Chilpancingo, Gro., a 10 de febrero de 2014.

Palabras de la secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles Berlanga, en Chilpancingo, Guerrero en Reunión de Balance de apoyos entregados en La Montaña

 Gracias gobernador. Muchas gracias a todas y a todos, muchas gracias, hemos escuchado con mucha atención sus planteamientos.
Yo les quiero decir, que compartimos plenamente, la necesidad de tener una atención y una estrategia de intervención particular en La Montaña guerrerense, por lo que usted decía, la condición de pobreza extrema, que ha caracterizado a La Montaña durante años, y que desde el inició del gobierno del presidente Enrique Peña Nieto, La Montaña guerrerense ha sido motivo de una intervención como nunca antes se había dado, por parte del Gobierno de la República.
Yo los entiendo perfecto, conozco La Montaña, como secretaria de Desarrollo Social he estado nueve veces, he estado en comunidades, he ido dos veces con el presidente de la República, es decir, La Montaña de Guerrero, ya hemos estado en los municipios más pobres, en las comunidades afectados por la contingencia, momentos extremadamente críticos y también posteriores a este proceso, porque sabemos y entendemos la necesidad de justicia que hay de parte de los habitantes de la Montaña.
Es muy importante el informe que han presentado las diversas dependencia, porque hablan de éste trabajo y de las miles de familias que han sido atendidas a través de los diversos programas, a través del pago, a través de Sagarpa y de la dependencia estatal, a quienes sus cosechas se vieron afectadas, no solamente durante esta contingencia, sino incluso yo estuve en Malinaltepec y me plantearon el tema de un fenómeno anterior y no les había pagado su café y su maíz, y todo ese proceso lo hicimos con nuestro delegado de Sagarpa y posteriormente en la contingencia, también a quienes, de acuerdo al seguro que dictamina, estuvieron sujetos al pago por parte de Sagarpa. Segundo, a través de todo lo que es la entrega, que fue una idea en un momento que fuimos precisamente de la contingencia, que estuvimos en Metlatónoc, una comunidad que quedó completamente aislada y que ahí llegamos el señor gobernador y su servidora.
Ahí al gobernador se le ocurrió que entregáramos maíz a las familias, que no solamente las despensas, que por miles se entregaron en La Montaña durante la contingencia, sino también este apoyo en maíz, frijol a través, tanto del Gobierno estatal como de la CDI que ya se informó. Y que seguimos entregando este apoyo, además de toda esta red de abasto; Diconsa, Liconsa, que se ha incrementado considerablemente en La Montaña. Y el esquema de comedores comunitarios, en donde simplemente como lo informaba el subsecretario Javier Guerrero, estamos hablando de que diariamente comen ahí 30 mil habitantes de La Montaña, desayuno y comida; niños, niñas, mujeres embarazadas, mujeres lactantes y adultos mayores. Lo que ahora tenemos que hacer es identificar quienes no estuvieran, bajo la dinámica de estos  programas y de estas estrategias específicas, para que de manera inmediata, como lo ha dicho aquí el gobernador: “pudiéramos incorporarlos directamente con las familias”, porque nosotros no podemos dar ningún apoyo a ninguna organización, y así nos lo instruyó el presidente Enrique Peña, para evitar una mala utilización, nosotros tenemos que garantizas que estos recursos, apoyos lleguen directamente a las familias.
Por eso todo lo hemos hechos con las comunidades, hemos hecho asambleas, se han formado comités comunitarios para que haya esta supervisión y esta transparencia.
Entonces, en eso no les quepa la menor duda, además de lo que aquí ha señalado el gobernador en una tarea compartida, que nos permita incorporar el empleo temporal a las actividades que se siguen desarrollando, que nos permitan cuidar el bosque, que también es uno de los problemas que tenemos ya, con fenómenos como estos de las lluvias, es ya también la deforestación de nuestros bosques e implica precisamente que viene una lluvia de esa magnitud, como la que se vivió por los huracanes, que se nos deslave más la tierra, y con las repercusiones no solamente inmediatas, sino de largo plazo, en términos de sus propias tierras para cultivar lo que es un problema.
 Entonces tenemos que trabajar en este esquema también de maíz con bosque, conjuntamente con ustedes, directamente ahí en las comisarías, con la gente para que podamos realmente impulsar estos programas.
Tercero, el que se prepare, y yo le pediría el apoyo especial a Sagarpa, para que toda la parte que tiene que ver con la preparación de las tierras, para el nuevo momento de cultivo, podamos estar con todos los apoyos necesarios para reivindicar.
Yo lo he dicho y cada que vez que voy a La Montaña, lo insisto y lo insisto.
Como usted lo dijo: “Nuestro pueblo es trabajador, nuestra gente sabe trabajar” y hay que derrotar este mito de que la gente sólo puede vivir de un subsidio, la gente vive de su trabajo, eso es lo digno, y los campesinos y los indígenas de este país, nos han alimentado durante décadas, yo confió plenamente de que así debe de ser y hay esquemas de apoyo para la producción, que conjuntamente con el Gobierno del estado estamos instrumentando para que ahí ustedes se sientan fortalecidos. Adicionalmente, yo le estoy pidiendo al subsecretario Guerrero, que identifiquemos 100 lugares más para 100 comedores que nos permitan alimentar 10 mil personas más; niños, niña, mujeres embarazadas, lactantes y adultos mayores en lo que se instrumenta todo este proceso y podamos seguir apoyando a La Montaña con este esfuerzo, que es ir más allá del maíz y del frijol, es ofrecerles a estos niños y niñas, como usted lo decía don Benigno, ofrecerles una alimentación, que lleguen mejor a la escuela, que puedan aprovechar la oportunidad de que en su escuela estén realmente aprendiendo, porque eso es lo que tenemos todos que garantizar, que se ubique en conjunto con los comisarios.
