En la búsqueda por fortalecer la seguridad pública de nuestro país a través de personal confiable, nace el Centro Nacional de Certificación y Acreditación, instancia normativa encargada de determinar las normas y procedimientos técnicos para la evaluación de control de confianza de los servidores públicos que prestan sus servicios en las Instituciones de Seguridad Pública.

Para ello, nos corresponde verificar y acreditar que los Centros de Evaluación de Control de Confianza de la Federación, entidades federativas y el Distrito Federal realizan sus funciones con base en el modelo de evaluación homologado a nivel nacional.

En coordinación con los Centros de Evaluación de Control de Confianza del país, integramos el Sistema Nacional de Acreditación y Control de Confianza, con el objetivo de cumplir la evaluación y certificación de los integrantes de estas Instituciones.