En representación del presidente Enrique Peña Nieto, el secretario de Relaciones Exteriores, José Antonio Meade, asistió hoy a la ceremonia de traspaso del Poder Ejecutivo en la República de Costa Rica, en la cual la mandataria saliente, Laura Chinchilla, entregó el poder al presidente Luis Guillermo Solís Rivera para el periodo 2014-2018.

El canciller Meade, en nombre del Gobierno de México, felicitó al nuevo mandatario costarricense y le deseó que, durante su gestión, se alcancen los mejores resultados en beneficio de su nación. Aprovechó la ocasión para invitarlo a que participe en la XXIV Cumbre Iberoamericana, que se llevará a cabo en Veracruz en diciembre próximo.La presencia del canciller mexicano sirvió para reforzar el gran interés del gobierno de México en la asociación estratégica que se mantiene con Costa Rica desde 2011. 

Este mecanismo ha institucionalizado las relaciones bilaterales en asuntos políticos, de cooperación para el desarrollo, intercambio comercial e inversiones.

Asimismo, ha dado un mejor cauce a la comunidad de intereses y valores en diversos temas tales como el combate al cambio climático, promoción de los derechos humanos, la democracia, el desarme, la paz y la seguridad internacionales.

En 2013 el comercio bilateral entre México y Costa Rica rebasó los 4 mil millones de dólares, lo que convierte a esa nación centroamericana en nuestro principal socio comercial en Centroamérica. México es el tercer principal inversionista extranjero en Costa Rica con una inversión estimada en más de mil 500 millones de dólares. Desde 1995 se mantiene libre comercio con Costa Rica, lo que ha permitido que el comercio bilateral haya aumentado más de 30 veces.

La entrada en vigor del Tratado de Libre Comercio Único para México y Centroamérica, en julio del año pasado, ha constituido oportunidad para incrementar los flujos comerciales y de inversiones bilaterales.


 


14117548616 921bea336e ojpg