Hemos estado, yo como tres veces con los presidentes municipales de La Montaña, con todos, aquí no ha habido colores, ni nada, aquí hay un objetivo, se llama La Montaña guerrerense. Para que identifiquemos estos lugares, que ustedes también nos digan: “Estamos viendo una situación crítica en tales comunidades, ayúdenos”.
Tlachinola nos ha ayudado, proporcionándonos información, en todos los lados donde se ubicaron campamentos, tuvimos comedores, tenemos comedores, entonces es bien importante señalar esto, porque hablar de una crisis alimentaria es, de alguna manera acotando e ir donde verdaderamente hay esta necesidad para atenderla rápidamente. 100 comedores más, yo les pediría, a la única mujer que veo aquí en la mesa, que nos ayude, porque hay un programa muy importante de CDI, de Sedesol de proyectos productivos para mujeres, no  solamente pensemos en nuestros campesinos, en nuestros productores, en el maíz.
Aquí que Virginia nos ayude y otras compañeras, a que se organicen las mujeres de estas comunidades y podamos apoyarlas con proyectos productivos; de animales de traspatio, que también pueden ser para alimentación, o de cualquier proyecto que les permita garantizar el alimento de sus familias. Entonces podemos complementar la parte agrícola con la parte productiva para las mujeres a través de proyectos.
Tenemos CDI, tiene Sedesol, podemos hacer una mesa conjuntamente, yo le pediría a Mirna y a nuestro delegado de CDI, aquí en Guerrero que trabajemos en este sentido para que podamos atender estas necesidades. Yo les reitero el compromiso que hay del gobierno del presidente Peña, justamente ahí en Tlalpa, el presidente mencionó el proyecto de Ciudad Mujer, que va a ser para las mujeres indígenas de La Montaña, un espacio integral para las mujeres, no solo en términos de violencia, sino de salud, salud odontológica, de salud sexual y reproductiva, atención para las niños y niñas de la Sierra, proyectos productivos, capacitación para el empleo, alfabetización, es decir un espacio para que las mujeres de La Montaña encuentren ahí, en un solo lugar todos los apoyos y todos los servicios que proporciona el Gobierno.
Hay un compromiso con las mujeres guerrerenses, en particular con las mujeres de La Montaña y esta Ciudad Mujer forma parte del proceso de reconstrucción y no sólo de reconstrucción, sino como lo dijo el presidente: “De que Guerrero esté mejor”. Estamos totalmente abiertos, yo le pido tanto al subsecretario Javier Guerrero, que ha estado de manera permanente, no solamente en Guerrero, sino en La Montaña de Guerrero, que además ha estado en comunicación permanente con Abel, para que trabajemos en eso, pero sin intermediación de organizaciones, sino directamente ahí en sus localidades, que hagan una ruta, para trabajar para aterrizar y que podamos rápidamente tener los comedores, la entrega que se requiera de maíz y demás a familias que no hayan sido beneficiadas, estamos hablando que son miles de familias, estamos hablando que además La Montaña guerrerense tiene más de –aquí estoy viendo los datos del 2010- 250 mil habitantes. Hemos hecho un esfuerzo extraordinario del Gobierno, no dudo que nos falte, y ahí es donde ustedes nos van a ayudar a poder concretar este trabajo, pero lo más importante creo yo, es la capacidad productiva de La Montaña, en eso tenemos que trabajar de la mano, así lo hemos establecido. Verdad gobernador, que lo importante es, el que ustedes puedan en efecto, como aquí se ha dicho, vivir de su trabajo y de su propio esfuerzo.
Entonces, les agradezco mucho. Nosotros además de todo el esfuerzo que hemos hecho de salud y que aquí esta Frined, nuestra responsable del IMSS-Oportunidades, simplemente el propio jueves en La Montaña guerrerense, allá en Tlalpa ¿cuántas mujeres atendidas, Frined, para todo el tema? Mil 165 mujeres que llegaron, se les atendió, solamente a dos se les encontró un problema de cáncer que ya están siendo canalizadas, dos mujeres de Metlatónoc, todas las demás fueron atendidas. Tenemos un trabajo fuerte en La Montaña y con su apoyo y consejo vamos a fortalecerlo todavía más, lo que necesitamos es ponernos a trabajar conjuntamente, hacerlo inmediatamente.
Una vez más nuestro delegado Pepe Armenta, estará muy al pendiente. Yo, como parte de nuestro proceso de restructuración, me comprometí a que tengamos una subdelegación de Sedesol en La Montaña, porque solamente tenemos un delegado en todo el estado y el estado es: Costa Chica, Costa Grande, la parte del centro, La Montaña, La Sierra, que también, ustedes saben, ahí fueron muy afectados, particularmente sus hermanos de La Pintada, con los que estamos trabajando también de manera muy importante.
La problemática es de todo Guerrero, hay el compromiso del presidente Peña y estamos trabajando para concretar lo más rápido posible, esta aspiración de que Guerrero este mejor, algunas cosas llevarán mucho más tiempo que un año, estamos hablando, por ejemplo de esta vía que va a comunicar hasta Puebla, evidentemente no es de corto plazo, otras serán muy inmediatas, pero entre todos estoy seguro que podremos hacerlo mucho mejor.
Yo les agradezco a todos su presencia y les dejo, para que se pongan en contacto, aquí con Javier Guerrero y con nuestro delegado para que coordinen una reunión de trabajo, lo más pronto posible allá.
Muchas gracias. Gracias.
oo0oo.