El jefe de la Oficina del Secretario de Desarrollo Social, Julio César Guerrero Martín, y el director general de Liconsa, Héctor Pablo Ramírez Puga Leyva, sostuvieron una reunión de trabajo con el gobernador del estado, Gabino Cué Monteagudo, para impulsar la Estrategia de Inclusión en Oaxaca, a fin de fortalecer los esquemas de colaboración entre los tres órdenes de gobierno para el combate a las carencias en la entidad.

Durante este encuentro, se hizo un diagnóstico de la pobreza en el estado, se expusieron intervenciones exitosas de combate a esta condición, y se identificaron acciones estratégicas de inclusión social, así como los municipios prioritarios para su ejecución.

Se reconocieron los avances alcanzados para combatir las carencias sociales en el estado, entre estos, la reducción a la mitad de la carencia de acceso a servicios de salud, que pasó del 38 por ciento de la población en 2010 a 20 por ciento en 2014.

También, el abatimiento en la falta de espacios con calidad en la vivienda, que pasó de 34 por ciento en 2010 a 24 por ciento en 2014, y disminuciones notables en el rezago educativo y la carencia de seguridad social.

El jefe de la Oficina del secretario Meade destacó que Oaxaca es un estado prioritario para el Ejecutivo Federal y aseguró que la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) reforzará su compromiso para potenciar las grandes oportunidades de la entidad.

Destacó que con la Estrategia de Inclusión, los tres órdenes de gobierno “podemos consolidar, trabajando juntos, un Oaxaca sin pobreza”, y señaló que el medio para lograrlo es a través de acciones estratégicas que se deben implementar de forma coordinada para abatir cada carencia y mejorar el bienestar de las familias oaxaqueñas.

“Un estado sin pobreza es aquel donde todos los niños y niñas asisten a la escuela desde preescolar, donde los ciudadanos reciben servicios médicos gratuitos, en el que los adultos mayores, los trabajadores y su familiares tienen su futuro asegurado con una pensión”, expuso Guerrero Martín.

Explicó que un estado con tanta grandeza cultural como Oaxaca, caben viviendas dignas con servicios básicos y alimentación sana, variada y suficiente para todos.

El director general de Liconsa, Héctor Pablo Ramírez Puga Leyva, dijo que para el Gobierno de la República, Oaxaca es un estado que merece atención especial y especializada, porque sus 570 municipios y sus más de 12 mil comunidades ubicadas en una geografía agreste, donde viven 16 grupos étnicos, todos ellos con tradiciones y costumbres distintas, y que requieren de toda la voluntad, el talento y la coordinación posible de los tres niveles de gobierno.

Explicó que conoce perfectamente las ocho regiones del estado y, por ello, valora en toda dimensión la colaboración del gobierno del licenciado Gabino Cué Monteagudo para aterrizar la Estrategia de Inclusión en Oaxaca, cuya prioridad es elevar el nivel de vida de los más necesitados, tal y como lo instruyó el presidente Enrique Peña Nieto.


Oaxaca de Juárez, Oaxaca, 19 febrero de 2016