La gente no quiere migajas, sino mantener con dignidad a sus familias, a partir de su propio esfuerzo y trabajo, aseguró la secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles Berlanga, durante la firma del Convenio de Colaboración con la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC).

Ante los directivos camarales, la secretaria Robles Berlanga pidió “no quedarnos en una simple transferencia monetaria, sino que todos los mexicanos salgan adelante por su propio pie”, y agregó que es un orgullo que la CMIC refrende su compromiso con la Cruzada Nacional Contra el Hambre, en la que “no caben exclusiones ni intolerancias.”

Recordó que el presidente Enrique Peña Nieto hizo un llamado a sumar voluntades, talentos, energías y recursos para construir un México incluyente y generar una gran movilización ciudadana que contribuya a abatir este problema que tanto nos duele y agravia, pues cada hora muere una persona por desnutrición.

Señaló también que la Cruzada pone especial énfasis en la atención de 7.4 millones de personas en pobreza extrema y carencia alimentaria, además de ubicar un espacio inicial de 400 municipios donde ya se trabaja en la construcción de un andamiaje de coordinación interinstitucional entre los tres órdenes de Gobierno. 

Finalmente, recalcó su agradecimiento a la CMIC por sumarse a la Cruzada y contribuir a que, al final, se pueda decir que en México no hay hambre. 

Luis Zárate Rocha, presidente nacional de la CMIC, aseguró que la Cámara dará todo su apoyo a la Cruzada Nacional contra el Hambre, porque los empresarios de la construcción sí saben lo que es la pobreza, ya que construyen hospitales, centros educativos y mucha infraestructura, además de estar en contacto permanente con lo que pasa en el país.

Destacó que la Cámara colaborará principalmente con tareas de capacitación, a través de becas, cursos, talleres de oficios y actividades dirigidas a hombres, amas de casa y estudiantes. 

La titular de la Sedesol estuvo acompañada por Ramón Sosamontes Herreramoro, jefe de la Oficina de la Secretaria, y Jessica Oceguera Rosales, coordinadora de Proyectos Especiales. 

Con el presidente nacional de la CMIC asistieron también Gustavo Arballo Luján, secretario; Francisco Javier Solares Alemán, tesorero, y los vicepresidentes Alejandro Ramírez Sánchez, de Mipymes y Difusión; Eduardo Ramírez Leal, de Delegaciones y Seguridad Social; Jorge Francisco Pineda Arenas, del D. F. y Sector Privado, y Tuffy Gaber Flores, vicepresidente ejecutivo de Enlace Legislativo y Normatividad.

También estuvieron los presidentes estatales de la Cámara en los estados de México y de Puebla, Germán Jalil Hernández y Ricardo Pérez Güemez, así como los coordinadores ejecutivos de Mujeres Empresarias y de Afiliación, Maribel Miceli Maza y Ramón Carreón Arias, respectivamente. 

 Descarga esta información en formato PDF