¿Qué es la Apostilla?

Los documentos emitidos por instituciones o autoridades de un país requieren pasar por un proceso de legalización y certificación para que su validez pueda ser reconocida en otros países. Para facilitar este procedimiento, la comunidad internacional desarrolló la Convención de La Haya por la que se Suprime el Requisito de Legalización de los Documentos Públicos Extranjeros, adoptada en La Haya, Países Bajos, el 5 de octubre de 1961, mejor conocida como Convención de la Apostilla. El propósito de la Convención es simplificar el sistema de “legalizaciones en cadena” por un sólo trámite denominado “apostilla”. Este trámite consiste en certificar que la firma y el sello de un documento público fueron puestos por una autoridad en uso de sus facultades. Para conocer más sobre la apostilla, la lista de estados parte y las autoridades centrales de cada país, es conveniente visitar el sitio de la Sección Apostilla de la Conferencia de la Haya sobre Derecho Privado Internacional.

Con dicho instrumento, los Estados parte eximen de legalización a los documentos públicos que deban ser presentados en sus territorios, exigiendo como única formalidad la fijación de la apostilla. México es parte de la Convención desde el 14 de agosto de 1995. 

Puede encontrarse más información sobre la apostilla en la página de la Dirección General de Servicios Consulares.

Si necesitas llevar esta información contigo, te invitamos a descargar el documento.