En 2014 la colaboración de México con los países de la frontera sur (Guatemala y Belice) registró avances importantes; se profundizó el diálogo político y el impulso de nuevos ámbitos de , para contribuir al desarrollo de la región sur-sureste del país y de la zona fronteriza.

En el ámbito político-diplomático, en el año que concluye el presidente Enrique Peña Nieto sostuvo cuatro encuentros con su homólogo de Guatemala, Otto Pérez Molina. En tanto, con Belice se realizó la VIII Reunión de la Comisión Binacional, que permitió fortalecer el marco jurídico bilateral y reforzar la positiva interacción existente entre este país y los estados de Quintana Roo, Yucatán y Campeche.

En materia migratoria, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), reconociendo las dinámicas de vecindad en la frontera sur y con el objetivo de promover el flujo ordenado y seguro de personas, coadyuvó para que el Instituto Nacional de Migración pudiera emitir, entre agosto y octubre, la Tarjeta de Visitante Regional (TVR) y la Tarjeta de Visitante Trabajador Fronterizo (TVTF), en la embajada de México en Guatemala y en el consulado en Quetzaltenango. En tres meses de operación se entregaron más de 35 mil TVR.

En el ámbito de la seguridad y de infraestructura, México y Guatemala acordaron llevar a cabo un programa de modernización que abarca los 8 puertos fronterizos y la formalización de dos más, cuya concreción permitirá no sólo el tránsito seguro y ordenado de personas, sino también favorecerá el comercio internacional, mejorará los controles fiscales y promoverá las oportunidades de desarrollo económico en la región sureste del país. Estos proyectos serán financiados por el Banco Interamericano de Desarrollo y contarán con recursos del Fondo de Infraestructura para Países de Mesoamérica y el Caribe.

En materia de cooperación energética, en el mes de abril, México suscribió con Guatemala un Memorándum de Entendimiento para crear un grupo de trabajo que evaluará la posibilidad de construir un gasoducto que conecte a ambos países y que responda a las demandas energéticas de Centroamérica. El grupo de trabajo ha llevado a cabo varias reuniones técnicas y se espera que en fecha próxima se tendrá una estimación definitiva de la demanda regional.

En el ámbito del desarrollo social, México y Guatemala han impulsado una agenda de trabajo que atiende las demandas económicas y sociales de las comunidades asentadas en la frontera común, al tiempo que actualizaron los diagnósticos socioeconómicos de la región fronteriza con el propósito de lanzar un Programa de Cooperación México-Guatemala.

En un primer esfuerzo conjunto para potenciar las acciones de la Cruzada contra el Hambre (de México) y Hambre Cero (de Guatemala), ambos países seleccionaron localidades del estado de Chiapas y de San Marcos, Guatemala.

En 2015, la Secretaría de Relaciones Exteriores continuará impulsando una amplia agenda de cooperación con Guatemala y Belice para promover una frontera sur más próspera y segura.