individuo realizó disparos hacia varios edificios públicos en el centro de esta ciudad, incluyendo la sede del Consulado General de México. Los hechos ocurrieron fuera del horario de atención al público, en día festivo y no se registraron víctimas.

La cónsul general de México en Austin, Rosalba Ojeda, se ha mantenido en estrecho contacto con autoridades locales y federales. Esta mañana realizó un primer recorrido por las instalaciones de esa representación, en coordinación con dichas autoridades.

En el recorrido, se constataron daños a la fachada y acceso al consulado, provocados aparentemente por disparos de arma de fuego. El proceso de evaluación integral de las afectaciones a las instalaciones se encuentra en curso. Hasta el momento no existen indicios de que las detonaciones estuvieran dirigidas exclusivamente a nuestra representación.

El Consulado General mantendrá informada a la comunidad mexicana en esa localidad respecto de la reanudación de servicios una vez que se realicen las reparaciones necesarias y se restablezcan las condiciones que permitan brindar atención al público con seguridad para los usuarios.