El secretario de Desarrollo Social participó como orador en la 11ª Cumbre Financiera Mexicana

El secretario de Desarrollo Social, José Antonio Meade Kuribreña, afirmó que a pesar del recorte presupuestario planteado por el Banco de México y la Secretaría de Hacienda, se preservarán los recursos de los programas de Desarrollo Social, “por lo que al centro de las decisiones que se tomaron está la preocupación por cuidar a los más pobres”, dijo.

Al asistir como orador a la 11ª Cumbre Financiera Mexicana, que se celebra en esta ciudad auspiciada por  diversas instituciones bancarias y corredurías internacionales, el titular de la Sedesol explicó que los recortes programados ayudarán en dos dimensiones:

“La primera y muy importante, a preservar la estabilidad del entorno macroeconómico, y la estabilidad de precios, que desde el punto de vista de pobreza es probablemente la variable más relevante”, explicó.

Resaltó que en el último informe del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), se destaca que el crecimiento más importante en términos de la capacidad adquisitiva del salario en México, medida año con año y reportada trimestralmente, tuvo en 2015 su mejor incremento en ocho años.

“Eso quiere decir que nos estamos moviendo en la dirección correcta, en la dirección de un entorno de precios cada vez más estables y de ingresos que están empezando a reflejar mejorías”, expresó el titular de la Sedesol.

Meade Kuribreña agregó que el nivel de inflación anualizado, ubicado en el 2.81 por ciento, se mantiene en línea con la expectativa del Banco de México y en materia puntual de la canasta alimentaria. “Por primera vez en muchos años, la canasta alimentaria está teniendo un desempeño en línea con la inflación, e incluso por debajo de ella”, puntualizó.

En el caso de los programas que la Secretaría de Desarrollo Social despliega en todo el territorio nacional, aclaró que no habrá ningún recorte, ajuste, ni despido de personal.

“Habremos sí, de sujetarnos al decreto de austeridad que fue publicado, pero eso no tiene ninguna afectación en nuestro despliegue ni en la atención que debemos a nuestros beneficiarios”, apuntó.

Durante su participación en este foro, el secretario de Desarrollo Social dijo que en tiempos de dificultad, la política pública es puesta a prueba en diferentes dimensiones. La solvencia y las diferentes variables del país se empiezan a estudiar desde diferentes ángulos, y uno de ellos muy importante es el de la pobreza.

“En medio de estos espacios de preocupación, de este contexto global complicado, una buena política pública que preserve y que ponga al centro la estabilidad es probablemente, desde la óptica de pobreza, el elemento más importante”, comentó.


Ciudad de México, 25 de febrero de 2016