México, D.F., a 19 de enero de 2016


Lázaro Ríos

Director General Editorial

Diario Reforma

Presente

El día de hoy el periódico Reforma publica el artículo “Aumenta EPN la Deuda Nacional”, en el cual se hace referencia a ciertas estadísticas respecto a la evolución de la deuda pública en México en los últimos años. Al respecto, considero importante señalar que el artículo omite información relevante que permite poner en contexto la evolución reciente de la deuda pública y que preciso a continuación:

• A partir de la crisis financiera de 2008 se observó un incremento en los niveles de deuda pública de las economías avanzadas y emergentes. Estos aumentos se han presentado en un contexto internacional caracterizado por una sensible disminución del crecimiento económico y una elevada volatilidad en los mercados financieros. En este contexto, el incremento de la deuda pública en México ha sido moderado y menor al de otras economías. En particular, al considerar el indicador de Deuda Bruta General del Gobierno del Fondo Monetario Internacional (Monitor Fiscal, octubre 2015), el aumento de la deuda de México entre 2008 y el último dato disponible para 2015 fue de 9.2 puntos del PIB. Este incremento fue menor que el de un gran número de economías avanzadas y emergentes. Por ejemplo, en el mismo periodo, el aumento promedio de la deuda en los países avanzados fue de 26.3 puntos del PIB, en el área del euro 24.9 puntos del PIB y en países emergentes y de ingreso medio 9.5 puntos del PIB.

• Es importante destacar que la composición del portafolio de la deuda del gobierno federal permite que los riesgos ante un escenario de volatilidad en los mercados financieros internacionales sean bajos. Así con datos a noviembre de 2015, la mayor parte de la Deuda del Gobierno Federal se encuentra denominada en pesos (78%) y la mayor parte de los pasivos se encuentra contratada a una tasa de interés fija. Por ejemplo, de la deuda interna del Gobierno Federal el 84% se encuentra denominada a tasa de interés fija y a largo plazo. Todo esto implica un bajo nivel de riesgo a movimientos en el tipo de cambio y en las tasas de interés.

• Derivado de lo anterior, los inversionistas continúan teniendo confianza en la deuda del Gobierno Federal. Una muestra de ello fue la colocación que el Gobierno Federal llevó a cabo la semana pasada con una emisión de deuda en los mercados internacionales de capital, a través de la cual se colocaron 2,250 millones de dólares a un plazo de 10 años. La demanda recibida fue de 6,500 millones de dólares, lo que representa 2.9 veces el monto colocado, la mayor demanda recibida para una colocación del Gobierno Federal a dicho plazo. Así, los términos y condiciones obtenidos en dicha transacción, así como la extensa participación de más de 190 inversionistas, reflejan la perspectiva positiva de la comunidad financiera internacional en torno a la situación económica y financiera de México y ratifican la confianza en el manejo macroeconómico y la conducción de las finanzas públicas por parte de la actual Administración.

A fin de que sus lectores cuenten con la información que permita contextualizar la información dada a conocer en esteartículo, agradezco la publicación de la presente. 

Atentamente

Pola Strauss Seidler

Titular de la Unidad de Comunicación Social y Vocera

SHCP